<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Las manchas del fútbol colombiano

  • En uno de los momentos más difíciles del fútbol colombiano, cuando los equipos abogan por la reactivación de la Liga, un escándalo supone otro obstáculo para trabajar unidos. FOTO Sstock
    En uno de los momentos más difíciles del fútbol colombiano, cuando los equipos abogan por la reactivación de la Liga, un escándalo supone otro obstáculo para trabajar unidos. FOTO Sstock
Publicado el 08 de julio de 2020

Denuncias por reventa de boletería y un largo historial de actuaciones irregulares de dirigentes de la FCF.

El escándalo por reventa de boletería en las eliminatorias para el Mundial de Rusia-2018 pone, una vez más, en entredicho la idoneidad y transparencia de quienes han orientado el fútbol nacional en los últimos años.

De ahí que las voces de quienes hace tiempo piden un cambio en la Federación Colombiana de Fútbol (FCF) y en sus entes adscritos (Dimayor -rama profesional- y Difútbol -rama aficionada-) vuelven a sonar con fuerza. La Asociación Colombiana de Futbolistas Colombianos (Acolfutpro), por ejemplo, manifiesta que “solo una reestructuración de fondo” sacará a este deporte de “la crisis sin precedentes que vive hoy y regresará la credibilidad de la dirigencia”. Y menciona los diferentes actores que, según sus voceros, sienten vulnerados parte de sus derechos por el manejo de esas entidades. Entre ellos, jugadores (hombres y mujeres), árbitros y clubes (ver ayudas).

Extraña, eso sí, el silencio de los representantes de los clubes del rentado que frente a los últimos acontecimientos, como lo ha comprobado este diario al comunicarse con los de Cali, Nacional y Medellín, para solo mencionar tres, se niegan a hablar del tema.

La Superintendencia de Industria y Comercio acaba de multar con 16.016 millones de pesos a la Federación Colombiana de Fútbol (FCF) y a varios integrantes de su Comité Ejecutivo, como el presidente Ramón Jesurún y uno de los vicepresidentes, Álvaro González, por un supuesto manejo irregular de la boletería de los partidos de las eliminatorias para el Mundial de Rusia-2018.

Recorrido complejo

Revisando la historia de los presidentes de la FCF desde 1992 (28 años), cuatro de ellos han estado involucrados en escándalos.

En septiembre de 1995 Juan José Bellini fue capturado por la Policía y luego condenado a seis años de cárcel por enriquecimiento ilícito y presuntos nexos con los hermanos Rodríguez Orejuela, según reseñó la prensa de la época.

Tras dos años de interinidad en el cargo de Hernán Mejía Campuzano, fallecido el pasado 6 de marzo de 2019, asumió como representante legal de la FCF Álvaro Fina, que también tuvo líos por su proceder.

El 24 de julio de 2002 fue multado por Coldeportes Nacional (hoy Mindeporte) con 100 salarios mínimos mensuales por firmar, sin consultar con los demás miembros del Comité Ejecutivo, contratos de comercialización de la Copa América de 2001 que se realizó en el país, que excedían el monto permitido.

En agosto de ese año y aunque aseguró que tenía los votos para seguir, lo reemplazó Óscar Astudillo.

Por este hecho, en junio de 2003, cuando ya había dejado el cargo y era el representante de la entidad ante la Conmebol, el Tribunal Deportivo de la FCF sancionó a Fina por un año sin poder ejercer sus funciones. El dirigente, además, era presidente cuando se perdieron 221 boletas de las 10.000 que recibió Colombia para el Mundial Francia-98.

Luis Bedoya, presidente de 2006 a 2015, está hoy en Nueva York a la espera de una condena, vinculado al denominado caso de corrupción FifaGate que permitió la captura de dirigentes de diferentes confederaciones.

Bedoya negoció con la justicia estadounidense y se entregó en 2015, sirvió como testigo en busca de beneficios judiciales y reconoció haber recibido coimas en temas relacionados con los derechos de televisión de la Copa América de 2011.

Ahora, el nombre de Ramón Jesurún, su sucesor en el en el ente futbolero, es sancionado por la Superintendencia de Industria y Comercio con 304 millones de pesos que debe pagar tras una investigación por presunta reventa de boletería, caso que aún no ha sido juzgado y que podría llegar a la Fiscalía.

Un lunar más para la FCF, entidad de carácter privado que con las actuaciones de sus dirigentes ha opacado el desempeño de los seleccionados de Colombia.

18.352
millones de pesos es el total de las multas impuestas por la Superintendencia.

Contexto de la Noticia

Paréntesis ¿Qué pasa si el Gobierno interviene?

El ministro del deporte, Ernesto Lucena, manifestó ayer que si se llega a presentar una imputación de la Fiscalía a alguno de los miembros del Comité Ejecutivo de la Federación, procederá a suspenderlos. La intervención del Gobierno generaría una sanción de la Fifa, que ya investigó el caso y no encontró hechos suficientes y lo prescribió: “sin perjuicio que ante la eventual aparición de nuevas pruebas el asunto pueda revisarse, a juicio del Comité no existen elementos que hagan suponer una posible infracción por parte de la Federación o de su Comité Ejecutivo, por lo que la investigación preliminar ha sido cerrada”, respondió esa entidad el 12 de marzo de 2019.

En 2010 hubo crisis y huelgas

El hoy Alto Consejero de la Presidencia para la Participación de Personas con Discapacidad, Jairo Clopatovsky intervino el fútbol colombiano cuando ejercía como director de Coldeportes en 2010. Nueve de los 18 clubes, en aquel entonces, tenían deudas salariales o incumplían con los aportes a la seguridad social de sus empleados, por lo que Clopatovsky cerró cuatro de estos equipos y sacó adelante la Ley del Fútbol.

En ese momento Luis Bedoya era el presidente de la Federación y Ramón Jesurún, de Dimayor.

El fantasma del narcotráfico

Los directivos de la Federación también han sido salpicados por escándalos relacionados con el narcotráfico, prueba de ello fue la fiesta de recepción en Argentina para la Selección Colombia después de la histórica goleada 5-0 sobre el elenco anfitrión, el 5 de septiembre de 1993. Después se supo que la celebración fue financiada por el narcotraficante Justo Pastor Perafán. A los dirigentes de esa época se les relacionó también con inmiscuirse en apuestas de grandes capos, quienes amenazaron a miembros de la Selección en el Mundial-94.

Las disputas internas

El 2018 las denuncias de Jorge Perdomo, entonces presidente de la Dimayor, sobre Álvaro González ante el Comité de Ética de la Conmebol sobre unos contratos de asesoría a torneos suramericanos de sub-15 y sub-17, por los que González recibía entre 50.000 y 150.000 dólares pese a estar inhabilitado para prestar ese servicio debido a su condición de presidente de la Difútbol. Sin embargo, el directivo arremetió contra Perdomo al manifestar que sus iniciativas atentaban contra los estatutos de la Federación Colombiana de Fútbol.

denuncias de acoso y abusos

El año pasado, a través de un video en Twitter, Isabella Echeverri y Melissa Ortiz, jugadoras de la Selección Colombia, denunciaron presuntas irregularidades y cobros ilegales a las deportistas por parte de los técnicos. Además, señalaron a la Federación Colombiana de Fútbol de despedir a quienes realizaban esas denuncias.

A eso se sumó una acusación contra el técnico Didier Luna por acoso a Carolina Rozo, fisioterapeuta de la Selección femenina sub-17. El entrenador fue condenado a 28 meses de prisión, tras un preacuerdo con la Fiscalía.

La petición de Acolfutpro

La Asociación Colombiana de Futbolistas Profesionales pidió a través de un comunicado dejar atrás los escándalos y realizar un cambio urgente en el fútbol colombiano.

“Es necesaria una reforma estatutaria que abra la participación a todos las partes interesadas en la asamblea y comité ejecutivo de la FCF (futbolistas, entrenadores, árbitros, fútbol femenino, fútbol sala), como lo establece la Fifa y como se hizo en Perú, Uruguay e incluso en países de gran tradición en Europa como Italia y España”, expresó la agremiación en su declaración.

John Eric Gómez

Comunicador Social-Periodista bilingüe, amante de los deportes. He trabajado en Radio Bolivariana, RCN y Telemundo. Actualmente hago parte de El Colombiano.

Wilson Díaz Sánchez

Comunicador social periodista de la U. de A. Sigo el fútbol profesional y aficionado, la gimnasia, el voleibol y las otras disciplinas del ciclo olímpico. Redactor de El Colombiano


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS