<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
HISTÓRICO
Panamá asumiría repatriación de presos
POR DANIEL RIVERA MARÍN | Publicado el 01 de abril de 2014
Pese al mutismo del Gobierno Nacional sobre la suerte de más de 300 colombianos que hace un mes estuvieron en huelga de hambre en la cárcel La Joya de Ciudad de Panamá, el Gobierno del vecino país se comprometió con su repatriación.

En la inauguración de la nueva cárcel La Gran Joya, el presidente Ricardo Martinelli le dijo a la embajadora colombiana Ángela Benedetti que se comprometía con los gastos para trasladar a los reos.

"Por qué ustedes no se llevan a esa cantidad de colombianos que están aquí, que estoy seguro estarían mucho mejor en su país que estar delinquiendo en el nuestro. Si usted quiere, nosotros con muchísimo gusto pagamos todos los gastos, les damos, los llevamos y vamos y se los ponemos allá en la puerta de la cárcel (...) así pueden estar en su ambiente, hablando su idioma", le dijo en Martinelli a la embajadora, que tampoco se pronunció sobre la protesta de los colombianos que se prolongó durante más de quince días.

Ángela Benedetti habló con los medios panameños luego de la inauguración de La Gran Joya: "Yo le acabó de decir al presidente Martinelli que por supuesto le transmitiré el mensaje al Gobierno colombiano, y esperamos tener pronto una respuesta, incluso el Presidente se comprometió hoy a que él pagaba esa devolución de esos presos, pues se lo comentaré al Ministerio de Justicia".

Según la embajadora, en la cárcel La Joya, donde se realizó la huelga de hambre como forma de llamar la atención del Gobierno colombiano para que repatriara a sus ciudadanos, método que no tuvo éxito, hay aproximadamente 800 personas.

El director del Sistema Penitenciario de Panamá, Ángel Calderón, dijo en su momento que presos colombianos protestaban "contra el gobierno de Colombia porque no pide su repatriación al amparo del acuerdo bilateral que permite este beneficio cuando un preso de ese país cumple la mitad de su castigo".