<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Costa Rica necesita más apoyo: expresidente

  • El expresidente de Costa Rica, Miguel Ángel Rodríguez, ha sido profesor en EE.UU., España y en su país. FOTO Edwin bustamante
    El expresidente de Costa Rica, Miguel Ángel Rodríguez, ha sido profesor en EE.UU., España y en su país. FOTO Edwin bustamante
Por Juliana gil gutiérrez | Publicado el 06 de julio de 2019
30

días estuvo Rodríguez en la Secretaría de la Organización de Estados Americanos.

en definitiva

El expresidente de Costa Rica ve con preocupación las situaciones que enfrentan Bolivia, Nicaragua y Venezuela. Asegura que su país precisa más respaldo para atender el fenómeno migratorio.

Fue un discurso del Papa Pío XII el que comenzó a acercar al expresidente de Costa Rica, Miguel Ángel Rodríguez Echeverría, con la política. Rodríguez recuerda ese momento mientras relata cómo ve la actualidad latinoamericana en una conversación con EL COLOMBIANO.

Habla pausado, pero su vida ha sido convulsa. Él, desde hace cuarenta años, viste una corbata negra como símbolo del recuerdo de su hijo Miguel Alberto, quien falleció en 1979 y cuyo luto decidió guardar de por vida.

Luego de ser mandatario del país entre 1998 y 2002, fue elegido como secretario general de la Organización de Estados Americanos, cargo que ostentó por solo un mes porque fue señalado de corrupción en su país. Dimitió para enfrentar la investigación y al pisar suelo costarricense fue capturado.

Con el tiempo la justicia lo declaró inocente. A sus 79 años, casi 80, como dice, estas son sus perspectivas de la política latinoamericana.

Usted dice que hay amenazas en la región, ¿cuáles?

“Surgió una amenaza con la pérdida de prestigio de la política, de los partidos, de las élites. Vemos el ejemplo de hasta dónde puede llegar con lo que ocurre en Venezuela”.

Entonces, ¿el régimen afecta la estabilidad?

“Sin duda. Primero, por la migración que se genera. Segundo, por el contagio. Esto podría hacer que esos regímenes entren a otros lugares. De Cuba a Venezuela, de estos dos a Nicaragua. ¿Por qué no a otros? La democracia es una institución frágil porque se basa en la cultura; la dictadura, en el poder de los tanques”.

Con esa idea de “contagio”, ¿la crisis de Venezuela viene del régimen cubano?

“Lo influye. Viene de un proceso en el que el pueblo elige a un dirigente que intentó dar un golpe de Estado y que, sin embargo, es llevado a un modelo democrático, pero que se consolida centralizando la autoridad. El poder corrompe, quien lo ejerce por mucho tiempo pierde la capacidad de entender, de tener la empatía que lo llevó a ser elegido y lo aisla de la gente”.

¿Bolivia vive un riesgo igual con la reelección de Evo?

“No tengo la menor duda. Se hizo un proceso con irregularidades que irrespetó al Estado de derecho cuando se modificó la Constitución para decir que hay una capacidad de reelección indefinida, como lo argumentó Evo, bajo un supuesto de ‘derecho humano a ser reelecto’”.

Costa Rica vive un fenómeno migratorio por la crisis de Nicaragua. ¿Cómo ve la respuesta que da a este?

“Ha sido un país abierto y hospitalario, pero debería contar con más apoyo internacional para que un país pequeño, que ya tiene una décima parte de su población de migrantes, pudiera tener un respaldo fuerte para dar la mejor acogida a estas personas”.

¿Esa falta de recursos lleva a pensar que no se ha puesto suficiente atención a lo que pasa en Nicaragua?

“Ha sido más evidente el problema humanitario de Venezuela que el de Nicaragua. Pero este último es uno de los países más pobres del continente, es más pequeño y tiene una capacidad mucho menor”.

¿Dejó su cargo como secretario de la OEA por una denuncia de corrupción?

“He sido declarado inocente en procesos que han durado muchos años. Desde 2004, 2015 y 2016 tuve dos tribunales de apelación de sentencia distintos que de forma unánime confirmaron mi inocencia. Di la cara, fui a mi país cuando no tenía necesidad de hacerlo. Fui detenido con un show en el aeropuerto por intereses políticos, fui a la cárcel, pero salí con la cara en alto”.

¿Qué pensaba estando preso después de ser presidente y secretario general?

“Todos estamos sujetos a las vicisitudes de la vida. Tenemos que mantener la fe en las instituciones, la convicción de seguir dando la cara, presentarse de frente y no rehuyendo las circunstancias difíciles que se nos presentan”.

Contexto de la Noticia

radiografía La presidencia de miguel rodríguez

Rodríguez ocupó diversos cargos públicos hasta que llegó a la Presidencia para el periodo comprendido entre mayo de 1998 y mayo de 2002. Cuando dejó este cargo, fue designado de manera unánime como secretario general de la OEA, pero renunció cuando apenas llevaba un mes en la organización por una investigación que abrió la justicia costarricense por supuestos sobornos que habría recibido de la firma Alcatel para la adjudicación de contratos de telecomunicaciones. Fue llevado preso, pero luego fue declarado inocente. Después se dedicó a la docencia.

Juliana Gil Gutiérrez

Periodista internacional, amante de los perros y orgullosa egresada de la facultad de Comunicación Social - Periodismo de la Universidad Pontificia Bolivariana.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección