<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos

Fallo de segunda instancia del Tribunal Administrativo los obligó a pagarles $30.891 millones a los afectados por cadena de fallas que generaron la tragedia en 2013.

  • Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos
  • Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos
  • Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos
  • Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos
  • Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos
Por juan diego ortiz jiménez | Publicado el 16 de septiembre de 2022

Casi nueve años después del colapso de la torre seis del edificio Space en El Poblado, que mató a 12 personas y abrió un vergonzoso capítulo para el gremio constructor por una epidemia creciente de edificios enfermos en la ciudad, el Tribunal Administrativo de Antioquia condenó a la firma CDO, a sus representantes, al curador que puso su firma aprobando las licencias de la deshilachada edificación y a la Alcaldía de Medellín por su inexistente control y vigilancia a la obra.

La torre seis de Space colapsó el 12 de octubre de 2013 por una inexplicable cadena de errores humanos: no hubo control de las licencias de construcción; hubo deficiencia en el dimensionamiento y en el diseño de columnas, vigas y placas, lo que generó la falta de capacidad de la edificación; y se registraron, según un estudio de la Universidad de Los Andes, inconsistencias en el diseño estructural en relación con la norma.

El Tribunal conoció el caso luego de la apelación interpuesta contra una sentencia del 26 de abril de 2021 del Juzgado Once Administrativo del Circuito de Medellín que había determinado que solo eran responsables la constructora y el curador Ruiz. En su fallo, proferido este miércoles, la Sala hizo extensiva la condena a los representantes de CDO y al Municipio por las fallas en su deber de supervisión.

En consecuencia, los declaró solidariamente responsables de pagar $30.891 millones a los afectados por los perjuicios materiales y morales, discriminados así: $27.255 millones por la pérdida de 41 inmuebles; $3.000 millones por la pérdida de enseres; y $636 millones por arrendamiento que tuvieron que pagar y por otros dejados de percibir.

La sentencia determinó diferentes responsabilidades a los condenados. Sobre Pablo Villegas Mesa, gerente de Lérida CDO; Álvaro Villegas Moreno, gerente suplente; y Juan José Restrepo Posada y Emilio Restrepo Posada, integrantes de la junta directiva de la sociedad, afirmó que incumplieron sus deberes legales y sociales, “pues frente a la presunción legal de culpa que pesa en su contra, ninguno realizó esfuerzo alguno para demostrar diligencia y cuidado a fin de desvirtuar su responsabilidad en los hechos”.

Del curador urbano segundo de Medellín, Carlos Alberto Ruiz Arango, el fallo lo señala por haber avalado las modificaciones a las licencias concedidas por su antecesora y otorgar permiso para obras nuevas de las etapas 4, 5 y 6.

También fueron condenados Axa Colpatria, la Previsora Compañía de Seguros, Mapfre y Allianz a pagar lo que les corresponda por sus pólizas.

La culpa de la Alcaldía

Según las consideraciones del Tribunal, el Municipio de Medellín omitió, además de sus funciones de vigilancia y control de la actividad constructiva, el deber de protección de la ciudadanía, pues por un informe generado tras una visita en abril de 2010, tuvo la oportunidad de conocer los errores en los planos y la deficiente construcción del edificio. “Sin embargo, ninguna actividad desplegó a fin de obtener dicho conocimiento y tomar las medidas necesarias para evitar el desastre. Se concluye entonces que el Municipio de Medellín tuvo la posibilidad y debió conocer los errores en los diseños y en la construcción que llevaron al desastre del edificio”, añadió el fallo.

Por eso no le cabe en la cabeza a nadie como, luego de conocer las evidentes fallas constructivas y sin gestión alguna para verificar la seguridad de la construcción, el Municipio expidió el acta de recibo de la etapa cinco el 22 de noviembre de 2010.

La conclusión del fallo es demoledora: “(El Municipio) pudo haber evitado el colapso y no lo hizo, lo cual lo hace responsable de los daños causados con tal suceso (...) La lógica y la experiencia indican que de haber sido otra la conducta asumida por la autoridad administrativa en el ejercicio de sus funciones, no se hubieran desencadenado los hechos tal como ocurrieron”.

Carlos Eduardo Ruiz García, afectado y representante de las víctimas de la constructora CDO, coincidió con esta recriminación del Tribunal. Aseguró que si el Municipio hubiera puesto talanqueras a la licencia de construcción o hubiera ejercido con juicio su deber de supervisión, el edificio no se hubiera caído: “es una gran victoria pero aún falta saber qué pasará con el lote. También es un precedente para todos los afectados del resto de edificios enfermos. Aún no se ha cerrado esta historia dolorosa”

Los puntos claves del fallo del Tribunal

Habla Laura Castaño Echeverri, socia de la firma apoderada de las víctimas en el proceso:

¿Qué cambió de la primera a la segunda instancia del proceso?

“La jueza de primera instancia había encontrado como responsables de todas las deficiencias constructivas del edificio Space únicamente a la constructora (Lérida CDO), ya liquidada, y al curador urbano. El Tribunal encuentra en segunda instancia que la responsabilidad es extensiva a los administradores de la Sociedad y al Municipio por algunas deficiencias en sus funciones de vigilancia durante la construcción y porque había sido enterada de deficiencias por denuncias de algunos propietarios, no se habían realizado los controles y, por el contrario, otorgó certificación y permiso de ocupación de la torre cinco y licencia de construcción de la seis. Es el punto más importante de la sentencia”.

¿Qué precedente marca la condena al Municipio por la falta de control y supervisión?

“Es un precedente importante. La primera instancia había encontrado que la responsabilidad de vigilancia del Municipio en la fase constructiva era formal, casi como un check-list de verificaciones de documentos del constructor para adelantar el proceso y para otorgar los permisos de ocupación. El Tribunal encuentra que la labor del Municipio debe ser más profunda y después de enterada de deficiencias posibles hay una carga de responsabilidad importante para vigilar y controlar si existe compromiso de la seguridad de las personas que habitan la edificación. Es un precedente dentro de los proyectos de construcción y de los demás edificios enfermos”.

¿Qué sigue ahora?

“Esta es una acción de grupo, que tiene una finalidad indemnizatoria. Con la apelación se agotan los recursos ordinarios que se podrían proponer en el proceso. Frente a los recursos extraordinarios, corresponde a la contraparte analizar si proceden y cuáles serían”.

$7.722
millones tendría que pagar la Alcaldía de Medellín tras ser condenada por el Tribunal.
23.168
millones es el monto restante que deben asumir el curador, CDO y sus representantes.

OTROS TRES EDIFICIOS QUE FUERON DEMOLIDOS Y EL QUE SERÍA EL PRÓXIMO

Bernavento, en los Bernal

Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos

El 14 de junio de 2018, 48 familias vieron cómo se derrumbaron sus sueños cuando 50 kilos de indugel convirtieron en escombros, en cinco segundos, los 19 pisos del edificio donde vivían. En 2010, un año después de su construcción, empezaron a evidenciar graves fallas que luego fueron corroboradas por el Dagrd tras una inspección a las edificaciones que tenían diseños de Jorge Aristizábal, el calculista de Space. En 2020 la Fiscalía imputó cargos a Aristizábal, Jairo Botero y Jorge Aníbal López, porque determinó que a pesar de que sabían que era una edificación inviable siguieron adelante y vendieron el proyecto.

Altos del lago, en Rionegro

Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos

Las 700 toneladas cayeron el 3 de mayo de 2019 ante la mirada de sus 116 propietarios. Dos años antes había sido evacuado tras detectar fallas incorregibles con repotenciación. La investigación arrojó que el edificio tenía secciones enteras de elementos estructurales sin una sola gota de concreto. Además, había recibido licencia en planeación para 16 pisos y lo hicieron de 21. Actualmente, hay una demanda en etapa probatoria en el Juzgado 30 Administrativo de Medellín contra el municipio de Rionegro (seriamente comprometido) y Soluciones Integrales en construcciones civiles S.A.S.

Edificio Babilonia, en Itagüí

Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos

Con una demolición que empezó el 24 de mayo y finalizó el 17 de septiembre de 2019 esta edificación fue reducida a escombros. Los estudios determinaron que Babilonia no cumplía con el 73 por ciento de los diseños originales. Las características de la estructura fueron alteradas para bajarles calidad. En noviembre de 2020 la Superintendencia de Industria y Comercio ordenó que en un plazo de 15 días la constructora Ruiz Sánchez y Asociados tenía que devolver el dinero a los 35 propietarios. Sin embargo, a pesar de este proceso, una denuncia en Fiscalía por estafa y una demanda administrativa, siguen sin recibir su dinero.

Continental Towers

Condena a Alcaldía por Space es un precedente para afectados de otros edificios enfermos

La próxima semana se sabrá si el edificio debe demolerse y en cuánto tiempo tendrá que hacerse ante el alto riesgo de colapso. Continental fue evaluado en 2013 y ese año se realizaron los últimos estudios que dieron cuenta de su inviabilidad por problemas estructurales. Con su abandono no han parado los problemas para los propietarios. En la larga lista de agravios figura la decisión de la Alcaldía y la Inspección 14 de El Poblado de ordenarles pagar por la vigilancia del fallido edificio, desmantelado por ladrones y habitantes de calle. Por los riesgos del Continental los residentes de Interclub, edificio vecino, tuvieron que evacuar sus casas.

Contexto de la Noticia

12 personas murieron por el colapso

El desplome de la torre seis del edificio Space, ocurrido en la noche del 12 de octubre de 2013, mató a 12 personas, la mayoría trabajadores de dos empresas que estaban tratando de reparar la destrozada edificación. Los cuerpos de las víctimas terminaron de ser rescatados después de 10 días de una búsqueda ininterrumpida. Sus nombres son:

·Álvaro Bolívar
(mecánico industrial)

·James Arango (obrero)

·Ricardo Castañeda
(soldador)

·Iván González (soldador)

·Juan Carlos Botero
(ingeniero)

·Jaime Botero (soldador)

·Albeiro Alcaraz (soldador)

·Diego Hernández
(obrero)

·Luis Alfonso Marín
(obrero)

·Weimar Contreras
(vigilante)

·Jesús Adrián Colorado
(vigilante)

·Juan Esteban Cantor
(residente)

Juan Diego Ortiz Jiménez

Redactor del Área Metro. Interesado en problemáticas sociales y transformaciones urbanas. Estudié derecho pero mi pasión es contar historias.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección