<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

La hora de los parqueaderos subterráneos en Medellín: ¿qué se hará?

  • El campus de Laureles de la UPB tiene tres niveles de parqueaderos. FOTO róbinson sáenz
    El campus de Laureles de la UPB tiene tres niveles de parqueaderos. FOTO róbinson sáenz
Por: juan diego ortiz Jiménez | Publicado el 24 de enero de 2019
Infografía
La hora de los parqueaderos subterráneos en Medellín
100

puntos en Medellín identificó Camacol como posibles lotes para construir parqueaderos.

40 %

de la malla vial de Medellín está ocupada por parqueo informal, según la alcaldía.

Los privados que construyan y operen parqueaderos soterrados o en altura, mecanizados, en lugares de interés público en Medellín, tendrán beneficios tributarios durante cinco años.

La iniciativa pretende que al menos tres quintas partes de los recorridos habituales se hagan en el sistema masivo, dejando el carro cerca de las estaciones, como forma para desincentivar el uso del vehículo particular. Pese al objetivo del plan, expertos ponen en duda su efectividad.

El estado del tráfico local es tema de debate en la región.

Según el Área Metropolitana, entre 2005 y 2016 el parque automotor se incrementó 182 %: 275.000 carros y 571.000 motos más.

En Colombia, incluso, el alza fue de 217 % en el mismo periodo, al pasar de 3,9 a 12,4 millones, según el Registro Único Nacional de Tránsito.

El mayor número de automotores aumentó el tiempo de los desplazamientos. La Encuesta Origen-Destino 2018 determinó que el tiempo promedio de viaje en la región se incrementó 44 % en los últimos doce años.

Otra causa que explica la congestión tiene que ver con el aumento poblacional: en Medellín viven 315.000 personas más que en 2005 (Dane).

Precisamente la política de estacionamiento es una medida de la gestión de la demanda, con la que se pretende reducir la congestión, mejorar el desarrollo económico y promover el transporte sostenible. Dentro de este capítulo es que Medellín quiere impulsar parqueaderos mecanizados (posibilita ingreso, pago y salida con máquinas autónomas).

Estímulos tributarios

El acuerdo 66 de 2017, vigente desde el 1 de enero de 2018, determinó la exención de impuesto predial unificado por cinco años para los parqueaderos nuevos que se construyan soterrados o en altura, siempre y cuando cuenten con sistemas mecanizados o para los existentes que amplíen sus celdas cambiando su sistema tradicional.

Asimismo, el operador tendrá que pagar la tarifa mínima del 2 por 1.000 en el impuesto de Industria y Comercio.

Los beneficios tributarios aplicarán para los estacionamientos que estén en áreas de influencia a las estaciones del metro, metroplús o del tranvía, o de cualquier otro sistema de transporte masivo (son 79, incluyendo 14 paraderos), en un radio de 500 metros, en Belén, Poblado, Laureles – Estadio y la Candelaria (Centro).

Estos incentivos tienen como base las disposiciones del Plan de Ordenamiento Territorial (POT) para optimizar los desplazamientos y los espacios disponibles, además de recuperar el espacio público en secciones viales ocupadas.

Los beneficios tributarios solo aplican para el porcentaje de inmueble que se convierta en parqueadero mecanizado.

Es que según Humberto Iglesias, secretario de Movilidad de Medellín, entre el 40 y el 70 % de la malla vial de la ciudad es ocupada por carros mal estacionados.

“Para nosotros lo primero es la educación. Pero también la cultura ciudadana se logra con autoridad y el ejercicio de ella. En 2018, instalamos 3.000 cepos, que están generando más control y una sanción moral. Seguimos con las grúas, con nuestros agentes haciendo operatividad para recuperar las calles”, afirmó.

Plan de renovación urbana

Además de descongestionar la malla vial, esta iniciativa municipal está enmarcada dentro de los beneficios otorgados a privados para adelantar renovación urbana.

Sin más suelos de expansión para soportar su desarrollo futuro, el actual POT de Medellín, vigente entre 2014 y 2027, trazó la ruta de una ciudad compacta y policéntrica, que crezca hacia adentro, a través de la renovación de las riberas del río.

Para desatar este proceso, que busca reorganizar el territorio, se establecieron diferentes beneficios tributarios, entre ellos, los definidos para los parqueaderos, según Daniel Felipe Escobar Valencia, subsecretario de Ingresos.

“El acuerdo pasado traía beneficios, pero enmarcados en parqueaderos en altura y en un perímetro de 300 metros. La nueva norma es ambiciosa para generar equilibrio en la construcción de estacionamientos”, explicó Escobar.

Desde 2015 opera el primero

En inmediaciones de la estación Ayurá del metro -calle 25AA sur con carrera 49- funciona desde noviembre de 2015 un parqueadero público de integración para carros, motos y bicicletas.

Los viajeros que dejen su vehículo en el estacionamiento y utilicen el metro reciben una tarifa preferencial. El servicio es gratuito para los ciclistas.

El usuario recibe una tarjeta que debe validar en una máquina que se encuentra en la zona paga de la estación Ayurá para confirmar su integración con el metro.

Con esto, cuando vaya a retirar su vehículo y pagar el servicio de parqueadero, le cobrarán la tarifa preferencial de acuerdo con el tiempo que haya permanecido en el lugar.

Juan Manuel Patiño, jefe de Gestión Inmobiliaria del Metro, contó que esta fue una prueba piloto para determinar la viabilidad de construir más equipamientos de este tipo en otras estaciones. Indicó que los nuevos desarrollos, presupuestados para 2019 y 2020, serán combinados con usos inmobiliarios para aprovechar los flujos de pasajeros (1,2 millones en un día típico laboral, en todo el sistema) en otras actividades comerciales.

Patiño anticipó que a mediados de este año comenzaría la construcción de proyectos inmobiliarios en las estaciones La Estrella e Itagüí, que contemplan parqueaderos de integración al sistema.

Asimismo, indicó que para 2020 se implementarán celdas cerca de las estaciones Aguacatala, Poblado e Industriales.

“Son espacios residuales que dependen de lograr un acuerdo con el municipio para delegar la administración de estos espacios. Se presupuestan adecuaciones para facilitar el desplazamiento de pasajeros entre el parqueadero y la estación”, indicó.

Piloto, para este año

Claudia García Loboguerrero, subdirectora de Planeación Territorial y Estrategia de Ciudad, dijo que la promoción de este tipo de espacios busca favorecer la localización de infraestructuras en áreas de influencia del masivo y minimizar así el uso del particular.

“Estamos trabajando con gremios y con el Metro para implementar una prueba con integración tarifaria (pago con Cívica). Estamos madurando la idea para tener un piloto en la ciudad”, indicó.

Eduardo Loaiza Posada, gerente de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (Camacol), seccional Antioquia, uno de los proponentes de la iniciativa, dijo que espera la reglamentación del acuerdo municipal para definir la modalidad de aplicación (asociación público-privada o concesión) o si se debe pagar por el uso del subsuelo.

“Es pionero en el país y abre un campo de trabajo importante. Tenemos inversionistas interesados en desarrollarlos. Hemos identificado predios de oportunidad. Este mes habrá un encuentro entre privados y el Municipio”, dijo.

Loaiza añadió que trabajan en los aspectos que quedan pendientes para tener las reglas de juego claras.

“En 2019 veremos los primeros parqueaderos subterráneos o en altura, mecanizados, aprovechando la norma. Es imposible que la gente se baje de los carros sin una alternativa, tampoco es posible construir líneas de metro en todas partes”, aseguró Loaiza.

¿Es una medida efectiva?

Andrés Pava Restrepo, coordinador del área de Movilidad y Territorio de la Universidad EIA, dijo que el parqueadero funciona como medida para desincentivar el privado cuando se establece una tarifa alta.

“Si una persona encuentra donde estacionar, utiliza el auto siempre y cuando sea razonable la tarifa. Si es excesiva, se abstiene de utilizar el auto por el costo que represente”, explicó.

Opinó que generar parqueaderos de manera masiva, en vez de desincentivar el carro, lo que hace es promoverlo porque las estaciones del masivo se vuelven puntos de destino de privados.

Avaló la construcción de estacionamientos cerca del metro, pero solo para recorridos largos (si vive en Bello pero trabaja en Itagüí), porque entra a competir el factor tiempo, ya no el de costo de estacionamiento.

“Por tiempo es probable que los usuarios que viven lejos accedan a este servicio, pero para recorridos cortos no, ahí la variable de decisión es el costo del parqueadero”, justificó Pava.

Juan Manuel Patiño dijo que la medida es efectiva si el estacionamiento tiene integración con una estación y los recorridos peatonales no son muy largos. Afirmó que otro aditamento que favorece su uso es la integración tarifaria que permita un diferencial en la tarifa de estacionamiento.

Contexto de la Noticia

la política de Massachusetts

En 1998 creó la Ordenanza de la Gestión de Demanda de Viajes. Especificó un máximo y un mínimo de requisitos de estacionamiento para oficinas, edificios de gobierno y universidades. Los mínimos se redujeron para sitios cercanos al transporte público, que comparten estacionamientos, que proveen alojamiento económico o que están cerca de algún estacionamiento público o comercial.

la estación del

Desde 2008 está vigente la ordenanza de construcción, que regula los parqueaderos accesorios y permite usos del suelo no residenciales. Las principales áreas identificadas en la nueva ordenanza fueron los alrededores al norte y al sur de la estación principal del ferrocarril y los extremos del interior de la ciudad para evitar el ingreso de vehículos a la urbe.

tren en Munich

Ámsterdam cuenta con una estrategia de gestión de los estacionamientos que incluye parqueaderos en las afueras de la ciudad. Estos cobran una tarifa que incluye un tiquete de transporte público, por 24 horas, para máximo cinco personas. El objetivo es permitir que los visitantes o residentes de zonas periféricas ingresen a la ciudad en transporte público.

informe alto déficit en cuatro comunas

· Según un estudio de 2017 del Departamento de Ingeniería Civil de la Universidad Nacional se necesitan 18.695 celdas para suplir el déficit de parqueo en comunas de Belén, El Poblado, el Centro y Laureles.

· El informe añadió que la mitad de las personas que tienen como destino las cuatro comunas mencionadas (200.000 conductores), no tienen resuelto su lugar de parqueo, por lo que tienen que pagar o estacionar en la vía pública.

· El estudio recomendó a la alcaldía crear una aplicación móvil qué informe la disponibilidad de celdas en zonas de alta concurrencia.

Juan Diego Ortiz Jiménez

Redactor del Área Metro. Interesado en problemáticas sociales y transformaciones urbanas. Estudié derecho pero mi pasión es contar historias.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección