<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
HISTÓRICO
Audífonos para el Gobierno
Raúl E. Tamayo Gaviria | Publicado el 18 de diciembre de 2009
El señor Conde era sordo como una tapia y un día llega a su castillo y el mayordomo, de traje impecable, se inclina profundamente y dice:

-¿Dónde diablos se había metido este viejo idiota con su cara de caballo cansado?-

-¡Estaba comprándome un audífono, Perkins, estás despedido, imbécil!-

Acaban de publicar el Wall Street Journal de Nueva York y el Diario Exterior de Madrid , un artículo de la periodista Mary A. O'Grady, titulado "Las ONG's amigas de las Farc".

Esta periodista internacional entrevistó a Daniel Sierra Martínez, alias "Samir", el ex comandante guerrillero, quien fue el segundo al mando del frente quinto de las Farc que actúa en las zonas de Antioquia, Urabá y Córdoba. Respaldada en el testimonio del ex comandante que se entregó el año pasado y hoy es asesor de paz en la Zona de Urabá, Mary llega a la conclusión de que las "Comunidades de Paz" designadas por ONG internacionales son en realidad auxiliares de la guerrilla para poder traficar con estupefacientes en sembrados y tráfico de coca. Dice también que "los supuestos pacifistas que dirigen la ONG local eran sus aliados y una herramienta importante de las Farc en su esfuerzo por desacreditar al Ejército".

En estas mismas páginas habíamos informado sobre la intervención descarada de las ONG Justicia y Paz, Brigadas de Paz Internacionales -PBI-, y Pasc Canadá, en la elección del Consejo Mayor de las comunidades Negras de Curvaradó, en Despensa Media, Chocó, para que fueran elegidos ilegalmente personajes manipulables por esas ONG, de manifiesta orientación comunista. Elección que fue anulada por ilegal. (Ver "Apoyo a los Afrodescendientes", Sept. 5 - 2009 y "Veneno Extranjero", Sept. - 19 - 2009).

Dijimos que las ONG, con el cuento de sus "Comunidades de Paz" se oponen a que el Ejército Nacional y la Policía entren a las selvas chocoanas y antioqueñas, a dar protección a las comunidades rurales que allí habitan y trabajan, y eso solo beneficia a la guerrilla y a los narcotraficantes.

Eso mismo lo confirma alias "Samir" en su entrevista con Mary A. O'Grady, y agrega que la Comunidad de Justicia y Paz aprovechó la ausencia de Ejército y Policía en San José de Apartadó para culpar a estas instituciones de los encuentros entre "Paras" y Farc...". "En darle forma a la historia para fomentar que el público culpara al Gobierno".

En los últimos días de noviembre, las Comunidades de Curvaradó, lideradas por don Manuel Moya, hicieron manifestaciones ante las oficinas del Ministerio del Interior, con pancartas, pidiéndoles a las autoridades que sacaran a las ONG y sus Comunidades de Paz de la región de Urabá.

Con pancartas que decían: "El territorio colectivo es de los negros, no de las ONG Justicia y Paz", "Zonas Humanitarias son Refugio de las Farc" y "Somos Víctimas del Terrorismo Humanitario". El 2 de diciembre habló ante el Senado Manuel Moya y acusó a las ONG de ser victimarios de los negros.

Ayer, las Farc asesinaron a Manuel Moya, al Negro Graciano y a su hijo.

¿Qué pueden decir las ONG que fueron señaladas por estos dirigentes? ¿Existen nexos entre estas ONG y las Farc? Tengo las fotos de las pancartas y los videos con la intervención de Moya ante el Senado. Si el Gobierno no escucha los ataques de sus enemigos, que por favor oiga a sus amigos.

ÑAPA: La Comisión de la Verdad reconoce que fue el M19, pagado por Pablo Escobar, el que incendió el Palacio de Justicia, pero "que todos los colombianos somos culpables por indolentes". La magistrada Clemencia García de Useche, con fuertes argumentos, dice: "El M19 fue el único responsable del incendio del Palacio de Justicia." ¿No serán más indolentes los que se demoraron 25 años para fallar?