<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x

una de las primeras instituciones que adoptó el bilingüismo en la ciudad cumplió siete décadas de enseñanza, graduando más de 2.800 mujeres en el mismo lapso. el aniversario será celebrado en una serie de eventos, entre ellos un foro educativo.

con una eucaristía en la catedral metropolitana de la ciudad, comenzó la celebración de los 70 años de historia del colegio marymount, ubicado en la comuna de el poblado, en medellín.

el centro educativo fue fundado en 1954, cuando las religiosas del sagrado corazón de maría trajeron por primera vez una oferta educativa bilingüe femenina a la ciudad de medellín.

su historia como uno de los primeros colegios privados de la ciudad, relata también la transformación colombiana. “cuando comienza el colegio en los años 50, se buscaba educar a las mujeres con herramientas que les permitiera ser líderes en la sociedad y contar con el manejo de una segunda lengua que era el inglés. se funda el colegio, y a finales de los años 50 y 60 viene todo este auge de las mujeres, de la libertad, del liderazgo, del empoderamiento, es por esto que creemos que nuestras religiosas fueron muy vanguardistas”, comentó catalina guzmán urrea, rectora del marymount.

por sus aulas han pasado medallistas olímpicas, campeonas mundiales deportivas, importantes investigadoras científicas internacionales, médicas reconocidas a nivel mundial, directoras de fundaciones y ong, empresarias, directoras de teatro y líderes culturales, actrices, gerentes de empresas, periodistas destacadas y un incontable número de mujeres que se han dedicado a dejar huella, un legado en la sociedad.

“tenemos claro el contexto de estas estudiantes, que vienen de unas familias donde sus papás son líderes empresariales, en salud, financieros, en fin, dentro del sector productivo tienen un liderazgo, vienen con ese adn. entonces, como las estudiantes traen desde casa esas herramientas, buscamos formar buenos seres humanos que, con todo lo que tienen, puedan realmente impactar la sociedad; es esa ética de cómo me relaciono con el otro, qué hago por el otro, es mi bienestar, pero también es el bienestar del otro”, comentó guzmán.

según las directivas de la institución, esta fue pionera en adaptar los cambios tecnológicos que experimentaba el mundo perder su filosofía. de las máquinas de escribir pasaron rápidamente a los computadores y al uso de internet y la adopción de nuevas metodologías. en pandemia tuvieron un modelo exitoso de educación virtual y luego fue uno de los primeros colegios privados en abrir sus puertas tras la cuarentena.

“siempre ha dado respuesta a lo que ha pasado en lo social en ese momento, entonces ahora la pregunta es ¿qué vamos a hacer con todo este tema de inteligencia artificial, con la tecnología, las redes sociales? ¿cómo formamos estudiantes para que tengan esas herramientas, pero también pensando en cómo van a impactar en lo social? esto nos hace unos abanderados en esa educación pertinente, pero que también es de vanguardia”, explicó la directiva.

uno de los giros trascendentales que ha tomado la institución recientemente es la inclusión en sus aulas de niños, convirtiendo al marymount en una institución de educación de calidad ahora mixta. hasta la fecha se han matriculado 21 niños para la vigencia 2024.

además, su énfasis actual es la inteligencia emocional. “a la par del currículo académico tenemos el currículo socio emocional, es la posibilidad de que los niños y los padres de familia vean ese seguimiento de ese ser humano, que no solamente da cuenta del rendimiento académico, sino de cómo vas como persona, qué hábitos has desarrollado, desde tu proceso evolutivo, cómo va esa relación con el otro y contigo mismo”, relató la rectora.

el marymount medellín tiene doble acreditación internacional proporcionada por las agencias cis y neasc, proceso que se realiza cada cinco años. este año se acreditará bajo una nueva ruta que les permitirá documentar sus cuatro nuevos proyectos: espacios de aprendizaje siglo xxi, educación mixta

un cambio de mentalidad, sistema institucional de evaluación y el currículo internacional en preescolar, basado en el juego.

según indicaron desde el marymount, este es el segundo mejor colegio de la ciudad y ocupa el lugar 15 en el país, según el ranking col sapiens 2023

2024.

la celebración por los 70 años también acogerá el foro “educación pertinente para un mundo cambiante” que se llevará a cabo en el auditorio del colegio el próximo 6 de marzo, desde las 8:00 a.m. y contará con 300 invitados presenciales en el auditorio y transmisión en streaming por el canal de youtube del colegio para toda la comunidad que quiera conectarse.

language COL arrow_drop_down

Ampliar el mundo de los niños, una canción a la vez

La banda Tu Rockcito lanza hoy con Filarmed un disco para el público infantil. Hacer canciones para ellos tiene un propósito.

  • ilustración cortesía Xue Ilustra
    ilustración cortesía Xue Ilustra
  • Desde hace más de una década, Tu Rockcito ha creado su propuesta escénica. FOTO cortesía tu rockcito
    Desde hace más de una década, Tu Rockcito ha creado su propuesta escénica. FOTO cortesía tu rockcito
  • En 2015 estuvieron nominados al Latin Grammy por De La Cuna a la Jungla.FOTO cortesía tu rockcito

    En 2015 estuvieron nominados al Latin Grammy por De La Cuna a la Jungla.

    FOTO cortesía tu rockcito

30 de abril de 2021
bookmark

Lejos de ser una canción sobre los colores del arco iris, los animales del zoológico o hábitos que hay que aprender antes de dormir, Canción para los días tristes gira en torno a algunas de esas preguntas que a veces no son fáciles de contestar. ¿De dónde viene la tristeza? ¿Por qué cortan un árbol? ¿Por qué no se acaba la guerra?

El tema hace parte de un disco y un concierto filarmónico que la agrupación Tu Rockcito está estrenando hoy junto a Filarmed (ver Para Saber Más). Por más de una década, la banda ha querido concentrarse en componer para un público infantil.

Con ellos hay propuestas de otros artistas e instituciones como María del Sol Peralta, Marta Gómez, Claraluna, el Colegio de Música de Medellín y Cantoalegre (nominados al Latin Grammy por su disco Viva La Fiesta en 2020) y hasta Carlos Vives quien en 2008 produjo un álbum colaborativo en torno a los cuentos de Rafael Pombo. Allí participaron Aterciopelados, Juanes y Fonseca, todos creando música para los niños.

¿Cómo se logra?

Tu Rocksito habla desde su experiencia y la de los artistas que trabajan en ello: “Es crear escenarios llenos de creatividad y posibilidades de juego porque esa es la edad propicia para eso”, cuenta Paula Ríos cantante de la banda. Además, porque “esas posibilidades de juegos e imaginarios permiten formar un adulto creativo”.

Hay canciones de todo tipo, donde se juega con el ritmo y la repetición, donde hay baile, pero con ejercicios como Canción para los días tristes, con la que se acercan a otra idea en la que creen: “lo más poderoso de hacer música para niños es que no hay ningún tema sesgado o que no sea posible”, dice Ríos.

Agrega que muchas veces a la música se le ha usado como un instrumento para otro fin: puede haber una canción para lavarse los dientes u otra para levantarse, pero por ejemplo, esta sirve para explicar, de frente, que a veces “la tristeza hace parte de la vida, al igual que la frustración y la rabia –apunta la cantante–. No les niegas eso a los niños, sino que les dices que hace parte del panorama de la vida y les das herramientas emocionales para la misma. Es un camino para llegar a otras emociones que a veces no se conectan con el mundo infantil”.

El grupo también ha querido aproximarse a preguntas frente a la ciencia. Los temas pueden ser diversos porque “con los niños, cuando tú hablas su idioma, es fácil conversar”, sin subestimarlos y sin pensar que si se habla más agudo, mejor entienden. “Estamos ante seres absolutamente geniales que tienen una compresión elevada en muchos temas”, detalla Ríos.

Una cuestión de lenguaje

Para el maestro Jairo Ojeda, quien desde hace más de 30 años ha dedicado su vida a componer para niños, el proceso de pensar una canción para ellos es una cuestión que arranca desde el profundo respeto por su evolución.

“Cuando entendemos que el niño no es un adulto pequeño, sino un proceso de formación delicado y muy fino, entonces tenemos que pensar que en alguna forma hay que consultar esos estadios del desarrollo”, apunta él.

En esa sed que tienen de querer aprenderlo todo, “uno no puede olvidar su condición. Hay que ser cuidadosos porque ellos creen en lo que estás diciendo y ahí hay que ver cómo le digo las verdades a un niño sin maltratarlo o apabullarlo”. Dándole cabida, además, a la imaginación.

Claro, en la infancia se está en contacto permanente con toda clase de propuestas culturales. De hecho, dice el compositor, es ideal que la música les permita “ensanchar sus horizontes estéticos” y que el niño conozca la música de su región, “pero también la universal”, desde lo más local, hasta Mozart y otros grandes compositores de la humanidad, “porque esa es la herencia de la cultura universal y como ciudadanos del mundo tenemos derecho a conocerla”.

Crear música para ese público tiene sus consideraciones adicionales: el texto es fundamental “porque la oralidad y la palabra es el código y el signo por excelencia para nombrar, orientarse y organizar nuestro mundo”.

Esa palabra se acompaña con una experiencia estética particular, que para los bebés será diferente que para los más grandes, explica Hita Ojeda, también intérprete y creadora de música infantil, quien empezó a cantar desde muy pequeña las composiciones de su padre, Jairo.

Para un niño de 5 años el enfoque puede ir hacia crear contenidos que apoyen su lenguaje o su coordinación, “la experiencia determina que es más fácil aprender las palabras si unes el movimiento o el ritmo”, dice ella. Por otro lado, un proyecto enfocado hacia bebés, como uno que ella lanzó recientemente, puede ser más mántrico, que apele a atmósferas que los tranquilicen.

La importancia de que exista música pensada para ellos, los compositores la comparan a los alimentos, hay unos más acordes para las edades y otros que no se deben ingerir todo el tiempo por el bienestar de ese individuo.

“Si un niño siempre está expuesto a música que es más del consumo de los adultos, no es que le haga daño, pero eso que escucha no le hace tanto bien como lo que está hecho para él –añade Hita Ojeda–. Si la forma en la que está construida la canción le sirve para imitar fácilmente, eso le permite un mayor desarrollo cognitivo”, o si las palabras que están en la canción “enriquecen su léxico y su imaginario”.

“Si no le damos ese tipo de alimentos especiales para él, el mundo lo va a alimentar con cosas que no siempre son las mejores”, apunta Jairo. “El niño tiene que crecer en confianza, viviendo en seguridad, comunidad y alegría porque sabemos que todo eso está fortaleciendo su proceso de crecimiento”

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*