<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Pedro Fernández y la cocina que se mueve en redes

  • El camino de Pedro Fernández como chef arrancó en Le Cordon Bleu, en Francia, donde estudió en 1998. Usa bases francesas, mediterráneas y asiáticas para sus platos. FOTOS cortesía diego santa
    El camino de Pedro Fernández como chef arrancó en Le Cordon Bleu, en Francia, donde estudió en 1998. Usa bases francesas, mediterráneas y asiáticas para sus platos. FOTOS cortesía diego santa
Publicado el 07 de junio de 2021

Con la pandemia, su cocina cambió de rumbo. Esta es su historia.

Alrededor de la mesa, Pedro Fernández se sentaba a ver a su mamá cocinar, “era la manera para decirnos que nos amaba”. La cocina era amor y era luz, lo sigue viendo así. Pedro aprendía de Mercedes, sin afanes, y por más de que la cocina parecía el más improbable de sus destinos, ya ha transitado un camino largo junto a ella durante más de 20 años (con una pandemia incluida).

Su empresa, The Chef Is Back (que traduce el Chef está de vuelta), arrancó hace seis años en Colombia como talleres de cocina para grupos pequeños de personas, un enfoque que luego cogió fuerza hacia el catering para eventos. Antes de la pandemia llegaba a atender eventos hasta de 500 personas, pero este fue uno de los tantos negocios que se vieron fuertemente impactados con la llegada de la covid-19. Fernández, sin embargo, no es ajeno a temporadas complejas y ha aprendido a hacerles frente, esta vez no ha sido la excepción.

Lanzarse, irse y volver

Se ha formado y dirigido cocinas en Inglaterra, Argentina y España. Eso solo sucedió luego de que libró luchas familiares tras su determinación de querer cocinar. Antes de tomar la decisión de qué estudiaría en la universidad, tuvo que despedirse de su madre, quien falleció cuando él apenas estaba por terminar el bachillerato.

A eso se le sumó que vivía bajo un techo donde se esperaba que él cooperara para sacar adelante negocios familiares y ser chef no era una posibilidad para él, así se lo hizo saber su padre. Probó suerte, entonces, como estudiante de Administración dentro y fuera del país, hasta que finalmente enfrentó su sueño y llegó a Le Cordon Bleu de Francia en 1998.

Con el paso del tiempo atravesó también por varias complicaciones en su vida personal, las cuales durante una etapa le hicieron zancadilla. El consumo de sustancias alucinógenas y alcohólicas acrecentaron los problemas que vivía por ese tiempo y que lo alejaron de la cocina en algunas oportunidades. Con esfuerzo y años de recuperación, se sobrepuso de esa caída también.

Tras haber pasado por todo eso, Pedro siente que ha habido dentro de él dos figuras: “la del cocinero y la del adicto”, apunta. “El cocinero es la luz y el adicto es la oscuridad. Cuando sale el cocinero a relucir en mi vida, todo fluye de manera bonita y armónica. Tiene mucho que ver con el nombre, se vuelve como una analogía: The Chef Is Back”.

Desde que arrancó la pandemia, Fernández empezó a cocinar con su esposa, la actriz Marcela Mar, en sus redes sociales y colgó recetas fáciles que compartía con sus seguidores, especialmente en esos primeros meses de confinamiento. La acogida fue grande, en marzo de 2020 tenía 27.000 seguidores en su cuenta de Instagram (@thechefisback) y ahora, 15 meses después, suma más de 75.500.

Fue ahí cuando vio la posibilidad de desarrollar la idea de compartir con la gente la cocina, así fuera desde pantallas. De las condiciones adversas de la pandemia, con las que tuvo que liquidar e indemnizar a gran parte de sus empleados, el emprendimiento mutó a una escuela virtual de cocina que ya cuenta con un año de historia.

El amor que se da, regresa

Con el despegue de la escuela virtual, surgió The Love is Back (el amor está de vuelta), una iniciativa para la cual el 50% de los ingresos que llegaban por las clases, “lo destinábamos para poder recontratar al equipo de la empresa y el otro 50% era para poder invertir en mercados para las personas que lo necesitaran cuando la pandemia estaba empezando”.

La idea fue evolucionando tanto que ahora The Love Is Back es una fundación que está desarrollando un programa piloto de huertas urbanas en el sector La Honda “para producir alimento para personas más necesitadas”. En el momento, están trabajando con la comunidad indígena Coinka Numbera, donde hay casi 200 personas.

“Y nos hemos especializado en tres cosas en la fundación: producir alimento para la comunidad, unos 500 gramos al día. Estamos en el proceso de lograrlo. La segunda idea con la fundación es crear una huerta para los niños y que funcione como un aula a cielo abierto para educar en valores y el tercer punto es que a través de la huerta se pueda reivindicar el papel de la mujer en la sociedad, volverla a empoderar”.

Estos planes seguirán tomando forma por medio de la escuela virtual de cocina que tiene planes disponibles en www.thechefisback.com, donde ya hay más de 65 recetas en la plataforma y a la que han acudido 1.500 personas para inscribirse. A futuro, Fernández se sueña que su empresa también pueda incursionar en tecnología de alimentos y en innovación gastronómica, todo parece ir en marcha con esta nueva receta

Contexto de la Noticia

Protagonistas Más recetas en las redes

Image
Casatiz, recetas e historias de mamá
@casatiz
Beatriz Gallo no es chef, pero es una mamá que ama cocinar. Comparte recetas que le gustan en su blog y su cuenta de Instagram que ya suma 93.000 seguidores.
Image
Sergio Martín, cocina italiana
@chef_sergiomartin
El chef de la Trattoria Divina Comedia ha sido otro de los cocineros que decidió compartir recetas en su cuenta en Instagram. En su caso son italianas.
Image
Ana Galvis y su ramen school
@chefanagalvis
La chef y pastelera comparte sus cocciones y postres con sus seguidores. Creó, además, una escuela virtual dedicada a la comida asiática: @theramenschoolbogota.
Image
Ana en tu cocina, para sanar
@ana_en_tu_cocina
Ella enseña recetas con ingredientes sanos o con los que sus comensales tengan en su alacena. Desde su experiencia personal, comparte la cocina como otra manera de relacionarse con la salud.
Valeria Murcia Valdés

Periodista que entiende mejor el mundo gracias a la música, que atrapa cada momento que puede a través de su lente fotográfico y a la que le fascina contar historias usando su voz.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección