<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Editorial

Hay que crecer más

Al igual que la región, Colombia está enfrentando el lento crecimiento mundial, pero la diferencia en el desempeño de su economía está en que ha podido contar con las fuentes internas de crecimiento.
<span class="priority-content" mlnid="idcon=34616329;order=2.0">Hay que crecer más </span>
ilustración morphart Publicado el 18 de noviembre de 2019

Algunos prestigiosos analistas (Richard Stott, FT) hablan de que la actual es la segunda década perdida de América Latina, haciendo referencia a que la primera se dio en los años ochenta en el siglo pasado, cuando la crisis de la deuda externa frenó el crecimiento de la región. En esta ocasión los problemas se iniciaron con el fin del superciclo de las materias primas en 2014 y desde entonces muchas economías perdieron el ritmo de crecimiento.

Como en los años ochenta, la economía colombiana está escapando a la mala fortuna regional y ha podido mantener recientemente una tasa de crecimiento anual de 3 % en promedio, como lo confirma el dato de 3,3 % de crecimiento en el tercer trimestre en comparación con el mismo período de 2018, que divulgó el DANE la semana pasada. Faltando solo un trimestre de información es bastante probable que el crecimiento para el año completo sea cercano al 3,4 %. Muy superior al 0,2 % que pronostica el FMI para América Latina y el Caribe, en 2019.

Al igual que la región, Colombia está enfrentando el lento crecimiento mundial, los precios moderados de las materias primas y los flujos volátiles de capital, pero la diferencia en el desempeño de su economía está en que ha podido contar con las fuentes internas de crecimiento. Estas compensan la reducida demanda externa. En efecto, tanto el consumo como la formación bruta de capital crecen a tasas elevadas de 4,6 % y 5,5 %, respectivamente. Mientras que las exportaciones aumentan apenas 1,9 %, frente a unas importaciones muy dinámicas creciendo al 10 %.

El consumo, en especial el de los hogares, y la inversión están respondiendo al estímulo de la política monetaria y fiscal que apoyan el crecimiento de la economía. Los hogares que contaron con bajas tasas de interés e inflación controlada incrementaron su consumo en el trimestre en 4,9 % en relación con 2018. El buen entorno macroeconómico también lo están aprovechando los inversionistas, según las cifras de inversión extranjera y de importaciones de bienes de capital.

La información sectorial del PIB da una pista de porqué la economía no está demandando empleo. Sectores como la edificación, con una reducción de 11,1 %, y la industria, con un débil 1,5 % de expansión, no están generando empleo, una función que en el pasado cumplían con suficiencia. En contraste, los sectores más dinámicos fueron el comercio (5,9 % de crecimiento), administración pública y defensa (4,3 %) y actividades financieras (8,2 %).

La cifra de crecimiento del tercer trimestre es buena, e incluso resulta loable si se pone en el contexto de lo que sucede en América Latina. La sostenibilidad del crecimiento que se está observando depende en buena medida de la reducción del déficit en cuenta corriente, que no se está dando a la velocidad requerida. Una economía que gasta por encima de sus posibilidades, como se interpreta ese indicador, en algún momento pierde dinamismo al no poder financiar ese déficit. La clave son las exportaciones que por ahora no aumentan a la velocidad requerida y no llegan a la cita para aumentar los ingresos externos del país.

No se puede olvidar que aún si se alcanzan las tasas de crecimiento previstas de 3.4 % en 2019 y de 3.6 % en 2020, se trata de cifras que no van a ayudar a que el país satisfaga sus grandes necesidades sociales y de infraestructura. Hay que crecer más.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Aplausos y pitos

$titulo

SANDRA FORERO

Presidenta del gremio de la construcción, Camacol, fue designada líder del Consejo Gremial Nacional.

$titulo

DISPAROS AL AIRE

De nuevo, se han generado tragedias por los disparos al aire y balas perdidas que hieren y matan.

Ecos y Comentarios

Cifras aún preocupan, pero el país reduce desnutrición infantil

De 2019 a 2018, Colombia logró rebajar las muertes por desnutrición de menores de cinco años: de 309 a 259, en las primeras 47 semanas del año. Una noticia alentadora, confirmada por el Instituto Nacional de Salud y el Icbf, pero que no debe borrar de la mira de las autoridades que cada día y medio un...