<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Nadie responde por las deudas a exempleados de Viva y Ultra Air

A casi un mes de que la Superintendencia de Sociedades decretara la liquidación de las dos aerolíneas de bajo costo, las cuentas no son claras y las liquidaciones siguen en veremos.

  • Con diferencia de una semana, durante el mes de junio la Superintendencia de Sociedades anunció los autos con los que ordenó la liquidación de las aerolíneas Viva y Ultra Air, las cuales intentaron acometer, sin éxito, procesos de reorganización empresarial. FOTO Jaime Pérez
    Con diferencia de una semana, durante el mes de junio la Superintendencia de Sociedades anunció los autos con los que ordenó la liquidación de las aerolíneas Viva y Ultra Air, las cuales intentaron acometer, sin éxito, procesos de reorganización empresarial. FOTO Jaime Pérez
  • Nadie responde por las deudas a exempleados de Viva y Ultra Air
  • Nadie responde por las deudas a exempleados de Viva y Ultra Air
19 de julio de 2023
bookmark

A la espera de que los agentes liquidadores de las compañías áreas Viva y Ultra Air adelanten los respectivos inventarios y ordenen las cuentas financieras, se declararon excolaboradores de esas sociedades, quienes aún no han recibido las liquidaciones que les corresponden por ley. De esa tarea depende saber qué activos quedarán, y si les van a pagar lo que les deben.

El caso más complejo lo enfrentan 704 empleados que hasta mayo estuvieron al servicio de Viva y quienes firmaron el acuerdo de retiro sin que les alcanzaran a pagar los salarios de ese último mes. “Salimos sin un centavo”, expresaron extrabajadores de esa aerolínea de bajo costo quienes pidieron no divulgar sus nombres.

Hasta el último momento el argumento que le dio la junta directiva al presidente de la empresa, Francisco Lalinde, era que se estaban gestionando los recursos para honrar las obligaciones con los empleados, pero esto nunca sucedió.

Hay que anotar que tras conocerse las dificultades económicas de Viva, en parte por la demora de las autoridades en resolver su integración con Avianca, hubo momentos claves como el cese de operaciones, y el inicio de un posible proceso de reorganización para el que se nombró como promotor a Rodrigo Tamayo.

“A él lo nombraron dizque para salvar el negocio, una cosa ridícula porque para ese momento ya no había aviones y la aerolínea estaba acabada”, mencionaron los extrabajadores, quienes también cuestionaron la indolencia del Ministerio de Trabajo frente a su situación.

El 22 de junio, hace casi un mes, la Supersociedades anunció la liquidación de Viva y aún es incierto quién responderá por los US$8 millones que se estima se les adeudan a los exempleados.

“Sabemos que solo hay unos repuestos de aviones y que su venta, supuestamente, alcanzaría para cancelar las obligaciones laborales, pero ni siquiera los trabajadores estamos en la primera fila, antes está el pago de impuestos”, añadieron los afectados que hablaron con este diario.

Por el acuerdo de retiro la empresa se comprometía a saldar las cuentas con los colaboradores a más tardar el 30 de junio, fecha en la que nada ocurrió y por lo que el acuerdo se declaró incumplido.

Más afectados

La situación de casi 300 extrabajadores de Ultra Air es similar. Lo último que les han dicho es que, con el proceso de liquidación en marcha, deben esperar a la que Dian devuelva un saldo de IVA, con el que supuestamente les harían unos pagos.

“Al principio nos dijeron que ese era el único dinero con el que Ultra contaba, pero el liquidador nos dijo que se encontraban haciendo un inventario para poder agregar otros recursos”, anotaron afectados de esa empresa.

Igualmente mencionaron que hay muchas dudas, entre otras, en lo que tiene que ver con la seguridad social ya que en algunas colillas de pago que les fueron enviadas, pese a que los salarios no se desembolsaron, aparecen hasta los descuentos de la seguridad social. Es decir que se elaboraron y expidieron recibos de cosas que no se pagaron.

En ambos casos, la manifestación del superintendente de Sociedades, Billy Escobar Pérez, ha sido la misma: “Seguimos brindando los espacios y acompañamiento para que las empresas puedan superar las dificultades que atraviesan; no obstante, cuando estas son inviables, es nuestro deber intervenir para buscar la liquidación pronta y ordenada de los activos con el fin de que recirculen en la economía, protegiendo los derechos sociales y a los acreedores”.

El próximo 8 de agosto el liquidador de Viva terminaría el inventario de la empresa para saber de cuánto dispone de modo que se pueda ejecutar el proceso y saldar cuentas con los acreedores. Días más tarde una situación similar deberá suceder en Ultra. En ambos casos los extrabajadores recuerdan que en estas empresas los activos eran escasos, pues los aviones eran arrendados y para la operación comercial y administrativa no se contaba con oficinas o inmuebles. ¿Se conseguirán recursos suficientes para pagarles a todos? Es la gran duda que sigue en pie.

El 28 de abril del 2022 se celebró una compraventa de acciones de la sociedad Fast Colombia S.A.S (Viva Air) quien su accionista único era VivaLatinamerica S.A propiedad de Declan Ryan con Avianca.

Aunque siempre se aseguró que, tras esta movida, Avianca tenía los derechos económicos, más no los derechos políticos, para los excolaboradores de Viva es evidente que a Avianca le cabe responsabilidad en el proceso de liquidación de Viva y por ende con las obligaciones que están pendientes con quienes trabajan en Viva.

Otro de los puntos en los que llaman la atención es que Avianca estuvo interesado en integrarse con Viva, y que incluso hubo ofrecimientos desde Avianca para proporcionar los recursos que permitieran cancelar los salarios de quienes estaban en la aerolínea de bajo costo. “Fuimos engañados, atropellados, nos hicieron firmar acuerdos llenos de falsedades”, expresaron los exempleados de Viva, quienes califican de indignante este maltrato al que han sido sometidos y porque no hay a quien escribirle o dirigirse para saber qué pasará con lo que les adeudan.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD