<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

“Tengo una promesa con la virgen de Sabaneta”

  • Marulanda lleve dos goles con la camiseta del DIM. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE
    Marulanda lleve dos goles con la camiseta del DIM. FOTO: EDWIN BUSTAMANTE
Publicado el 31 de octubre de 2019
1.599

minutos ha jugado Marulanda con el DIM este año. Ha sido un eficiente suplente en varias posiciones.

3

goles registra como profesional el lateral antioqueño, dos con el DIM y uno con Leones.

Por juan felipe zuleta valencia

En una de esas lúcidas frases que lo caracterizan, Hugo Gallego reflexiona sobre la figura del jugador sustituto. “El mal suplente, antes de guardar los guayos en el bolso, guarda la envidia en su mente y el odio en su corazón”, apunta Gallego.

Pero es claro que ni a Jonathan Marulanda ni a todo el plantel del DIM los define la realidad que pinta el formador antioqueño en su frase.

Porque lo cierto, como lo atestigua Marulanda y el grupo en pleno del cuadro rojo, lo único que logró llevarlos a flote y combatir falacias y malos resultados fue andar unidos.

Ahora que el porvenir le sonríe al Poderoso, Jonathan entrega sus claves para disfrutar su presente en el DIM y las del equipo para haber renacido como un ave fénix.

Jonathan, ¿cuáles son las claves de este remate que no tiene precedentes en el club, al menos desde lo estadístico?

“Fruto del trabajo sostenido. La deuda nuestra viene desde el semestre pasado (no lograron clasificar), pero esto ha sido un impulso para nosotros seguir luchando con revertir los malos resultados. Hemos sido tercos, en el buen sentido de la palabra, para convertir esa presión en aliciente. Y ya con el profe Aldo Bobadilla asimilamos muy bien su modelo de juego”.

¿Todo lo que se dijo de este grupo sobre desunión y demás era mentira?

“Total. Somos un equipo con hambre de gloria. Hemos recibido golpes duros; perder los dos clásicos te lastima. Pero sabíamos en el día a día cómo era nuestro ambiente y ahora con este cuerpo técnico los resultados han fluido y reforzado nuestra premisa que es ‘unidos es más fácil’”.

En ese rol de buscar la unidad, ¿cómo aportar desde lo individual en su caso como alternativa?

“El método del profe es trabajar con todos sin distinción. Eso te da confianza y también te involucra más con el equipo, al punto de saber que cada minuto que se tenga en el campo hay que hacerlo valer como si fueran 90”.

La final de Copa es su primera final como profesional, ¿es difícil asimilar este escenario cuando se es novato en estas instancias?

“No, al contrario, es una situación muy linda. Es un sueño. Yo siempre he hablado de que el fútbol no le cumple a uno todos los sueños de una sino peldaño a peldaño. Ansiaba hacer un gol con esta camiseta y ya logré dos (contra América y Caldas) y se viene una final. Entonces este nuevo privilegio hay que vivirlo con responsabilidad y alegría”.

¿El difícil momento con la afición y la opinión pública este semestre logró, en algún momento, desestabilizar al grupo?

“No, nosotros éramos conscientes del buen ambiente que tenemos y sabíamos que era cuestión de que toda la convicción y el trabajo se tradujeran en buenos resultados. Hasta ahí iban a llegar los comentarios nocivos. Y así fue”.

¿Con quiénes tiene mejor relación al interior del conjunto?

“Con todos. Pero en este momento tenemos un grupo con David González, Andrés Ricaurte, Diego Arias, Brayan Castrillón. Jugamos en línea parqués y así nos distraemos un poco”.

En una entrevista anterior contaba que cada día libre lo aprovechaba para ir a Caldas a visitar a la abuela Clara Rosa, que tenía algunos problemas de salud. ¿Cómo sigue ella?

“Muy bien. Ella es una guerrera. Me emociona mucho cuando me ve y me dice: ‘mijo, lo vi por televisión’. Esas cosas son motivaciones más que suficientes. Sobre todo porque ha sido un motor en mi vida y me crió”.

¿Su sobrina ya conoce el estadio?

“Sí, estuvo contra Alianza Petrolera, creo. Ahora seguro irá más seguido porque ya sabe caminar que es lo que necesita para poder ingresar al estadio. Es muy lindo para uno estar en el campo y saber que desde la tribuna te ve la familia, que, igual que el equipo, lo pasa mal cuando las cosas no salen bien y son los que más gozan con nosotros cuando el fútbol nos sonríe”.

Ya que hizo referencia a jugadores tan experimentados como David González, Andrés Ricaurte, Diego Arias, ¿es posible que la cercanía con ellos ayude a forjar el carácter de un jugador siendo joven o la personalidad en el fútbol se forma individualmente?

“Son importantísimos. Mire, con tanto que han ganado, con todo lo que han vivido y cosechado, siempre garantizan el trato igualitario con todos. Jamás se les escucha una mala palabra ni prejuicio y eso, a jugadores jóvenes y otros que apenas comienzan, es un espejo tremendo para mantener siempre los pies en la tierra”.

Este semestre, con tantos “ires y venires”, se le ha presentado la oportunidad de jugar en posiciones diferentes cuando el club lo requirió por ausencias o problemas. Algo así como una oportunidad en medio de las crisis...

“He podido jugar como lateral por izquierda y por derecha y también de extremo. Lo importante para cumplir con esas funciones es la técnica y la convicción. Contra Caldas, por Copa, el profe me mandó al campo como extremo y en pocos minutos pude concretar la clasificación a semifinal con un gol. Eso es lo importante, brindar soluciones”.

Jonathan, sáquenos de una duda, ¿quién es el que manda jugando parqués?

“(risas). Eso es relativo, todos ganamos. Pero la verdad sí hay alguien muy fuerte y es Ricaurte. Ese es monstruo jugando eso”.

¿Tiene alguna promesa especial para darse un empujón en la búsqueda del título de Copa?

“Soy muy devoto a Dios y a la virgencita de Sabaneta. Trato de ir muchos días a la semana. Yo mantengo la promesa de hacerle ofrendas al altar y seguir al lado de ella como muestra de agradecimiento y compromiso con todos nuestros seres superiores. Ellos deben tomar el control de nuestras vidas y ayudarnos a conducir por los caminos que queremos” n

Contexto de la Noticia

informe una petición a la hinchada

· DIM lleva hasta ahora 42 partidos en 2019.

Ha sido una temporada dura como pocas en los últimos años. El equipo quedó eliminado en primer semestre y vio partir a dos técnicos que tenían buena relación con los jugadores.

· Viendo atrás y recordando todas las eventualidades, Jonathan le pide algo especial a la hinchada roja. “Yo me pongo a pensar en la final que tenemos por delante y siempre recuerdo cada momento duro que hemos pasado. Que la hinchada haga ese ejercicio y que sienta deseos de estar el día de la final con nosotros buscando el desahogo”.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS