<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

El narco colombiano que pasó Navidad retenido en un aeropuerto argentino

Ignacio Álvarez Meyendorff viajó desde Bogotá para pasar Nochebuena con su familia, pero tiene prohibido pisar suelo argentino y ni pudo salir del aeropuerto.

  • Ignacio Álvarez Meyendoff, alias gran Hermano, excolaborador del Cartel del Norte del Valle, fue retenido en navidad en el aeropuerto de Ezeiza, Buenos Aires porque tiene prohíbido el ingreso a ese país. FOTO: Cortesía.
    Ignacio Álvarez Meyendoff, alias gran Hermano, excolaborador del Cartel del Norte del Valle, fue retenido en navidad en el aeropuerto de Ezeiza, Buenos Aires porque tiene prohíbido el ingreso a ese país. FOTO: Cortesía.
27 de diciembre de 2022
bookmark

A los narcos los delata los lujos, la vida en extravagancia, los cargamentos caídos y, a veces, la propia familia.

Eso le pasó a Ignacio Álvarez Meyendorff, un capo del cartel del Norte del Valle que, aún sabiendo que tenía una prohibición de ingreso permanente a Argentina, se montó en un avión desde Bogotá para aterrizar a las 7:44 p. m. en el aeropuerto Internacional de Ezeiza, en la provincia de Buenos Aires.

El cronograma iba según lo planeado. En la sala de espera estaban impacientes su esposa y cuatro hijos para recibirlo ese 23 de diciembre y pasar navidad juntos, como cualquier familia. La diferencia es que el prontuario delictivo y la mafia argentina que crearon en los 2000 los convirtió en una familia poco común.

Los cuatro hijos y la esposa de Álvarez Meyendorff pasaron entre cinco y siete años en prisión por lavado de activos, mientras que “el gran hermano” como también era conocido el capo, protagonizaba la operación de extinción de dominio más grande de la historia de Colombia: 205 bienes avaluados en $1.2 billones.

Por eso, cuando las autoridades argentinas alertaron la llegada del capo, inmediatamente procedieron a retenerlo hasta que se definiera su entrada al país, pues hasta el momento contra él reposa una “prohibición de reingreso al territorio argentino con carácter permanente”.

Y es que la historia criminal de este capo en Argentina comenzó a mediados de 2004, justo cuando el cartel del que hacía parte, Norte del Valle, se desarticuló. En ese momento, Álvarez Meyendorff se fue para ese país a vivir una vida de rico, según los medios argentinos.

Allí vivió en una exclusiva zona de Puerto Madero, Buenos Aires, pero esa vida se le terminó en abril de 2011 cuando las autoridades de Estados Unidos pidieron su captura en Argentina.

El operativo tuvo éxito al ser capturado llegando de unas vacaciones familiares en Tahití y fue extraditado porque se le cayó un cargamento de 70 toneladas de cocaína que transportaba en submarinos desde Colombia, y por eso cumplió una condena de 84 meses de prisión.

Sin embargo, el reencuentro de la familia tampoco fue exitoso este año. La restricción para pisar suelo argentino está vigente desde el pasado 11 de junio de 2021 cuando la Dirección de Migraciones lo determinó.

Pero cuando Álvarez Meyendorff salió del avión y recibió la noticia de su retención, alegó que por un grave caso de diabetes debía ser internado en tierras argentinas, todo con el fin de que no lo devolvieron en plena Navidad y poder volver a ver a su familia.

Tanto así que sus abogados interpusieron un recurso, pero el juez Federico Villena rechazó el recurso y dejo el proceso en manos de la Cámara Federal de La Plata.

Así las cosas, y según fuentes de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA), Meyendorff continúa a la espera de que la Justicia resuelva si puede o no ingresar al país.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*