<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

El transporte que nos movilizará en un futuro cercano

  • El BMW i Vision Dynamics será una de las apuestas eléctricas de BMW. FOTO BMW
    El BMW i Vision Dynamics será una de las apuestas eléctricas de BMW. FOTO BMW
  • El transporte que nos movilizará en un futuro cercano
  • El transporte que nos movilizará en un futuro cercano
  • El transporte que nos movilizará en un futuro cercano
  • El transporte que nos movilizará en un futuro cercano
  • El transporte que nos movilizará en un futuro cercano
05 de enero de 2021
bookmark

Esta afirmación se refuerza teniendo en cuenta las cifras de la consultora Deloitte, la cual asegura que para 2030 habría rodando un aproximado de 25,3 millones de carros eléctricos nuevos en el mundo, marcando la parada al comprender 81 % de las ventas para entonces.

Allí, explicó Eduardo Visbal, vicepresidente de Comercio Exterior y Vehículos de Fenalco, es fundamental que en varias ciudades del mundo ya se esté dando el paso de no permitir la puesta en funcionamiento de vehículos que utilicen combustibles fósiles, como la gasolina.

Sin embargo, actualmente, explicó Visbal, una barrera que existe para que estos automotores sean los que manden la parada es el precio. Ahora bien, se espera que hacia el futuro esta brecha de costos disminuya. De hecho, un estudio hecho por el banco UBS proyecta que para 2024 ya serán igual el valor entre los vehículos cuyas fuentes energéticas son más amigables con el medio ambiente y aquellos que utilizan combustibles fósiles para rodar.

Con ello, a 2025, un reporte de Frost & Sullivan estima que se comercializarán en el país unas 2.800 unidades de vehículos híbridos y otras 2.700 de eléctricos, con lo que se alcanzaría una penetración de 1,6 % del mercado.

Así mismo, el experto de Fenalco destacó que este es un mercado que, solo junto con los camiones, se mantuvo en crecimiento para este año en el país (ver Gráfico).

Por lo pronto, estas son las ideas que han presentado las marcas más relevantes del mundo sobre cómo se imaginan las innovaciones en el sector automotor para los próximos años (ver Módulos)

Volkswagen y su iniciativa eléctrica

El transporte que nos movilizará en un futuro cercano

Los dirigentes de la marca han sido claros en que aspiran que para entre 2025 y 2030 se saquen al mercado los vehículos autónomos, pero el cierre de la década es la fecha que se tiene para su propuesta más futurista hasta el momento. Adicionalmente, se apunta que la inversión que están haciendo para el impulso de vehículos eléctricos y que estén en capacidad de conducirse solos es de unos 86.000 millones de dólares, lo cual en 2019 solo llegaba a unos 60.000 millones aproximadamente, de acuerdo con Herbert Diess, CEO de la compañía. Por ello, el ID. VIZZION concept car es una de las iniciativas que ya se conocen para conseguir esto. Se trata de un automotor que no necesita conductor y que interactúa con el usuario por medio de comandos de voz y con algunos gestos entendidos por medio de mecanismos de inteligencia artificial. El desarrollador de esta línea espera que para 2030 la relación con la máquina incluya elementos incluso de realidad aumentada, por lo que al subirse a esta deberán usarse unas gafas especiales, por medio de las cuales se conocerá la información de los diferentes puntos de la ciudad en caso de necesitarse, además de ofrecer una mejor versión del entretenimiento dentro del vehículo a partir de este elemento. Teniendo en cuenta que el timón ya no sería una preocupación, dentro del carro se podrían llevar a cabo videollamadas en medio de viajes que prometen hasta 665 kilómetros de autonomía sin tener que recargar baterías. Además, pensando en el peatón, esta unidad estaría en capacidad de proyectar pasos de cebra sobre la calle, con el fin de que las personas puedan cruzar con mayor facilidad.

Toyota: un carro y un amigo

El transporte que nos movilizará en un futuro cercano

En 2017, el Consumer Electronic Show (CES) fue el escenario propicio para que Toyota presentara su concepto planeado para 2030, el cual lleva justamente el sello Toyota Concept-i. Yui es el nombre del robot que guiará al pasajero y que tendrá por objetivo lograr que un viaje se convierta en una experiencia agradable. En cuanto a la conducción, lo que aclara la marca es que no es totalmente autónomo, ¿por qué? La razón es que entiende que existen muchas personas a las que realmente les gusta manejar, por lo que no imposibilitará que esto siga pasando. No obstante, si el conductor desea dejar de hacerlo, la idea es que el carro pueda seguir su rumbo mediante la inteligencia artificial. Incluso contará con la suficiente capacidad para entender cuándo el piloto ya se encuentra cansado o hasta dormido para pasar a hacerlo por su cuenta, evitando así accidentes en la vía a causa de los ya conocidos microsueños. La marca destacó, durante su presentación, la capacidad de Yui de generar una conversación más humana entre Yui y su dueño. Además, por medio de Machine Learning, buscará recordar cuáles son las canciones que se escuchan en determinadas situaciones y también intentará “comportarse” de acuerdo con el estado de animo del conductor. “Al conocernos mejor, el carro podrá protegernos mejor”, es la apuesta de Toyota.

Rolls Royce resignificará el lujo

El transporte que nos movilizará en un futuro cercano

La marca de autos de lujo Rolls-Royce ha dado a conocer cómo sería su propuesta para el futuro, por medio de prototipos como el Rolls‑Royce 103EX: Vision Next 100, el cual estaría dispuesto para 2035, de acuerdo con estimaciones de esta compañía. En primera instancia, lo que destacan es que es un carro completamente autónomo, es decir que no habrá una persona encargada de llevar el timón, sino simplemente habrá que marcar un punto de inicio y uno de finalización del viaje, para que la inteligencia artificial haga lo suyo.

Por esta razón, la disposición del asiento no está pensada para que las manos se ajusten a conducir ni para que los pies se encarguen de oprimir el freno y el acelerador, sino para que las personas que viajen en él se sientan lo más cómodas posibles. Sus sillas son de acabados en seda y sus piezas están hechas en madera, para completar una pieza de lujo, teniendo en cuenta que sus ruedas se encontrarán casi que cubiertas del todo en su exterior. Eso sí, al momento de llegar al destino, el techo y las puertas de este vehículo se abrirán automáticamente, dando espacio para que el usuario se ponga de pie y salga, y dejando a su paso un escalón, que también hace las veces de alfombra roja para que los pasajeros pasen. Una vez fuera, el baúl, ubicado en la parte lateral, se abrirá para dejar listas las maletas.

Ya se habla de vuelos en la ciudad

El transporte que nos movilizará en un futuro cercano

Uber rompió el mercado en 2019 al presentar su prototipo de Uber Elevate, del que se aseguraba que para 2023 iba a disponer de una tecnología que permitiese el pilotaje de un programa de taxis aéreos en las grandes ciudades de Estados Unidos como Los Ángeles y Dallas, además de territorios en otras latitudes, como Melbourne, Australia. El modelo es totalmente eléctrico y puede transportar cuatro pasajeros, además de movilizarse hasta a 200 millas por hora, pero aún no ha sido certificado oficialmente. La propuesta venía acompañada de un cambio en el entendimiento de las ciudades, en el cual se volaría de un punto a otro, dentro de una serie de paraderos determinados y organizados por la compañía, para luego completar los viajes de manera terrestre, apuntando a “construir las bases de un sistema de gestión del espacio aéreo para operaciones de aviación escalables y sostenibles”. Sin embargo, a inicio de diciembre pasado, el gigante tecnológico vendió este negocio a la empresa californiana Joby Aviation, que se dedica a fabricar estos prototipos, en una movida que le permitirá a esta empresa usar la plataforma de Uber para gestionar el acceso de los pasajeros. Además, precisamente Uber fue una de las grandes inversionistas en la ronda de financiamiento más reciente de Joby Aviation, aportando un total de 50 millones de dólares.

BMW y su propuesta eléctrica

El transporte que nos movilizará en un futuro cercano

La meta que tiene la compañía BMW es contar en 2025 con un total de 25 modelos que utilicen energía eléctrica, e incluso, que 12 de estos sean completamente eléctricos. Por ello, ya han presentado el que será el auto insignia de dicha colección, bautizado como BMW i Vision Dynamics. Si bien aún no se han dado a conocer mayores especificaciones técnicas con las que contará el vehículo, se destaca la capacidad de ofrecer una autonomía de hasta 600 kilómetros, lo que quiere decir que no tendrá que preocuparse por recargar baterías si su recorrido es menor al de esta distancia. Así mismo, se prevé que tenga una velocidad máxima de 200 kilómetros por hora y una aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora, en un lapso de cuatro segundos. En cuanto al diseño, la marca aseguró que la utilización de nuevas fuentes de energía no debe ser obstáculo para presentar una propuesta vistosa.

“La tensión entre las grandes superficies y los detalles finamente trabajados apunta a la tecnología innovadora en el corazón del automóvil de una manera discreta pero intuitivamente apreciable, en lugar de publicitarla”, es lo que asegura en un documento oficial la marca sobre el diseño no solo de este carro, sino de la línea a la que le apostará en los próximos años durante su paso a las energías más amigables con el medio ambiente a las que se dirige.

Johan Chiquiza Nonsoque

Periodismo. Gestión Cultural. Por la sonrisa de mi madre que vale un millón.

Te puede interesar

Las más leídas

Regístrate al newsletter