<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

13 preguntas sobre qué hacer y cómo actuar durante un sismo

  • Ante un sismo, el Dagrd Medellín recomienda tratar de protegerse la cabeza, así sea con una silla, o ponerse debajo de una mesa, que no sea de vidrio, protegiéndose de que le caigan objetos encima. FOTO SHUTTERSTOCK
    Ante un sismo, el Dagrd Medellín recomienda tratar de protegerse la cabeza, así sea con una silla, o ponerse debajo de una mesa, que no sea de vidrio, protegiéndose de que le caigan objetos encima. FOTO SHUTTERSTOCK
MARÍA DEL PILAR CAMARGO CRUZ | Publicado el 03 de marzo de 2021

El movimiento sísmico de este lunes, de magnitud 5,1, y con epicentro en Urrao (Antioquia), generó de nuevo interés por lo que recomiendan las autoridades cuando hay un movimiento de tierra.

Consultamos sobre las preguntas más frecuentes al Dagrd Medellín, y a expertos en psicología y riesgo sísmico. Estas fueron sus respuestas:

Responde la directora del Dagrd Medellín, Alethia Arango Gil:

1. ¿Qué hacer ante un movimiento sísmico o temblor?

Mantener la calma y transmitirla a las personas que están asustadas —es común que se entre en pánico—, tratar de protegerse la cabeza, así sea con una silla, o ponerse debajo de una mesa, que no sea de vidrio, protegiéndose de que le caigan objetos encima. También se recomienda tratar de protegerse en el lugar en el que se está. La mayoría de los sismos duran menos de 30 segundos. Por ejemplo, el sismo que destruyó a Armenia el 25 de enero de 1999 y afectó a muchos otros municipios del Eje Cafetero duró 29 segundos, de modo que en 30 segundos no se alcanza, normalmente, a salir a campo abierto para protegerse.

2. ¿Cuáles objetos de la casa pueden ser peligrosos?

Normalmente son las estanterías, que durante un movimiento telúrico o un sismo se pueden caer, como las bibliotecas. Esa es otra recomendación, de carácter preventivo: asegurar las estanterías en sus casas.

3. ¿Cuáles son los riesgos de salir a la calle?

Salir puede ser más peligroso que quedarse adentro porque se expone a que le caigan elementos de las fachadas de los edificios, como vidrios, o a que entre en contacto, por ejemplo, con cables eléctricos de alta tensión, energizados, que se hayan reventado durante el sismo. Además, casi siempre se hace de manera precipitada y esto produce a veces muchas más lesiones que el sismo como tal. La gran mayoría de lesiones que se producen durante un sismo suceden porque las personas, en el intento de salir de manera precipitada, atropellan a otros o se lesionan, hay esguinces de tobillo y muñeca, incluso, porque las personas caen tratando de salir de manera apresurada.

4. ¿Qué hacer al estar en un lugar concurrido, como un cine o un restaurante?

Mantener la calma y mantenerse allí. Tratar de buscar proteger la cabeza, debajo de la mesa si se está en el restaurante. A no ser, por ejemplo, que sea uno que está en un lugar abierto. Si está en uno en Plaza Mayor, pues allí es posible evacuar hacia campo abierto como la plazoleta, donde no le vayan a caer objetos en la cabeza o elementos de la fachada de la edificación que puedan lesionar. Claro, hacerlo con mucha calma y sin atropellar a las demás personas. En una sala de cine, que es un recinto cerrado y que no alcanza a ser evacuado en los 30 segundos que dura el sismo, la recomendación es mantenerse allí y tratar de proteger la cabeza, que es en la que probablemente vayan a caer los objetos que se pueden desprender del techo, pero no salir, porque así se produce la mayor cantidad de las lesiones, cuando las personas entran en pánico y se da lo que se conoce como estampidas humanas, en las que incluso hay víctimas, y resultaría muy triste que un sismo que haya producido algunas afectaciones, sin ser necesariamente un sismo devastador, termine con la vida de una persona o de varias.

5. ¿Qué hacer si se está en un medio de transporte?

El transporte público, en general, es bastante seguro. Es muy difícil, por decir lo menos, que un bus, por ejemplo, llegue a volcarse, normalmente se mece. Lo mismo el metro, a no ser que el sismo sea tan fuerte que alcance a afectar las catenarias o cables que le suministran la energía al sistema de transporte masivo de la ciudad.

6. ¿Qué hacer una vez pase el sismo?

Si es un sismo que alcanza a percibir, pero que no produjo daños evidentes, pues no hay necesidad de evacuar. Pero cuando es un sismo que alcanza a producir afectaciones en las edificaciones —y teniendo en cuenta que puede haber réplicas—, es necesario evacuar, porque no sabemos en qué condiciones estructurales está la edificación, y eso tiene que ser evaluado por personal experto, que dirá si se puede habitar de nuevo el edificio, sin que se ponga en riesgo la vida. En ese caso hay que considerar a los adultos mayores, las mascotas...

7. ¿Qué hacer con los servicios de electricidad, gas y agua?

Hay que cerrar los conductos antes de evacuar, para evitar que se produzcan incendios, por ejemplo. Esto hace parte del plan de emergencias que tiene que estar diseñado para cada hogar.

8. ¿Cuándo solicitar una visita de inspección por riesgo?

Después de un sismo que haya producido, por ejemplo, grietas que muchas veces son superficiales y que afectan únicamente el estuco o el revoque, como los ciudadanos no tienen la formación académica, entonces hay que hacer una evaluación estructural de la edificación o vivienda, y esto tiene que ser por parte de personal calificado. No es el vecino... El Dagrd, a través de la línea de emergencias 123, realiza inspecciones por riesgo en Medellín. Cualquier ciudadano, que tenga dudas o una preocupación sobre su edificación o vivienda, llamando a este número puede solicitar una visita de inspección por riesgo e irá un ingeniero del equipo técnico del Dagrd, quien determinará si efectivamente tiene una afectación estructural y requiere obras o trabajos de reforzamiento, o si se trata simplemente de afectaciones menores. Esto es un servicio gratuito que el Dagrd presta a la ciudad.

9. Se recomienda tener un kit de emergencias, ¿qué se debe guardar allí?

Es una recomendación que le hacemos muchísimo a la gente. Es muy importante, no solamente para casos de sismo. La situación más normal que se puede presentar en un conjunto residencial, sea de edificios o casas, es que haya una fuga de gas por cualquier tubo que se rompió o que haya un conato de incendio, entonces, normalmente, se hace evacuar a las personas, y en ese caso, en el que uno supone que puede volver a su casa, es importante tener ese kit de emergencias. Hay unos elementos que son básicos y que no se deben omitir: la copia de las llaves de la casa, la copia de los documentos de identidad, agua en botellas, alimentos no perecederos (enlatados), una frazada, un radio y una linterna (con pilas, pero que no estén puestas para que no se consuman). Se habla, por ejemplo, de barras de chocolate, para proporcionar energía a las personas. Y cada grupo familiar, de acuerdo con sus características, armará su propio kit: medicamentos, comida para las mascotas, una coquita para proporcionarles agua... Hay que prepararlo con antelación.

Responde la psicóloga Cecilia María Díaz Soto, estudiante de doctorado en Ciencias de la Salud de la Universidad CES:

10. ¿Cómo entender el comportamiento de las personas ante un evento sísmico?

Los eventos sísmicos podrían ocasionar pérdidas materiales y de vidas humanas, por esto es de esperarse que generen crisis en los individuos que se han visto expuestos a estos. La crisis se describe como un estado temporal de trastorno, lo que genera en los sujetos una incapacidad para enfrentar la situación que se está viviendo, dificultando la expresión y el manejo de las emociones, y nublando la capacidad para enfocar las acciones a la resolución del problema, debido a que en las crisis se desborda de forma excesiva la capacidad que tiene un sujeto para comportarse de forma habitual y se provocan reacciones intensas de estrés.

11. ¿Qué puede presentarse ante un sismo?

Pueden presentarse síntomas como estrés, rabia o enojo, pánico, tristeza, ansiedad, además de un conjunto de síntomas físicos como temblor, sudoración, palpitaciones o llanto. Lo que se considera completamente normal, ya que hacen parte de los mecanismos de supervivencia que se activan a través de las emociones básicas que suscitan este tipo de eventos. Es importante entender que las reacciones de todos los individuos no serán iguales ante este tipo de crisis, algunos reaccionarán de forma funcional, tendiendo a la cooperación, la reflexión, la catarsis, y lograrán comunicarse de manera asertiva. Por el contrario, algunos reaccionarán de manera disfuncional, con actitudes de negación, agresividad, pasividad o dependencia, entendiendo que estos no se consideran como trastornos psicológicos.

12. ¿Cómo manejar una preocupación desmedida de alguien?

Las conductas que se generan ante eventos como los sismos dependerán de la percepción que tengan los individuos sobre el evento, y del significado que este tenga para su supervivencia y los cambios que pueda llegar a generar a su entorno. Por lo tanto, se recomienda, inicialmente, escuchar cuidadosamente al sujeto, evitando juzgar, tomar partido y/o hacer comparaciones con eventos anteriores que haya podido experimentar el mismo sujeto o el que en ese momento esté siendo su interlocutor, específicamente evitar contar su propia historia. Se debe comunicar verbal y no verbalmente la aceptación por los sentimientos y los hechos que relate la persona que está experimentando la preocupación desmedida, sin cuestionarlos o debatirlos. El apoyo social puede ayudar de manera eficiente, y en las primeras etapas, para superar una crisis.

13. ¿Qué se recomienda desde la psicología en estos casos?

En un primer momento se recomienda otorgar apoyo a las personas que estén experimentando una crisis debida al evento específico. Se debe favorecer la expresión emocional permitiendo que el sujeto exprese cualquier emoción que pueda estar experimentando en ese momento, pero estando muy alertas a reducir el peligro que se pueda generar por acciones impulsivas. También es necesario mostrarse disponible y en posición de escucha activa, estar próximo físicamente sin invadir, aceptando los hechos y dando señales de que entiende la situación. Además se recomienda no generar más alarmas, mencionando lo que podría haber ocurrido o lo que se espera que ocurra en el futuro con relación a ese evento.

Será necesario evaluar cuando, posterior a una crisis, un sujeto necesite ayuda por parte de un profesional de la salud mental, específicamente cuando pasados unos días, el sujeto se muestre con afecto apagado, es decir, desmotivado o reduzca la expresión normal de los sentimientos; o cuando tenga episodios de ansiedad leves, manifestando angustia o excesiva preocupación; dificultades para dormir o perturbaciones en el sueño como constantes terrores nocturnos (“pesadillas”), o algunos síntomas físicos como dolores constantes de estómago, palpitaciones, rigidez muscular, dolores y fatiga, entre otros. Es necesario informarse sobre los recursos que se tienen a nivel del sistema de salud para atender estos casos y aceptar la orientación psicológica.

La psicóloga Bibiana María Grisales Vargas, docente de cátedra de Psicología de la Institución Universitaria Tecnológico de Antioquia, y experta en primera infancia y psicología comunitaria, agrega:

Cada persona afronta estas situaciones de acuerdo a su personalidad, la cual va a estar influenciada por factores como la cultura. Todo esto depende de las herramientas de afrontamiento que se tienen en el desarrollo. Por ejemplo, a los niños se les puede decir: ‘Estas cosas pueden suceder, esto va a pasar’ (...). Se recomienda que las personas puedan hablar de eso que sintieron, porque en la medida en que las personas hablan van liberando, tener ideas racionales sobre el evento y alejarse de la noticia hasta retomar la calma (...). A veces quedan secuelas, entonces algunas personas lloran o se preguntan si eso va a volver a ocurrir... Hay que tener cuidado, porque en los tipos de personalidad puede ser que un evento de estos desate una crisis más fuerte (...). Algunas personas pueden orar, es una forma de hacer descarga y poner esa situación en otro lugar o fuera de sí.

Contexto de la Noticia

Sobre la norma sismo resistencia y los edificios altos

Ana Beatriz Acevedo, docente de Ingeniería Civil de la Universidad Eafit y doctora en riesgo sísmico, explica que en el país rige la norma de diseño llamada sismo resistencia. Señala que las estructuras que se construyan siguiéndola van a tener un buen comportamiento cuando haya un terremoto, sin importar si el edificio es alto, medio o bajo.

“Lo importante es que esté diseñado y construido de acuerdo a lo que dice esa norma. Que un edificio sea sismo resistente no quiere decir que, si el terremoto es grande, no se vaya a dañar, sino que se comportará de modo que se salven vidas, eso es lo que buscamos en esas normas. El edificio sí se va a mover, pero va a responder bien”, argumenta.

Cuenta que Colombia tiene normas sismo resistentes desde 1984, las cuales están permanentemente actualizándose. En ese sentido, recuerda que “es muy probable que un edificio de antes del 84 no se haya diseñado y construido para resistir terremotos”. Al respecto, hace un llamado a prestar atención a la construcción informal, que no sigue la reglamentación.

Afirma, además, que tener un buen sistema estructural y buenos materiales garantizarán una buena respuesta. En ese sentido, recomienda hacer remodelaciones preventivas bajo la orientación de un profesional de ingeniería.

“Seamos conscientes de que tenemos muchas viviendas que no están hechas para resistir terremotos, pero hay formas de mejorarles el comportamiento ante estos eventos. Para que una casa resista bien un terremoto es muy importante que todos los muros se muevan de manera parejita y eso se consigue si los muros, en la parte de arriba, tienen una viga de amarre, por ejemplo, o si hay una lona. O, por ejemplo, hay unos muros de viviendas informales que tienen unos huecos muy grandes, por ventanas, entonces se podrían cerrar algunos para que resistan mejor... Hay subsidios del Gobierno para eso, lo que pasa es que la gente no es muy consciente de los terremotos, entonces prefiere, y a veces es una necesidad muy importante, mejorar la cocina que mejorar el sistema estructural”.

Finalmente, Acevedo explica por qué no se puede decir que los movimientos sísmicos se sienten más en los edificios altos o bajos. “Una característica de los sismos se llama frecuencia, que es la velocidad con que se mueven, por decirlo de una manera muy sencilla. Los edificios tienen lo que se llama una frecuencia natural. El tiempo que se demora en ir y volver se llama periodo. Los edificios más grandes tienen periodos más grandes... Y unos terremotos tienen frecuencias más grandes, entonces cuando viene un terremoto con un periodo específico y se encuentra con un edificio de ese mismo periodo, ese edificio se va a mover más que el de al lado, que tiene otro periodo”.

Otro factor es el tipo de suelo. “Si está en La Mota o en El Poblado, los suelos tienen características diferentes y hacen que el sismo se sienta distinto”.

Me cautiva el periodismo digital, inspirador y de servicio. Admiro la espiritualidad, la creatividad y el orden. Intento no distraerme para encontrar la humanidad.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección