<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Cómo cuidar la mesada de la pensión

Hacerlo es un reto que no solo implica evitar las tentaciones de gastar sino también las de asumir las obligaciones financieras de otros. Proteja sus finanzas.

  • Cómo cuidar la mesada de la pensión
Por Duglas Balbín Vásquez | Publicado el 15 de agosto de 2022

Disfrutar de la pensión es para muchos un sueño, pero si no se cuida ese ingreso puede esfumarse fácilmente. Lo primero que confronta al pensionado es el hecho de que su ingreso disminuye y debe adaptarse a las circunstancias. Es decir, ajustar el tren de gastos al tamaño de la nueva renta.

El segundo es un riesgo controlable y viene de personas que ven en el pensionado a alguien que tiene un ingreso fijo y puede ayudar o asumir gastos que no le corresponden. Entonces acuden a ellos para préstamos de dinero, para que sirvan de fiadores, ayuden a pagar la cuota de un crédito, compren boletas para rifas y un largo etcétera.

Para la economista y estudiante de Doctorado en Contabilidad y Finanzas, Diana Tabares Higuita hay que aprender a decir no. En su opinión, en los entornos de las personas que reciben pensión existe la falsa idea de que tienen muy buen ingreso y la capacidad suficiente para responder ante cualquier solicitud. Pero, la realidad es que la mayoría recibe máximo el 70 % del último salario y a todos les descuentan el aporte a salud. Por ello, insiste en que ante los requerimientos de terceros lo mejor es decir no y perder la pena o el miedo al rechazo, a la enemistad o al qué dirán.

Para ella, lo mejor es planear muy bien la etapa de retiro, tanto desde el punto de vista emocional como financiero. En otras palabras, decidir en qué emplear el tiempo para que la quietud y la sensación de soledad no genere estrés o cause problemas en el entorno familiar y, por otro lado, deben definir cómo manejar sus ingresos.

Financieramente, el punto de partida debe ser la tranquilidad. Es decir, que cualquier decisión respecto al uso de la mesada contribuya a garantizarla. Porque, señala la docente de la Universidad de Antioquia, cuando el pensionado no tiene hijos es más propenso a que lo vean como más liviano de obligaciones. Incluso sugiere discreción con la información sobre el monto de la pensión o sobre lo que tiene.

En lo emocional, recomienda tomar decisiones sobre en qué invertir el tiempo, tomar cursos, talleres, diplomados; aprovechar la oferta de servicios que tienen los municipios, las cajas de compensación, las mismas empresas donde terminaron la vida laboral; vincularse a voluntariados, actividades recreativas, poner a prueba las destrezas artísticas, viajar y otras tantas posibilidades.

El manejo del gasto

Por su parte, el gerente de proyecto de Mis Propias Finanzas, Nicolás Torres, opina que cualquier persona —con mayor razón si solo vive de la pensión— siempre atienda la recomendación de no gastar más de lo que le ingresa y contar con un presupuesto.

A partir de ahí, lo que cada quien debe elegir es destinar sus recursos disponibles a lo que le genere satisfacción, felicidad o placer. “Incluso si para una persona el motivo de felicidad es ayudarle a la familia”, subraya Nicolás Torres, pero sin exceder límites ni desbordar el gasto para evitar un estrés financiero.

Precisamente, uno de los elementos que suelen causar dolores de cabeza es el manejo poco ortodoxo de productos financieros, particularmente de las tarjetas de crédito. Y en eso coinciden los consultados: las personas se pueden equivocar al no llevar bien las cuentas y olvidar que el uso de ese tipo de instrumento implica comprometer otra porción del ingreso. Por ello, Torres sugiere preguntarse antes de usarla para gastos propios o de otros, si los recursos para pagar la deuda están garantizados. Si eventualmente ese familiar o amigo no puede cumplir es mejor decir no y evitar los problemas que ello acarrea en las finanzas y hasta en las relaciones con familiares o amigos.

Diana Tabares recuerda que a veces hay quienes disponen de la tarjeta para que otro merque o pague los servicios, sin tener presente que el interés suele ser el más alto. Adicionalmente, por la capacidad de pago o desconocimiento, los usuarios difieren esos compromisos a muchos meses. Por eso, Torres insiste en que “si no tengo modo de cubrir una deuda, es mejor dar dos pasos atrás para no quedar en una mala posición financieramente”.

Administrar los excedentes

Si al final de cuentas cada mes le van sobrando unos pesos y tiene espacio para ahorrar, la recomendación es sacarles provecho a esos recursos y evitar que se esfumen porque más adelante se pueden necesitar.

Nicolás Torres recomienda mantener una reserva para cubrir imprevistos, una especie de fondo de emergencia. Y luego buscar la manera de lograr alguna rentabilidad. Aunque advierte que eso depende de la edad: por ejemplo, si tiene entre 56 y 70 años, puede plantearse objetivos de inversión.

Diana Tabares comenta que a la población pensionada le suelen caer en abundancia las ofertas para invertir en los CDT, pero que el horizonte es más amplio si el deseo es obtener mejores rendimientos. Y menciona productos desarrollados por las fiduciarias, que se ajustan a las expectativas de una persona pensionada. “Pueden hacer inversiones cortas, por ejemplo, en fondos comunes, con montos mínimos, plazos de un año y a una buena tasa. O también pensar en horizontes de mediano plazo, bien sea porque piensan hacer un viaje o prevén una inversión mayor”.

Y si su perfil es más arriesgado, tiene formación financiera o algún conocimiento, puede invertir en el mercado de acciones o en divisas. “Hoy, quien haya invertido en dólares el año pasado, puede estar viendo una ganancia interesante”, explica Diana Tabares.

Sea cual sea el camino elegido, lo fundamental es pensar en su bienestar y en disfrutar de lo que construyó durante años de trabajo. Y en ser prudente, tanto en el uso del dinero como en la información sobre su pensión

27,8 %
de los mayores de 65 años tenía un crédito formal en 2021: Reporte de Inclusión Financiera.

Contexto de la Noticia

Paréntesis Embargo de pensiones

En Colombia la pensión es inembargable, no obstante la ley establece dos excepciones: las deudas por cuota alimentaria y las contraídas con cooperativas. La recomendación de los expertos es no hacerse cargo de deudas ajenas para evitar sobresaltos.

Si quiere más información:


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección