<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Por qué el comercio va bien, y la confianza del consumidor, mal?

  • Si bien el Índice de Confianza del Consumidor (ICC) está abajo, esto no significa que la gente no esté comprando, sino que tiene dudas sobre cómo va la economía, porque el dólar es cada vez más caro. FOTO SHUTTERSTOCK
    Si bien el Índice de Confianza del Consumidor (ICC) está abajo, esto no significa que la gente no esté comprando, sino que tiene dudas sobre cómo va la economía, porque el dólar es cada vez más caro. FOTO SHUTTERSTOCK
Por Viviana Suárez L. | Publicado el 02 de octubre de 2019
Infografía
¿Por qué el comercio va bien, y la confianza, mal?

El crecimiento del comercio de bienes servicios a un ritmo de 4,8 % en el segundo trimestre de este año de acuerdo con el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), resulta paradójico con la caída que ha experimentado el Índice de Confianza del Consumidor (ICC), que produce la Fundación para la Educación Superior y el Desarrollo (Fedesarrollo).

El dato más reciente destaca una cifra en rojo, de -11,8 %, es decir, se degradó 6,7 puntos porcentuales (p.p.) frente al mes anterior (-5,1 %) y de 14,9 p.p. comparado al mismo mes de 2018, en 4,7 %.

¿Cómo se calcula? El ICC se construye preguntándole a las personas de las cinco ciudades con más población, cómo siente que va el país y cuál es su disposición para comprar bienes durables (como carros y casa); lo que significa que es un índice compuesto por la percepción de la realidad nacional y su situación personal (ver Paréntesis).

“No debería sorprendernos que una cosa ande por un lado y la otra por otro”, señaló Luis Fernando Mejía, director de Fedesarrollo.

En las respuestas a la pregunta sobre cuál es la situación económica y hacia dónde están viendo los hogares que va la economía, se refleja que la confianza de los consumidores, está impactada por elementos domésticos y políticos.

“En agosto, por ejemplo, se hizo el anuncio de un eventual aumento de los aranceles por parte de Estados Unidos a China, hubo una depresión generalizada en monedas de países emergentes, es decir, un aumento del dólar. Entonces, creemos que tuvo impacto directo, pero no es permanente, sino transitorio”, añadió.

A ese análisis de Fedesarrollo se le sumó la de Camilo Herrera Mora, fundador de la firma de análisis de consumo Raddar, quien aseguró que el tipo de cambio es clave.

“Las personas estaban acostumbradas a comprar cosas con un dólar a 2.000 pesos hace unos años, y al caer el precio del petróleo en 2014, pasamos a una divisa de 3.300 pesos, lo que causó que la gente pensara que el país iba mal y que no podría comprar tanto”, destacó

El experto añadió que con la implementación del IVA del 19 % en 2017, que generó una sensación de pérdida de capacidad de compra, cayó a -30,2 el ICC en enero de ese año.

En 2018, el cambio presidencial generó mejores expectativas, llevando la confianza al terreno positivo entre abril y agosto. “Pero luego, la nueva declaración de renta para personas naturales aumentó y comenzó el nuevo proceso de devaluación en la confianza que tenemos hasta hoy”, agregó Herrera.

Si bien el índice está abajo, esto no significa que la gente no esté comprando, sino que tiene dudas sobre cómo va la economía, porque el dólar es cada vez más caro.

Precisamente, en agosto hubo dos ocasiones en las que la moneda estadounidense estuvo al borde de cerrar en 3.500 pesos. La primera fue el pasado 6 de agosto, cuando la Tasa Representativa del Mercado (TRM) cerró en 3.459 pesos y la siguiente fue el 29 del mismo mes, cuando cerró en 3.477, a solo 23 pesos de los 3.500.

Comercio, el que jalona

Si bien la confianza para comprar bienes durables está en terreno negativo, la dinámica comercial es positiva.

De hecho, es el sector que más está jalonando la economía del país. Según el Dane, en el segundo trimestre del año, la venta al por mayor y al por menor; reparación de vehículos automotores y motocicletas; transporte y almacenamiento; alojamiento y servicios de comida creció 4,8 %, 1,1 p.p. más de lo que creció en ese período en el año anterior (3,7 %).

“Los retos que tenemos son fortalecer estrategias en pro de la formalización empresarial, aumentar la productividad, atraer inversión, ofrecer seguridad jurídica y que podamos avanzar en flexibilidad laboral”, destacó el ministro de Comercio, Industria y Turismo, José Manuel Restrepo.

Para los comerciantes, es fundamental revertir la curva de la confianza y alinearla con el crecimiento real del comercio, que en el primer semestre acumuló 4,4 % del PIB.

Con el paso de fechas como amor y amistad en septiembre, la celebración de la fiesta de disfraces en octubre, y los preparativos para diciembre que inician en noviembre, se espera una reactivación de la confianza.

“El último mes del año equivale en ventas hasta las de cuatro meses, es decir, un 30 % del comercio total”, dijo Sergio Soto, director de la seccional de Antioquia de la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco).

De acuerdo con una encuesta del gremio realizada previa a la fecha, se estimaba que el 83 % de los colombianos celebraría el día, cifra subió 3 p.p. frente al 2018, cuando fue de 80 %. Otro dato es que el 78 % jugaría al ‘amigo secreto’, más con compañeros de trabajo. Además, se esperaba que 53 % de las personas gastara hasta 50.000 pesos en el regalo; 35 % entre 50 y 100.000 pesos y un 12 %, más de 100.000 pesos.

Una de las señales que refleja que los empresarios confían en que los consumidores seguirán aportando al crecimiento del comercio es el buen comportamiento del Índice de Confianza Comercial (Icco), también realizado por Fedesarrollo. Se ubicó en 29,1 % en agosto, lo que representa un incremento de 3,3 p.p. frente al del mes pasado y un aumento de 2,5 p.p. del mismo periodo de 2018.

“Esa cifra de confianza se refiere a cómo están viendo ellos sus negocios y lo que esperan. Vemos con buenos ojos que para agosto se haya registrado en terreno positivo”, concluyó Mejía.

Contexto de la Noticia

Paréntesis el ICC en las cinco ciudades

En las cinco ciudades en ls cuales se realiza la encuesta, el ICC disminuyó. En Barranquilla bajó 15,1 p.p., en Medellín 9,5; en Cali 6,8; en Bogotá 4,8; y en Bucaramanga 4,1. Fedesarrollo explicó que este comportamiento “obedeció en mayor medida a una reducción en el Índice de Expectativas de los Consumidores (IEC) y en menor medida a una caída en el Índice de Condiciones Económicas (ICE)”. El IEC se refiere a la situación económica que los hogares esperan estar viviendo dentro de 12 meses; y el el ICE mide la percepción que los hogares tienen sobre el momento económico actual.

Viviana Suarez L.

Periodista y feminista egresada de la Universidad del Rosario.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección