<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Los reclusos de Barbosa comparten celda con los estudiantes y profesores de la casa de la cultura

Una antigua casona, donde opera tanto el centro cultural como el penitenciario, se cae a pedazos. Separarlos es el plan bandera de la alcaldía.

  • Los reclusos de Barbosa comparten celda con los estudiantes y profesores de la casa de la cultura
  • Un gran muro de tapia separa la cárcel con la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
    Un gran muro de tapia separa la cárcel con la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
  • Los reclusos realizan trabajos de manufacturas en sus patios. FOTO: Jaime Pérez
    Los reclusos realizan trabajos de manufacturas en sus patios. FOTO: Jaime Pérez
  • Los reclusos comparten espacio con los estudiantes de la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
    Los reclusos comparten espacio con los estudiantes de la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
  • En este sitio los estudiantes de la casa de la cultura realizan talleres. FOTO: Jaime Pérez
    En este sitio los estudiantes de la casa de la cultura realizan talleres. FOTO: Jaime Pérez
  • Desde los salones de clase se observan la celda de los reclusos. FOTO: Jaime Pérez
    Desde los salones de clase se observan la celda de los reclusos. FOTO: Jaime Pérez
  • Desde los salones de clase se observan la celda de los reclusos. FOTO: Jaime Pérez
    Desde los salones de clase se observan la celda de los reclusos. FOTO: Jaime Pérez
  • Fachada de la casona que fue construida en 1812. FOTO: Jaime Pérez
    Fachada de la casona que fue construida en 1812. FOTO: Jaime Pérez
  • Un circuito cerrado de vigilancia sirve para cuidar tanto los reclusos como los instrumentos de la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
    Un circuito cerrado de vigilancia sirve para cuidar tanto los reclusos como los instrumentos de la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
  • Los reclusos de Barbosa comparten celda con los estudiantes y profesores de la casa de la cultura
    Un gran muro de tapia separa la cárcel con la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
    Los reclusos realizan trabajos de manufacturas en sus patios. FOTO: Jaime Pérez
    Los reclusos comparten espacio con los estudiantes de la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
    En este sitio los estudiantes de la casa de la cultura realizan talleres. FOTO: Jaime Pérez
  • Desde los salones de clase se observan la celda de los reclusos. FOTO: Jaime Pérez
    Desde los salones de clase se observan la celda de los reclusos. FOTO: Jaime Pérez
    Fachada de la casona que fue construida en 1812. FOTO: Jaime Pérez
    Un circuito cerrado de vigilancia sirve para cuidar tanto los reclusos como los instrumentos de la casa de la cultura. FOTO: Jaime Pérez
# #
Galería de Imágenes
§SSI_eae2f62253d94b10b6f0e297ab34298b_SSI§