<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Con acuerdo se busca que aceite de cocina genere menos perjuicios

  • En el colegio República del Uruguay, estudiantes realizan tareas de envasado para luego entregar el aceite al reciclaje. FOTO CAMILO SUÁREZ
    En el colegio República del Uruguay, estudiantes realizan tareas de envasado para luego entregar el aceite al reciclaje. FOTO CAMILO SUÁREZ
Por GUSTAVO OSPINA ZAPATA | Publicado el 08 de octubre de 2019

El problema del aceite de cocina usado (conocido como ACU), que ha sido fuente de contaminación de aguas y generador de enfermedades especialmente cardiovasculares, Medellín espera solucionarlo con la aprobación ayer, en el Concejo, del Acuerdo 145, que establece mecanismos para su mejor disposición y reutilización en la elaboración de subproductos industriales.

Aunque no hay estadísticas de cuántos litros de aceite se consumen en la ciudad, Emvarias (la empresa prestadora del servicio de aseo) asegura que en Colombia se venden alrededor de 162 millones de litros al año, de los cuales el 65 % se consume en las cocciones y 35 % queda como residuo al terminar su vida útil. Si no se hace un adecuado uso de este, son 56 millones 700 mil litros que van a contaminar y a afectar la salud.

Fabio Rivera, médico y concejal de Medellín, resalta las bondades del acuerdo para la salud. Según afirma, el aceite de cocina, una vez usado, si se reutiliza muchas veces genera problemas cardiovasculares graves.

“Ese aceite va cargado o saturado de grasa y cuando ingresa al organismo, tapa las arterias y causa daños al corazón y al aparato cardiocirculatorio. En muchos casos produce infartos y arteriosclerosis”, señala Rivera, quien califica el acuerdo de vital para la salud humana y ambiental.

Los puntos naranja

Según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), un litro de aceite de cocina usado puede contaminar hasta 1.000 litros de agua, que equivalen al consumo del líquido de diez personas en un día, según la OMS.

Simón Molina, concejal ponente del proyecto que fue aprobado por 14 votos, destaca dos frentes a los que aportará el Acuerdo 145: a descontaminar las fuentes hídricas y lograr su aprovechamiento en la producción de biodiésel.

“El acuerdo contempla estrategias como crear un registro de las empresas y establecimientos (hoteles, restaurantes y negocios comerciales) generadores de ACU; incrementar la educación ambiental; establecer mecanismos de vigilancia y control; y acompañar a los generadores para que aprendan mejores formas de disponerlo”, dice.

La secretaria (e) del Medio Ambiente, Verónica Cotes Londoño, resalta que el acuerdo genera mecanismos y herramientas para lograr un mejor control del tema, que es muy nuevo en su tratamiento.

Emvarias desarrolla, desde 2017, el programa Puntos Naranja, en los que los ciudadanos llevan frascos de este aceite reciclado, con resultados que van en ascenso, según Julieth Zuluaga, coordinadora de dichos puntos.

“Emvarias tiene un convenio con la empresa Ecogras, que recoge el aceite de los Puntos Naranja y, luego de un tratamiento, lo exporta a Holanda, donde lo convierten en biocombustible”, indica Julieth. En 2017, de julio a diciembre, se recolectaron 223 litros; en 2018, 1.116 litros; y este año van 1.965 litros.

Luis Aníbal Sepúlveda, ingeniero ambiental y director de Acodal (Asociación Colombiana de Ingeniería Sanitaria y Ambiental), señala que el acuerdo tiene valor, “pero no servirá si no se acompaña con educación y promoción de emprendimientos para elaborar de derivados del ACU” .

Contexto de la Noticia

Paréntesis en colegio de comuna 5 lo recolectan

En Colombia, la Resolución 0316 de 2018 establece disposiciones para la gestión del ACU dirigidas a los productores, distribuidores y comercializadores del ACV (Aceite Vegetal Comestible). En Medellín, en la IE República del Uruguay (comuna 5), se creó este año el grupo SRAUC (Sistema de Recolección del Aceite Usado de Cocina), que recolecta el de las casas de los estudiantes y lo pone a disposición de empresas recicladoras. Los Puntos Naranja están en los parques La Floresta, Laureles y Belén; Provenza y la UVA de El Tesoro.

Gustavo Ospina Zapata

Periodista egresado de UPB con especialización en literatura Universidad de Medellín. El paisaje alucinante, poesía. Premios de Periodismo Siemens y Colprensa, y Rey de España colectivos. Especialidad, crónicas.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección