<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Escuchar y creer en los niños para evitar el abuso

  • El foro “Escúchalos: Me rehúso al abuso”, liderado por el despacho de la Primera Dama, buscaba entregar herramientas a la ciudadanía para atender y prevenir el abuso. FOTO Julio César Herrera
    El foro “Escúchalos: Me rehúso al abuso”, liderado por el despacho de la Primera Dama, buscaba entregar herramientas a la ciudadanía para atender y prevenir el abuso. FOTO Julio César Herrera
Por daniela jiménez gonzález | Publicado el 20 de noviembre de 2018

En ocasiones, los niños no pueden nombrar lo que les pasó a través de la palabra. Cuando se presenta un abuso sexual infantil y habita en ellos el miedo, es necesario que los adultos aviven la capacidad para leer sus gestos, señales y silencios.

Esta reflexión fue entregada por la sicóloga Mabel Patiño, durante el foro “Escúchalos: Me Rehúso al Abuso”, un espacio liderado por el despacho de la Primera Dama y que tuvo lugar ayer en Plaza Mayor con la participación de diferentes expertos y entidades de atención a la niñez.

“En el 90 por ciento de los casos, el victimario está en el portarretrato de la sala de la casa”, dijo Federico Gutiérrez, alcalde de Medellín, quien puntualizó en la necesidad de difundir el mensaje de prevención aunque se trate de un tema doloroso.“ La pregunta es: ¿Dónde están tantos niños que están siendo abusados y no tienen quién los escuche?”.

Confianza para poder sanar

Los padres que creen en sus hijos son los primeros actores involucrados en la sanación de un menor de edad que ha sido abusado. A veces por temor, ante un caso de abuso sexual infantil, los adultos tienden a negar la situación, especialmente cuando el victimario es parte de la familia.

En ese sentido, la principal invitación a las familias, docentes y cuidadores es a escuchar al niño y a fortalecer los lazos de confianza.

“Les demostramos a los niños que los estamos escuchando cuando enfrentamos nuestros propios sentimientos. Sabemos que no es fácil, porque ellos tendrán que contar el relato del abuso muchas veces, pero les permitimos que expresen sus emociones”, explicó Patiño, de FAN.

Allí donde la palabra falta, agregó, el juego adviene como una forma de expresión y comunicación. Los niños más pequeños proyectan en los títeres y en los cuentos lo que están sintiendo y el juego se convierte en una herramienta para identificar el abuso.

El cuerpo hay que cuidarlo

Prevenir el abuso implica propiciar las conversaciones sinceras sobre el respeto y autocuidado que deben tener los niños con sus cuerpos. Para Catalina Vertel, sicóloga, el hogar es el mejor escenario para dialogar sobre este tema.

Hablar de abuso sexual infantil no es fácil y, por eso, Vertel añadió que es fundamental no hacerles falsas promesas a los niños. A pesar de que será un proceso difícil, hay que reiterar en la compañía y en la importancia de denunciar el caso.

“Cuando les creemos, fortalecemos su autoestima porque se sienten escuchados y valorados en sus experiencias. Les damos seguridad para que ellos puedan relatar qué no les gusta y en qué no están de acuerdo”, dijo Vertel, de la Corporación Cariño.

Margarita Gómez Marín, primera dama de Medellín, insistió en que el abuso sexual infantil no puede ser un tema vergonzoso y que la violencia no debe perpetuarse: “No sé por qué callamos este tema tantos años. Antes de gritar o sacudir un niño, paremos. Hay que enseñarles a querer su cuerpo, cuidarlo y protegerlo, a siempre contarnos lo que ellos están sintiendo”.

Los expertos enfatizaron en la urgencia de garantizar entornos en los que los niños se sientan seguros para nombrar sus emociones, puesto que solo es posible tramitar el dolor cuando se les permite contar sus relatos.

Detener el abuso sexual infantil depende, también, de que los ciudadanos denuncien con prontitud si son testigos de un caso. Porque el silencio y la indiferencia son los peores cómplices de la violencia sexual .

Contexto de la Noticia

opciones Herramientas de prevención

· Promover el autocuidado: enseñarles a los niños a cuidar su cuerpo.

· Fortalecer la relación de confianza.

· Hablarles sobre límites: explicarles que tienen derecho a decir que no. Nadie puede tocar sus partes privadas.

· Supervisar las redes sociales y acompañar el uso del internet.

· Garantizar entorno seguros: tener claro quiénes son los vecinos y amigos. No dejar los niños solos.

· Ante un caso de abuso: llamar de inmediato al 123 y pedir comunicación con la línea social.

Daniela Jiménez González

Periodista del Área Metro. Me interesa la memoria histórica, los temas culturales y los relatos que sean un punto de encuentro con la ciudad en la que vivo, las personas que la habitan y las historias que reservan.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección