<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Insólito accidente de lujoso BMW llevó a la caída de un extraditable

Una camioneta que cayó de un quinto piso en Medellín fue la clave para capturar a “Toyota”, narcoheredero del Cartel del Norte del Valle y buscado por la DEA.

  • 1 y 3. El narcotraficante “Toyota”, buscado por la DEA, fue capturado cuando disfrutaba de unas vacaciones con su familia en Cartagena. La Policía le incautó una alhaja de oro con su alias. 3. La camioneta en la que “Toyota” cayó de un quinto piso en 2021, en Medellín. FOTO FOTOS ARCHIVO Y CORTESÍA
    1 y 3. El narcotraficante “Toyota”, buscado por la DEA, fue capturado cuando disfrutaba de unas vacaciones con su familia en Cartagena. La Policía le incautó una alhaja de oro con su alias. 3. La camioneta en la que “Toyota” cayó de un quinto piso en 2021, en Medellín. FOTO FOTOS ARCHIVO Y CORTESÍA
15 de enero de 2023
bookmark

Un absurdo y cinematográfico accidente vehicular fue la pista clave que llevó a la captura de un poderoso narcotraficante quien llevaba seis años a la sombra, enviando cocaína desde la costa colombiana hasta las calles de Estados Unidos.

El protagonista de esta historia es Javer Alexis López Murillo, alias Toyota, quien de paso se convirtió en el primer extraditable capturado en 2023 en nuestro país.

Todo comenzó en 2017, cuando la DEA detectó el ingreso de varios cargamentos de cocaína al estado de Florida. Salían en lanchas de la costa Pacífica, tenían puntos de acopio en Centroamérica y, como peculiar característica, los bloques del alcaloide estaban marcados con los logotipos de dos marcas reconocidas: Nike y Toyota.

Las pesquisas se concentraron en una red criminal con injerencia en los departamentos de Cauca y Valle, pero todavía no estaba claro quién era el narcotraficante que la lideraba.

Hasta que a las 10:45 a.m. del 15 de marzo de 2021 sucedió un hecho insólito en la urbanización Finito del barrio Castropol, en el suroriente de Medellín: una camioneta blindada BMW cayó al vacío desde un parqueadero ubicado en un quinto piso.

Dentro del lujoso vehículo se encontraban tres personas: el conductor Willer Bermúdez López, de 19 años y nacido en Istmina (Chocó); y los pasajeros Luis Mosquera Aguilar, de 32 y también de Istmina, y Alex Pineda Guerrero, de 38 y natural de Buenaventura (Valle). Este último falleció por el brutal impacto.

Cuando los socorristas llegaron para atender la emergencia encontraron una caleta dentro del vehículo, con dos pistolas, un revólver y 6 millones de pesos en efectivo. El caso rápidamente captó el interés de la Policía.

En las averiguaciones, los vecinos contaron que los sujetos accidentados venían de Cali a visitar un inquilino de la urbanización, quien era conocido por organizar jolgorios bullosos con prostitutas en su apartamento.

El inquilino resultó ser “Toyota”, el supuesto narcotraficante del Pacífico que la DEA estaba buscando.

Los hombres que cayeron al vacío eran sus escoltas. Portaban cadenas de oro y joyas valoradas en al menos 500 millones de pesos.

En las cámaras de seguridad del parqueadero se observó que estaban reversando, al parecer en medio de una discusión, cuando la camioneta aceleró, destruyó el muro de contención y voló hasta un parque infantil.

El coronel Édgar Cárdenas, jefe (e) de la Dirección Antinarcóticos de la Policía Nacional, comentó que –a partir de ese caso– comenzaron los seguimientos que terminaron con la captura, dos años después, de “Toyota”.

“Desde el 2007 (”Toyota”) habría enviado cerca de cinco toneladas de droga, hechos por los cuales es requerido por las autoridades de Estados Unidos”, planteó el coronel Cárdenas.

La otra “caída”

Los comandos Jungla lo sorprendieron hace dos semanas, cuando disfrutaba de unas vacaciones en la playa El Rodadero de Santa Marta frente a la mirada atónita de los turistas; y con sus acompañantes obligados a tenderse en la arena, los policías le pusieron las esposas.

Según el prontuario delictivo que fue documentado por la Policía, López Murillo, “manejaba las finanzas dentro de la organización, coordinaba todo lo relacionado con la producción y envíos hacia Centroamérica, y tenía vínculos con carteles de México y Guatemala”.

El detenido fue llevado a la cárcel La Picota, de Bogotá, a la espera de que se resuelva el trámite de extradición. “Toyota” tiene una acusación por dos cargos de narcotráfico en la Corte del Distrito Medio de la Florida, Estados Unidos

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*