<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Antioquia sembrará maíz 4.0 en el Bajo Cauca para superar déficit del grano

El departamento importa el 85 % del grano que consume y con un proyecto de cultivo en el Bajo Cauca se busca revertir este déficit.

  • Con el paso del tiempo, el maíz fue perdiendo protagonismo como un cultivo que le dio identidad a muchas regiones del país, entre ellas Antioquia. FOTO Donaldo Zuluaga
    Con el paso del tiempo, el maíz fue perdiendo protagonismo como un cultivo que le dio identidad a muchas regiones del país, entre ellas Antioquia. FOTO Donaldo Zuluaga
Gustavo Ospina Zapata | Publicado el 12 de mayo de 2022

Decía el científico Francisco José de Caldas, conocido como el Sabio, que el maíz era el grano más importante del Nuevo Mundo: “más útil que el trigo y la cebada, es también la planta cuya vegetación tiene límites más extensos, no teme el frío como el plátano y la caña de azúcar ni al calor como la papa (...); en todos los lugares donde hay hombres hay maíz, en todas las temperaturas posibles, en todas las presiones atmosféricas nos acompaña esta planta preciosa”.

“Ese recurso de nuestras necesidades”, como también lo llamó, estaba en todas partes y Antioquia era epicentro de la producción. Lo que no imaginaron ni él ni el propio Gregorio Gutiérrez González, que le hizo un libro a las memorias de este grano, es que dos siglos después, aunque el consumo sigue siendo vital en la dieta de Antioquia, su producción no abastece ni el mercado local y la mayor parte del que se come en la región es importado.

Juan Zuleta, coordinador de la FAO en Antioquia, calcula que en el departamento se producen si acaso 3.000 toneladas, nada qué ver con las cerca de 2 millones de toneladas que importa por año, algo que ve paradójico dado que reconoce que “el maíz es ancestral, pues toda la cultura que se desarrolló antes de que llegaran los españoles fue alrededor de este producto”.

La cifra indica un decaimiento en la producción, pues no más en 2018, según el Anuario Estadístico Nacional, se sembraron 22.446 hectáreas y se cosecharon 20.711. La producción ese año fue de 34.718 toneladas, con un rendimiento del 1,7 ton/ha en 12.380 explotaciones agrícolas.

Según la misma Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), en arepas, mazamorra, tortas y crispetas, cada colombiano consume 30 kilos de maíz por año, que representa el 9% de la energía diaria de la dieta.

“En el país se producen 1,6 millones de toneladas y se consumen 6,2 millones por año. De Antioquia salen 35.000 toneladas anuales, un rendimiento tres veces por debajo del nacional”, afirma el secretario de Agricultura departamental, Rodolfo Correa. Antioquia importa el 85% del maíz que consume. Sus proveedores son Estados Unidos, Canadá y Brasil, lo que evidencia el desbalance entre la producción y el consumo a raíz de que la dieta de la región está asociada a este producto.

“En la sola región lechera del Norte, para alimentar el ganado lechero, se consumen 350.000 toneladas. Este es el punto más crítico, que no tenemos producción de maíz para el consumo animal, que es la base de la dieta paisa”, explica Correa.

Una solución

En este contexto se puso en marcha el nuevo proyecto emprendido desde la Gobernación a través de la Universidad de Antioquia denominado ‘consolidación del Distrito Productivo y Tecnológico de Maíz en Yondó y Caucasia y que tiene como meta producir 32.000 toneladas en 18 meses en 3.200 hectáreas sembradas.

Será maíz de tecnología 4.0, con semillas certificadas que cumplen con la calidad genética, fisiológica y sanitaria. La aspiración es que de este proyecto, con una inversión de $50.800 millones, nazca la Escuela de Formación Agroindustrial de Antioquia, que se orientará a atender las necesidades de los productores agropecuarios en los niveles técnico, social y organizacional.

Javier Anaya, vocero de la Federación de Agricultores del Bajo Cauca, afirma que los beneficiarios tienen mucha expectativa: “El proyecto viene con la tecnología 4.0, se hace un mejor manejo de la información y permite hacer mejor tratamiento de las enfermedades, mejores procesos de fertilización con información y tecnología como drones, sensores y adelantos tecnológicos que mejoran las condiciones y productividad”, dice.

Actualmente, Antioquia no figura ni entre los primeros productores del país, donde los que más maíz les sacan a sus tierras son el Meta, con más de 285.000 toneladas; Tolima, con cerca de 180.000; Valle, con 140.000; y Córdoba, con 125.000.

“En Antioquia el maíz se encuentra como recurso clásico de alimentación, y aún el nombre mismo de antioqueño despierta en todo el país la imagen socorrida de este riquísimo cereal”, escribió Manuel Uribe Ángel, médico y escritor, elogiando las Memorias del Cultivo de Gregorio Gutiérrez González. Pero ya no hay tanto. Y saber que el maíz inspiró versos que se hicieron historia . n

Gustavo Ospina Zapata

Periodista egresado de UPB con especialización en literatura Universidad de Medellín. El paisaje alucinante, poesía. Premios de Periodismo Siemens y Colprensa, y Rey de España colectivos. Especialidad, crónicas.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección