<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

El elegido de Nicolás Maduro para meterse en Colombia

Se trata de Freddy Bernal, la ficha del régimen de Miraflores en la frontera. Tiene prohibida la entrada al país.

  • Freddy Bernal es el gobernador del estado Táchira y el hombre de confianza de Nicolás Maduro en la frontera entre Colombia y Venezuela. Se ufana del manejo de armas FOTO Cortesía
    Freddy Bernal es el gobernador del estado Táchira y el hombre de confianza de Nicolás Maduro en la frontera entre Colombia y Venezuela. Se ufana del manejo de armas FOTO Cortesía
Publicado el 03 de abril de 2022

El gobernador del Táchira, Freddy Bernal, se pasea armado entre las barricadas de la frontera entre Colombia y Venezuela, la misma línea limítrofe donde Rusia financió la instalación de radares militares y en la que narcotraficantes colombianos se disputan a sangre y fuego el control de las economías ilegales.

Bernal lleva 49 meses como el emisario de Nicolás Maduro para el Estado más robusto de esa área y es el encargado de buscar contactos con el lado colombiano, a pesar del cerco diplomático, para intentar reanudar el diálogo binacional en temas más allá del tránsito peatonal. Pero también –de acuerdo con inteligencia– tiene la instrucción de buscar meterse a Colombia con otros métodos: ¿está aliado con los actores ilegales?

Los puentes que tiende Bernal del Táchira a Norte de Santander pretenden llegar hasta la Casa de Nariño. Desde febrero ha ido tejiendo acercamientos entre hombres de su grupo, el Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), y políticos de ese departamento para hablar de lo que sería el día después del 7 de agosto cuando Iván Duque ya no sea Presidente y se termine el relato de “las horas contadas de Maduro”.

Además, es los ojos de Miraflores en una frontera con cinco radares rusos que pueden captar lo que sucede del lado este de las trochas, y en la que el Ejército colombiano tiene desplegados 7.000 comandos y drones que vigilan cualquier amenaza. Y es ahí donde el recién juramentado gobernador del Táchira está buscando todo tipo de amistades para reactivar las relaciones.

Esos acercamientos bajo cuerda se entretejen con todo un relato del intervencionismo caraqueño en Colombia: los seis venezolanos que expulsó el país en mayo de 2021 por las protestas, los otros 60 que había desterrado en noviembre de 2021 y la reciente captura del ciudadano ruso Sergei Vagin –por presuntamente financiar manifestantes y trabajar como ‘hacker’– dan indicios de un posible entramado para dar golpes de opinión en medio de la campaña en la que está Colombia.

“La única posibilidad de que no gane Petro es llegando a una segunda vuelta y ellos lo saben. La emisaria de Colombia con el chavismo sigue siendo Piedad Córdoba”, le aseguró una fuente judicial a EL COLOMBIANO. Este diario buscó a la senadora electa para conocer su versión, pero no fue posible establecer contacto.

Bajo ese contexto, este diario tiene información en torno a que tentáculos del Psuv –bajo las instrucciones de Bernal– están llegando más allá del Pacto Histórico de Petro. Desde febrero, los diputados de la Asamblea Nacional –la que tomó posesión en 2021 y es reconocida por el oficialismo chavista mas no por el opositor Juan Guaidó– quieren moverse también por las campañas de Federico Gutiérrez, de Creemos Colombia, y de Sergio Fajardo, de la Centro

Esperanza, ya que alguno de ellos podría pasar a segunda vuelta con Petro.

El guardián de la frontera

Freddy Bernal sostuvo reuniones con funcionarios de la Gobernación de Norte de Santander en 2021. Esos encuentros fueron de carácter público, tenían el visto bueno de ambos palacios presidenciales y se dieron en el marco de una legislación de Colombia que permite a los alcaldes y gobernadores de territorios de frontera entablar relaciones con su contraparte de otro país.

Pero la relación comenzó a distanciarse cuando no consiguió el objetivo de que se reactiven las aduanas, lo que tiene a la economía del Táchira y Norte de Santander aún sin despegar.

El político de 59 años, excomisario del cuerpo de inteligencia señalado de torturar presos (Sebin) se trazó el objetivo de reabrir la frontera para todo: tránsito de vehículos, mercancías y transporte público, una medida que se frena en el no rotundo del gobierno de Iván Duque de reactivar esa zona de 2.219 kilómetros que conecta los dos países.

Bernal es una figura pública particular: monta videos en los que se muestra haciendo ejercicio en los gimnasios y parques públicos que él mismo inaugura, acompañado de hombres que parecen sus guardaespaldas, pero entrenan junto a él. Todos los reels de imágenes comienzan con la frase “saludos Táchira”, posa como si fuera un influencer fitness y alardea de su estado físico.

El gobernador defiende la teoría de que Colombia ha querido agredir a Venezuela, invadirlos supuestamente con el mismo formato de la guerra en Siria o Libia; tal vez por eso recorre la frontera con chaleco antibalas y custodiado por guardaespaldas de civil, armados con fusiles de asalto.

Freddy Bernal apenas lleva tres meses como gobernador de Táchira, pero ese cargo venía ejerciéndolo desde hace cuatro años porque Nicolás Maduro lo había designado como protector de esa zona, una figura inventada por Miraflores para los estados que no contaban con una autoridad oficialista elegida en las urnas.

En noviembre, él mismo abrió los pasos peatonales entre Colombia y Venezuela, y por esos días también reabrió los vuelos comerciales de su ciudad que estaba aislada. Empero, el policía es una de los 400 poderosos venezolanos que tiene prohibido entrar a Colombia, lo que hace difícil rastrear sus movimientos.

El alcance de Bernal, sin embargo, es limitado y la frontera es un asunto de seguridad nacional para Venezuela. Por eso, hay otras cartas que se mueven desde Caracas.

Una de ellas es el canciller Félix Plasencia, quien está moviendo también los hilos para restablecer relaciones después del 7 de agosto, otros apuntan a Tareck El Aissami, el mismo acusado de ser el cabecilla del Cartel de los Soles. Venezuela no puede poner presidente en Colombia, pero sí favorecer, o manchar, la imagen de un candidato.

La fuente de Caracas aseguró que la orden dada al Psuv es acercarse con bajo perfil porque saben que, si colaboran públicamente con alguna candidatura, sobre todo con la de Gustavo Petro, podrían terminar afectando la imagen del candidato en Colombia, a quien sus detractores desde ya comparan con Maduro y otros líderes de la izquierda latinoamericana.

¿Intervencionismo?

No hay indicios que demuestren que los ciudadanos extranjeros capturados en el país estén vinculados con los gobiernos de sus naciones, pero las detenciones de estas personas han sido una constante de los últimos años.

En lo que va de este 2022 16 venezolanos han sido expulsados de Colombia por motivos discrecionales y para 2021 ese número fue de 660. Esa proporción es corta si se compara con la población total de migrantes provenientes de ese país que residen en el territorio nacional, que es de 2 millones. De las expulsiones solo una se registró en Antioquia.

La captura del ruso Sergei Vagin, señalado de financiar a la primera línea que fomentó los desmanes en las manifestaciones y contratar a venezolanos para que participaran en estas, da a las autoridades nuevas bases para explorar el posible intervencionismo extranjero que buscaría penetrar la actualidad colombiana, una cuestión que aumenta el ruido en pleno año electoral.

Los designados

Otra fuente de Caracas le dijo a este diario que diputados de los partidos Acción Democrática, Cambiemos y el Psuv ya entablaron diálogos con designados por esos tres candidatos. De hecho, estos vienen haciendo campaña en los fronterizos departamentos de Arauca y Norte de Santander desde hace varias semanas pensando en elección del 29 mayo.

El catálogo de heraldos estaría así: el exguerrillero de las Farc Rubén Zamora mueve sus fichas por Petro; el senador electo de la Alianza Verde Jairo Alberto Castellanos estaría haciendo lo propio por Fajardo; y dos mensajeros del Centro Democrático, Pipe Corzo y Juan Pablo Celis, por Gutiérrez.

Pero las campañas niegan todo. EL COLOMBIANO consultó con todas las personas mencionadas y estas refutaron que estén sirviendo de puente para que los candidatos entablen acercamientos con Venezuela, sea con las administraciones estatales de la frontera o con el mismo Palacio de Miraflores, pese a que del otro lado de la frontera se sostienen en lo afirmado.

Aunque Pipe Corzo objetó que esté conversando con los emisarios de Caracas, sí dejó claro que cuando llegue al Congreso buscará abrir las relaciones comerciales para que la economía de los departamentos fronterizos pueda terminar de recuperarse

Jairo Alberto Castellanos, de los verdes, le expresó a Fajardo que el restablecimiento de las relaciones debe ser un tema clave de su campaña –además de la seguridad en Catatumbo y el futuro del páramo de Santurbán– pero rechazó tener contactos con el otro lado.

Entre cables cruzados de un país a otro, cada candidato de esta lista apostaría por cuestiones diferentes si llega a la Casa de Nariño.

Petro va por el restablecimiento de las relaciones diplomáticas, la reactivación de los vínculos comerciales y el reconocimiento de Nicolás Maduro como Presidente, todo lo contrario a lo que Iván Duque defendió en estos cuatro años de administración.

Fajardo defiende que las relaciones diplomáticas de Duque fracasaron, y va por activar el comercio fronterizo y buscar puntos de contacto con el vecino. Y la de Federico Gutiérrez es la estrategia más enigmática. El candidato afirma ante cámaras que Maduro es un dictador, pero podría no cerrar la puerta a cuestiones económicas que vinculen netamente a las localidades fronterizas.

A 56 días de las elecciones presidenciales es Freddy Bernal quien lleva un terreno diplomático ganado en esas cuestiones porque fue el emisario para negociar la apertura de los pasos peatonales en la zona limítrofe y es el custodio de los puentes al otro costado, que están después de las carpas de Migración Colombia y las vías por las que los carros no transitan.

Contexto de la Noticia

Informe Medidas contra extranjeros

- Las expulsiones a venezolanos que se han registrado en Colombia son de carácter discrecional. De las 19 que se han presentado en lo que va de 2022 una fue en Antioquia, diez en Cundinamarca tres en Norte de Santander (que es frontera) y dos en otros departamentos.

- En contraste, la mayoría de las medidas administrativas que se han presentado son de carácter económico, con 598 multas de las que 146 fueron en Antioquia y 126 en Cundinamarca.

- Los años en los que se registraron más expulsiones fueron 2019 y 2020, con 1.329 y 1.222 casos, respectivamente.

Paréntesis Oposición también mueve sus fichas

La oposición a Nicolás Maduro, el bando político que respalda a Juan Guiadó, está mirando desde Caracas la candidatura de Federico Gutiérrez, quien va como independiente por Creemos Colombia, pero tiene el visto bueno de la mayoría de los militantes del Centro Democrático. Desde partidos como Primero Justicia han buscado entablar una conexión con Gutiérrez, con quien comparten la visión de que “Maduro es un dictador”.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección