Pongan esta coma, por favor
Crítico

Juan David Villa

Publicado el 11 de febrero de 2020

Pongan esta coma, por favor

“Manda tu carta Duque, a Guaidó, a ver quién te manda Guaidó para allá”.

De esta coma ya les había hablado, queridos lectores. Es tan escasa la pobre, mis amigos, tan desechada la desdichada, que tengo que volver a ella, como mamá cantaletosa (perdón, madrecita). Jóvenes, las comas no están aquí para marcar pausas (al menos no en principio), sino para ayudarnos, buenos lectores, a ordenar el texto y a cambiar significados (“coman, niños” no es lo mismo que “coman niños”...).

Así que, mis buenos amigos, aunque decimos “hola, Juan” sin hacer pausa, el “orden del texto” (o sea, la sintaxis, mis queridos) nos obliga a poner coma. Recuerden, atentos lectores, que esta coma es la coma de los saludos: buenos días, jefe. Que pase buena noche, don Pedro (pero no solamente acompaña saludos, como pueden ver, entretenidos lectores).

Entonces: “Manda tu carta, Duque, a Guaidó...”.

Preguntas

Luz Mery Bustamante. ¿Cuál es la forma correcta: “se venden paletas” o “se vende paletas”?

La pregunta es muy buena, Luz Mery, y la respuesta es sencilla, aunque no tanto su explicación. La forma correcta, Luz, es “se venden paletas”. O sea, Luz, que debes establecer una concordancia normal: un plural con otro plural se entiende. Pero en “se busca a los criminales”, debes dejar el verbo en singular. Y en “se buscan casas para alquilar” volvemos al plural con plural. Te preguntarás, Luz, cuál es la fórmula, cómo hago para distinguir cuándo usar plural y cuándo singular: la preposición a, en este caso, da la señal.

Entonces, “se buscan casas”, pero “se busca ‘a’ los delincuentes”.

Un mamotreto

Un mamotreto, como saben, es algo o alguien muy grande, desproporcionadamente grande, agrego yo. Sobre todo un libro. Bien, etimológicamente (su historia) significa “criado por su abuela” (mammóthreptos es la antigua expresión griega). ¿Y qué tiene que ver un libro grande con un niño criado por su mamita? Que las abuelas tienen, entre otras, dos virtudes: son alcahuetas y dan mucha comida. Así que el nieto criado por la abuela sería siempre un niño gordo (obviamente, “siempre” es una exageración para adornar la historia).

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Críticos
Diego Agudelo Gómez
Diego Agudelo Gómez

Aplausos y pitos

$titulo

NIÑOS DE LA TOLA, NARIÑO

Los jóvenes músicos, con ayuda de su maestra, luchan por tener instrumentos para su banda por la paz.

$titulo

JEISON GERMÁN BORDA G.

Exfuncionario de la Dian en Neiva, condenado a 52 meses de cárcel por exigir dinero por trámites.