<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Cuando los datos son el jurado

  • FOTO SHUTTERSTOCK
    FOTO SHUTTERSTOCK
Por laura tamayo goyeneche | Publicado el 13 de diciembre de 2019
en definitiva

Las plataformas de música en streaming están aprovechando sus ejercicios con big data para dar premios, fidelizar usuarios y artistas. Esto se traduce en ventas de pauta y suscripciones.

Este año dos nuevos actores se sumaron a la temporada de galardones musicales. Las plataformas Apple Music y Spotify llegaron al terreno, sacando provecho de su recopilación masiva de datos y argumentando que son las preferencias de sus usuarios las que deberían premiar a los artistas.

Por un lado, Apple Music celebró el pasado 4 de diciembre los Apple Music Awards en el teatro Steve Jobs, en Cupertino, Estados Unidos. Para escoger a los artistas premiados por Álbum del Año y Canción del Año la compañía se basó en los datos de streaming, argumentando que “reflejan las preferencias mayoritarias de los clientes”, se leyó en un comunicado. Sin embargo, los premios a Artista del año, Compositor del año y Nuevo Artista del año fueron elegidos a criterio de un grupo de personas de Apple.

Por su parte, Spotify entregará el próximo 5 de marzo de 2020 en Ciudad de México premios musicales basados completamente en los gustos de los usuarios. La apuesta de la plataforma es cambiar las reglas del juego, lo afirmó su directora para América Latina Mia Nygren en un comunicado: “Gracias al streaming, los usuarios están en control como nunca antes. Decidimos festejar esta revolución premiando la música que los fans aman, basándonos completamente en sus hábitos de escucha”.

No tan nuevo

Proponer unos galardones basados en los gustos de los seguidores no es una novedad. Existen muchas entregas que funcionan bajo esta lógica y escogen con votaciones, como los Video Music Awards de MTV, donde los jurados siguen siendo los fanáticos de un artista. Otros utilizan las encuestas para seleccionar a sus nominados, como los American Music Awards.

En este caso, lo que buscan las plataformas es eliminar la idea de un “jurado”, dejando que la decisión esté en manos de los datos. Este es otro de los ejemplos sobre cómo el uso del big data quiere cambiar las reglas de la industria de la música como se conocen hasta el momento.

Usar los datos de consumo

El consultor en transformación digital Santiago Villegas-Ceballos argumenta que, en el caso de Spotify, los premios son el resultado de utilizar estratégicamente sus ejercicios de big data.

Si usted es usuario de Spotify, seguramente ha conocido algún artista nuevo gracias a la lista de reproducción “descubrimiento semanal”, la cual es uno de sus experimentos más interesantes porque, explica Villegas, le ha dado el alcance a la plataforma para lanzarse al terreno de los reconocimientos confiadamente. Según el portal de estadísticas alemán Statista, Spotify tiene 248 millones de usuarios activos en el mundo. Antes solo los usuarios premium podían acceder al descubrimiento semanal. Al permitir que todos, sin importar su plan, conozcan artistas y escuchen más música, la cantidad de datos generados crece y eso es fundamental para entrenar mejor el algoritmo, mejorar sus ejercicios predictivos y argumentar cuál es el Nuevo artista del Año, por ejemplo.

“Estamos hablando de una compañía que lleva más de diez años recogiendo datos de consumo musical y que por medio de los premios puede hacer experimentos de pauta dirigida, saber si esa pauta es efectiva o no y sumar más datos a ese big data”, señala Villegas.

¿Estrategia de marketing?

Las plataformas ya generan ingresos por medio de la venta de pauta dirigida y suscripciones, pero expertos señalan que entrar en la industria de las distinciones musicales podría ser otra estrategia para atraer usuarios, artistas, visibilidad y, por lo tanto, dinero.

El director de la agencia Inmarcesible, Augusto de Sola, quien trabaja en el campo de la publicidad digital indica que “toda la visibilidad que sale de estos eventos incrementa notablemente las reproducciones de los artistas nominados, tanto antes como después de los premios y el costo de la pauta crece”.

Además, por medio de los premios se pone en práctica un principio de la cultura digital que es útil para que las plataformas fidelicen usuarios. De Sola y Villegas comentan que las personas, al sentirse parte de la selección de los premios, van a querer quedarse en Apple Music, Spotify, Deezer o cualquier plataforma que genere expectativa en cuanto a las métricas de consumo.

Los números

Gabriel posada, periodista musical, quien trabajó como editor de música para Yahoo, explica que las métricas y los datos de consumo son cada vez más importantes en este sector . “Tener un dato exacto sobre las horas de reproducción y los usuarios únicos que escuchan a un artista está revolucionando la industria y las disqueras lo están entendiendo”. Por eso, el pasado 21 de noviembre Universal Music lanzó una aplicación para iOS y Android pensada para artistas llamada UMA.

El objetivo es reunir en un solo lugar las métricas de Spotify, Apple Music, Amazon y YouTube (Deezer se agregará en 2020), así como información de redes sociales en un solo lugar.

La app proporcionará a los equipos de los artistas análisis del desempeño de sus canciones y transmisiones, una herramienta que, en la era del big data, parece tener la capacidad de generar mucho más valor a los seguidores.

Contexto de la Noticia

PARA SABER MÁS muchos millones por esta idea

Los datos respaldan la idea de que el formato de música en streaming on demand, es decir, que los usuarios puedan escuchar cualquier canción sin necesidad de descargarla, es el que va a la delantera en el terreno económico. El último informe de la empresa de medición Nielsen dice que es el que genera más recursos en la venta de la música. Las cifras del portal de estadísticas alemán Statista muestran que los ingresos del segmento de music streaming, es decir, plataformas como Spotify, Apple Music, Deezer, Amazon, entre otros, ascienden a 11 millones de dólares en 2019.

Laura Tamayo Goyeneche

Quiero pasarme la vida aprendiendo cosas nuevas y me hice periodista para asegurarme. Escribo sobre tecnología y gastronomía en la sección de Tendencias.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Notas de la sección