language COL arrow_drop_down

Ofrecen recompensa de $20 millones por información sobre asesinos de niño en Bogotá

El hecho se registró el pasado viernes en el norte de la ciudad, donde sujetos armados a bordo de una motocicleta atentaron contra un vehículo de alta gama en el que se desplazaba el menor y su familia.

  • Así quedó el vehículo luego del ataque sicarial en el que perdió la vida el niño de 7 años. FOTO: Cortesía
    Así quedó el vehículo luego del ataque sicarial en el que perdió la vida el niño de 7 años. FOTO: Cortesía

Las autoridades en Bogotá ofrecieron una recompensa de hasta $20 millones por información que permita dar con el paradero de los responsables de un ataque sicarial registrado el pasado viernes en el norte de la ciudad, en el que perdió la vida de un menor de apenas siete años.

Así lo dio a conocer Felipe Jiménez Ángel, secretario de Gobierno y alcalde encargado de la capital, quien lamentó el hecho y aseguró que tanto la Fiscalía como la Policía “están trabajando a toda marcha” en la investigación.

El hecho se registró el viernes pasadas las 4:00 p.m. sobre la Avenida Boyacá con calle 116, en el norte de Bogotá, donde sujetos armados que se movilizaban en una motocicleta atentaron contra un vehículo tipo Jeep de alta gama. Allí se movilizaban el menor, su padre, su abuela y su hermano.

Jhon Freddy Rojas Peña, progenitor del menor de edad, manifestó que la familia planeaba viajar al departamento de Santander a pasar las festividades de fin de año. Sin embargo, fueron interceptados por dos delincuentes, que al parecer, tenían planeado atentar contra Rojas quien en 2019 fue candidato por el Polo Democrático al Concejo de Bogotá y que actualmente se desempeña en el sector de las cobranzas.

“Recibimos un disparo (en el panorámico del Jeep), al inicio pensé que se le había explotado algo al carro y después recibimos otro y otro. Yo iba con mi mama, mi hermano y mi bebé. Mi niño recibió un proyectil en la cabeza que le atravesó los dos hemisferios de cerebro, automáticamente lo que hicimos fue bajarnos, gritar, buscar a una persona que nos llevara al hospital más cercano. Llegamos a la Clínica Shaio, él ingresó muy grave y a las 9:00 p.m., finalmente falleció”, le dijo Rojas a RCN Radio quien agregó que dijo desconocer el origen del atentado, pues no tiene enemigos.

El acongojado padre también indicó en la entrevista que el acompañamiento de las autoridades momentos después del hecho, ha sido nulo, incluso, denuncia que le negaron seguridad para acompañarlo al lugar de su residencia.

“Solo nos llamó el CTI a decirnos donde estaba el niño. Para salir de la casa es un problema porque no nos garantizan seguridad. Queremos pedirle al presidente, a la alcaldesa, al que maneja la seguridad en Bogotá o a cualquier doliente de la institucionalidad que quiera ayudarnos, que se apoderen del caso”, puntualizó.

El caso ha generado estupor en la capital del país y varias manifestaciones en contra de este nuevo crimen que enluta a la niñez colombiana se han presentado en Bogotá, el último se realizó ayer en inmediaciones al lugar del crimen.

Te puede interesar