<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Los drones de 3 mil millones de pesos que nunca le llegaron a la Policía

Por tres prórrogas en menos de un año declararon incumplimiento de millonario contrato. Empresa tendrá que pagar póliza.

  • Los drones iban a facilitar la incautación de mercancias ilegales así como ganado de contrabando. Modelo en 2D del dron (detalle). FOTO cortesía
    Los drones iban a facilitar la incautación de mercancias ilegales así como ganado de contrabando. Modelo en 2D del dron (detalle). FOTO cortesía
20 de abril de 2023
bookmark

Para mediados de noviembre de 2022, la Policía Nacional recibiría dos aeronaves de alta tecnología conocidas como drones, pero se quedaron esperando. La empresa que se ganó la licitación les pidió por lo menos tres prórrogas con las que alargaron un jugoso contrato de 3.789’.404.381 pesos, hasta que lo perdieron.

Resulta que los supervisores del contrato comenzaron a sospechar y decidieron declarar el incumplimiento de este porque ya no había justificación para otra prórroga. Ahora la empresa Helios Technology & Innovation S.A.S se quedó sin contrato millonario y le tocará enfrentarse a pagar una póliza de 3.220’993.723.

Todo se remonta al mes de julio de ese mismo año, cuando el Fondo Rotatorio de la Policía le entregó a esa empresa el contrato 081-1-22 para que les fabricaran unos drones con los que iban a “ejercer control de amplias zonas del territorio nacional, donde por motivos de seguridad se hace imprescindible la realización de actividades de vigilancia y seguimiento aéreo que permitan la generación de estrategias para la reducción de modalidades delictivas”, tal como se lee en el documento firmado por las partes. Los drones serían entregados a la Policía Fiscal y Aduanera de la DIAN.

Todo iba viento en popa. Lo acordado era entregar los drones en un plazo de cuatro meses con pruebas de calidad incluidas y en ese momento, contando con la satisfacción del supervisor del contrato, se haría un solo pago del 100% del valor del contrato.

Sin embargo, un mes antes de que se cumpliera el plazo final para la esperada entrega, el 28 de octubre de 2022 la empresa Helios alzó la mano y pidió un plazo hasta el 31 de diciembre de ese año porque no habían podido fabricar nada. La excusa fue que “la guerra entre Rusia y Ucrania ha generado sobredemanda de la UAV (drones), lo que desencadenó la escasez de componentes”, justificaron.

Para ese momento, la Coronel Sandra Yaneth Mora, directora general del Fondo Rotario de la Policía, autorizó la prórroga puesto que era un motivo considerable teniendo en cuenta la situación mundial.

En realidad, eso no representó mayor novedad para la Policía hasta que un día antes de cumplirse el nuevo plazo, el 30 de diciembre, Helios Technology pidió otra prórroga bajo el mismo argumento: la guerra entre Rusia y Ucrania.

Además, la empresa agregó que también se tuviera en consideración las “consecuencias a mediano y largo plazo del COVID-19 en el sector de la producción de aeronaves no tripuladas (drones) el desabastecimiento de componentes electrónicos porque provienen de países asiáticos (China, Taiwán y Hong Kong)”.

La Policía accedió, otra vez y alargó la entrega hasta el 24 de marzo de 2023 y siguieron teniendo reuniones de seguimiento normalmente. Incluso, llegaban a acuerdos para presentar avances y la institución ya estaba pensando en fechas para recibir los drones y de una vez capacitar a los uniformados que los iban a manejar.

Pero, así como les aprobaron dos prórrogas, no les aceptaron la tercera. El 6 de marzo la empresa encargada de entregar los drones pidió otro plazo de dos meses, es decir, hasta el 24 de mayo de 2023.

Esta vez, alegaron que se trataba de motivos de fuerza mayor o caso fortuito, por lo que la Policía pidió sustento y la empresa respondió que un incendio en la fábrica había afectado la producción.

En eso justificaron el retardo porque “se trata de un hecho imprevisible, irresistible e insuperable, no atribuible al contratista”, indicaron en la respuesta escrita.

Sin embargo, para el supervisor del contrato, el Mayor Edwin Arley Espejo, “no se considera viable un prórroga al contrato dada la incertidumbre de la fecha de entrega de las aeronaves”.

Por esa razón, le comunicaron a Helios Technology, las razones para darle un tratamiento de “incumplimiento por parte del contratista toda vez que a la fecha no hizo entrega de los bienes estipulados”, concluyeron en el informe.

Este diario se comunicó con las dos partes involucradas para conocer la versión de lo sucedido, tanto con la Policía como con la empresa Helios Technology & Innovation S.A.S en representación de Ricardo Díaz García, pero no obtuvo respuesta hasta el cierre de esta edición.

Por el momento se sabe que dicho informe de incumplimiento fue emitido con copia a la aseguradora que fijó una póliza de 3.220’993.723 pesos que al parecer tendrá que pagar la empresa tras no obtener el visto bueno a una nueva prórroga para entregar los esperados drones.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*