<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

A los reguetoneros sí que les gusta colaborar

  • Maluma y Madonna se presentaron en los premios Billboard en un show que incluyó hologramas de la reina del pop y sus álter ego. FOTO @madonna
    Maluma y Madonna se presentaron en los premios Billboard en un show que incluyó hologramas de la reina del pop y sus álter ego. FOTO @madonna
Por Jonathan Montoya García | Publicado el 03 de mayo de 2019
6.000

millones de visualizaciones tiene Despacito, de Luis Fonsi, en YouTube.

En Definitiva

Sumar artistas en una canción y, sobre todo si son latinos y cantan reguetón, es una tendencia que puede significar el aumento de la popularidad de los temas y las visualizaciones de los videos.

“No’ vamo’, no’ vamo’ pa’ Medallo”, canta Madonna en su nueva canción, Medellín. “Con calma”, dice katy Perry en un tema al que Daddy Yankee la invitó, “Dile que tú eres mía, mía”, entona el rapero más exitoso de la actualidad, el canadiense Drake. Esos artistas se animaron a cantar en español; la razón: colaboraron con un cantante latino.

Nombres como Ozuna, Yankee, Maluma, Balvin, Bad Bunny, entre otros, pasaron la frontera latinoamericana para no solo sonar en otros territorios, sino para trabajar con artistas anglo en canciones que suman millones de visualizaciones en YouTube y streams (reproducciones) en las plataformas de música por internet.

Las colaboraciones o featuring no son un fenómeno reciente; su historia es larga y está marcada por un hito, en 1990 una canción llegó al número 1 del tradicional listado Hot 100, de Billboard, en Estados Unidos: She Ain’t Worth It, un tema del cantante hawaiano de pop, Glenn Medeiros, quien invitó al cantante de hip hop Bobby Brown para que hiciera parte de él.

Nunca antes un featuring había logrado eso, el puesto más alto de la lista parecía exclusivo para artistas que hacían canciones en solitario por esos días, como Barbara Streisand, Michael Jackson y Madonna quien, años después, entrados los 2000, se sumaría a la moda de invitar a alguien o ser invitada, cuando se unió a Britney Spears para acompañarla en Me against the music (2003). Ahora lo repitió e incluyó a Maluma en su canción Medellín, el primer lanzamiento de su nuevo disco, lo que desbordó la exposición que el paisa ya había alcanzado en los featuring con Shakira (Chantaje y Trap)

Otro colombiano, J Balvin, es uno de los actuales “reyes” de esta propuesta, participando con artistas de renombre como Beyoncé y Justin Bieber, lo que dejó como resultado nuevas versiones de Mi Gente y Sorry.

Que en esas uniones los protagonistas sean los latinos tiene una razón de peso: “Hoy por hoy el género transnacional de la industria musical es el reguetón, no hay otro más exitoso”, señala el periodista de música y director creativo de Rock al Parque, Chucky García.

Para él, esa es la causa por la que hay artistas anglo como Madonna, con un poco más de treinta años de carrera y cientos de millones de discos vendidos en el mundo, colaborando con reguetoneros como Maluma.

Adicionalmente, resalta García, en ese caso en particular, el joven paisa es el que vive un buen momento, y esa fue otra razón de peso para que la reina del pop decidiera incluirlo en su nuevo trabajo discográfico, así haya sido él, según aseguró la cantante en una entrevista a Beats 1, la emisora de Apple Music, quien la buscó y le mandó flores pidiéndole que trabajaran juntos.

Ahora, Maluma sacará un nuevo álbum titulado 11:11 y, de 16 canciones que tiene, 9 son featurings, entre ellas otra con Madonna, Soltera.

Latino gang

Mientras en países fuera de Latinoamérica celebran estas fusiones musicales, en el mismo continente del que han salido los artistas que tienen el reguetón por lo alto, esas uniones generan comentarios encontrados debido a los estigmas con los que el género ha tenido que ir abriéndose paso.

Cuando Madonna y Maluma publicaron Medellín, los comentarios negativos, aunque en menor proporción, se leían en publicaciones en redes sociales como YouTube señalando que Madonna había perdido su calidad por colaborar con el paisa, incluso decían que ella ya no era relevante como cantante y por eso había “caído bajo”, hallando en el reguetón una especie de salvavidas que la rescataría de las aguas turbias de la industria musical, que ahora privilegia estos ritmos sobre otros.

Michael Cardona, director de Los 40 principales Medellín, señala que ya son pocas las emisoras de música anglo que quedan en la radio, la razón, si la tuviera que dar J Balvin, sería: “Si necesita reguetón, dale”. Así de simple. Las emisoras que hacen sonar el género latino fueron desplazando a las que no y el ritmo “conquistó el mundo. Suena en mercados como Estados Unidos y España”, comenta Cardona.

El director, que es comunicador social periodista, resalta que artistas como Janet Jackson o Katy Perry podrían sonar sin problema en estaciones de radio anglo; sin embargo, en las que no lo son, lo harían solo en caso de que estuvieran acompañadas de alguno de estos latinos, lo que incrementaría la audiencia a la que llegan, que es finalmente lo que buscan sus disqueras, que sigan siendo relevantes en la industria, que los escuchen; esa es otra de las razones por las que estas colaboraciones terminan siendo un “hit” y los ganadores son el “latino gang”, es decir, los reguetoneros más exitosos que han salido de países como Colombia y Puerto Rico; Balvin y Bad Bunny postean la frase en sus redes sociales o la cantan en sus canciones.

Lo que está sucediendo actualmente es de resaltar, dice García. Esa fusión con artistas que parecían inalcanzables para latinos como Luis Fonsi, que se juntó con Justin Bieber para el remix de Despacito, es una muestra de ella. La canción, no el video, tiene casi 650 millones de visualizaciones en YouTube.

“Se unieron una cantidad de hechos aislados, por ejemplo, las conquistas que diferentes reguetoneros venían haciendo por su cuenta. Ya unidas terminaron creando este fenómeno”, explica el director artístico.

García también destaca que estos personajes sean ahora headliners de grandes festivales de música, o sea, esos que encabezan la lista de invitados; eso no sucedía hace un año y J Balvin lo cambió este año cuando estuvo en Coachella. Aunque Chucky advierte que eso no solo tiene que ver con el ascenso que ha tenido el reguetón, sino además con la ausencia de headliners como Lana del Rey y Beyoncé, que suelen cobrar cifras astronómicas por estar en estos eventos masivos.

Más allá del reguetón

Que los artistas anglo busquen latinos tiene sus razones, ya se explicaron. Lo que también hay que aclarar, es que las colaboraciones, en general, son una tendencia muy fuerte, un multiplicador de vistas en YouTube y de streams en las plataformas de música.

DistroKid, un servicio en línea para músicos que pone su trabajo en tiendas en línea y plataformas de transmisión para que generen ganancias, da dos razones de peso por las que se hace un featuring: los distribuidores y YouTube.

En 2017 el servicio calculó un promedio de 33 canciones al mes con el sello featuring en el top 100 de Billboard. En los años 70 eran dos o tres y en los 80, máximo 7, reportaron.

Sobre la plataforma de videos señalan que es mucho más fácil que un artista sume más visualizaciones si en el video sale con otro. De igual manera funciona con los youtubers, cuando dos de estos creadores de contenido se juntan en un clip, los seguidores de ambos van al mismo video y las reproducciones se multiplican. De los 20 más vistos hasta hoy, 7 son de este tipo y de ellos, 2 son considerados reguetón, Despacito, de Luis Fonsi, y Chantaje, de Maluma y Shakira.

Los distribuidores, en este caso las disqueras, son las que se encargan de buscar esas alianzas que, según el director de los 40, son una apuesta en doble vía, tanto para el reguetonero como para el artista anglo.

“Son temas comerciales y ambos terminan obteniendo visibilidad, streams y ganancias”, dice García. Adicionalmente, cuenta que Daddy Yankee fue uno de los precursores, cuando hace 12 años dio a conocer su canción Impacto, que hizo con Fergie.

¿Y después del reguetón?

Under Pressure, la canción de Queen con David Bowie o Endless Love de Lionel Richie con Diana Ross fueron éxitos de su época, combinaciones entre los géneros rock y pop.

Después, en 2000, la rotación del hip hop en las estaciones de radio en Estados Unidos llevó a varios pop a buscar en el género un aliado con el que se terminara creando un éxito en ventas, un hit radial. De hecho, una latina, Thalia, tuvo que acudir al rapero Fat Joe para lanzar el tema I want you, que le permitiera darse a conocer en el mercado anglo.

Pero la industria cambia y ahora es el reguetón, por el buen momento que viven sus artistas y por ende el género, el estilo musical en el que todos confían.

No obstante, en 10 años, eso quizá no sea así y el género será desplazado por otro que conquiste a los oyentes.

De todos modos, en la historia musical del comienzo del siglo XXI quedará escrito que el llamado latino gang dominó los listados musicales, los streams, y colaboró con esos artistas anglo que antes se veían tan lejanos, cuyos géneros musicales parecían no tener chance de mezclarse con el reguetón. Hoy, todo lo que se junte con este ritmo y con un buen representante de él suele tener el sello de éxito. O si no mire Medellín, de Madonna y Maluma, que desde el 24 de abril ya suma 15.540.996 vistas en Youtube, y sumando.

Madonna y Maluma

Image

De la unión del paisa y la reina del pop resultó Medellín, el primer sencillo que la estadounidense presenta de su disco número 14, Madame X. La pareja tiene dos canciones más: Bitch I’m Loca y Soltera.

Daddy Yankee y Katy Perry

Image

El puertorriqueño, precursor en las colaboraciones reguetón más anglo, invitó a la famosa artista para crear un remix de la canción Con Calma, con ritmos del tema Informer, del cantante Snow.

J Balvin y Beyoncé

Image

El colombiano, el tercer artista más escuchado en Spotify en el mundo, vio cómo su fama creció después del tema Mi Gente. De él hizo una segunda versión en la que canta Beyoncé.

Luis Fonsi y Justin Bieber

Image

Como si el éxito de Despacito en español no hubiera sido suficiente, el puertorriqueño se juntó con el artista canadiense para hacer un remix que terminó de posicionar la canción mundialmente.

Bad Bunny y Drake

Image

Benito, como se llama Bad Bunny, aprovechó su fama mundial para pedirle al rapero Drake que hicieran Mía, uno de los éxitos de finales de 2018; en él, Drake decidió cantar en español.

Ozuna y Cardi B

Image

Ozuna es uno de los nombres más fuertes en la escena del reguetón y Cardi B es una de las artistas más sonadas del último año, ya tiene un Grammy y varios Billboard. Juntos hicieron La modelo.

Wisin y Jennifer López

Image

Ella, aunque con raíces latinas, nació en Nueva York y siempre se le ha considerado una artista anglo. Wisin, de los reguetoneros de vieja escuela, la llamó para que cantaran Adrenalina.

Daddy Yankee y Janet Jackson

Image

La reconocida cantante pop decidió retomar su carrera y lanzar la canción Made for now, en la que se dejó conquistar del reguetón que hace Daddy Yankee. Una colaboración inesperada.

Justin Bieber y J Balvin

Image

La canción Sorry de Justin Bieber se convirtió un éxito inmediato. Después decidió hacer un latino remix e invitó al paisa, que apenas comenzaba a sonar con fuerza en Estados Unidos.

Luis Fonsi y Demi Lovato

Image

Después del éxito de Despacito, con el que llegó a todo el mundo, Fonsi invitó a Demi Lovato para que hicieran el tema Échame la culpa y así afianzar su presencia en el mercado anglo.

Contexto de la Noticia

anécdota trabajar juntos los hizo crecer

“La música está en tan buen lugar ahora mismo porque todos los géneros se están hablando. Están interconectados”, dijo Luis Fonsi en una conversación que tuvo con J Balvin grabada por Vevo, la plataforma de videos musicales que sube los clips de los artistas.

Balvin recordó: “Le tengo un amor a trabajar con artistas nuevos. Creo que ahora nuestro reto es, y es bueno que estamos hablando de esto aquí, hacer más hits en español. Cuando hacemos los remixes eso es solo para la cultura. Trabajar con superestrellas es increíble, pero para mí, siempre fue un sueño trabajar con Daddy Yankee cuando no era nadie. Eso nunca pasó y lo respeto, pero ahora que estoy en una buena posición quiero ayudarle a otros a alcanzar sus sueños”. “Al final, el reguetón es el nuevo pop (...), el rap es ahora pop”, apuntó Balvin.

Jonathan Montoya García

Periodista de la Universidad de Antioquia. Interesado en temas de tecnología y cultura. Disfruto del cine y la música.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección