<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Desastres provocan una muerte diaria en el país

Así lo prueba Planeación Nacional, que evaluó el período 2006-2014.

  • La tragedia de Salgar llevó a que Planeación depurara las cifras de las emergencias de los últimos nueve años. FOTO JUAN ANTONIO SANCHÉZ
    La tragedia de Salgar llevó a que Planeación depurara las cifras de las emergencias de los últimos nueve años. FOTO JUAN ANTONIO SANCHÉZ
Image
Por maría victoria correa | Publicado el 24 de mayo de 2015

En los últimos nueve años murieron en Colombia 3.181 personas por desastres naturales. Algo así, como si del mapa desapareciera la población del municipio de la Jagua del Pilar en La Guajira, o como si todos los días, desde hace nueve años, muriera una persona en el país por un desastre natural.

El municipio de Sucre, en Sucre, también tiene su récord, ya que reportó que 222.405 personas resultaron damnificadas por inundaciones. Eso quiere decir que sus 21.716 habitantes estuvieron inundados al menos diez veces entre 2006 y 2014.

En contraste, los cuatro departamentos con menor mortalidad se localizan en la Región Amazónica: Vichada, Amazonas, Guaviare y Vaupés, en la medida que registran menor densidad poblacional y los eventos más frecuentes que se presentan son las inundaciones lentas.

Estas son algunas de las cifras que el Departamento Nacional de Planeación, DNP, encontró al depurar la base de datos del reporte de emergencias de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo, Ungrd, y en la que se evidencia, por ejemplo, que la población colombiana que sufrió algún tipo de afectación por desastres de origen natural es equivalente al 26 por ciento.

Y aunque el país atravesó un complejo periodo de La Niña en 2010-2011, son los años 2012 y 2013 en donde más se han registrado emergencias, con un total de 7.918 en tan solo dos años.

Cabe anotar, que durante el período de análisis se reportaron en todo el país 21.594 eventos que generaron emergencias, lo cual implica que el promedio de reportes anuales fue de 2.399 eventos, de los cuales 14.641 —que corresponden al 67,8 por ciento— se concentró en el período 2011-2014.

Las explicaciones que se pueden dar frente a esto, según el informe de Planeación, o es que evidentemente aumentaron las emergencias, o también incrementó el reporte de los ciudadanos y de los mandatarios motivados por la promulgación de la Ley 1523 de 2012 y a la expectativa que ha generado la disponibilidad de recursos a través del Fondo Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres.

Con este agudo panorama, surgen preguntas como si el país seguirá enterrando sus muertos en los desastres naturales de cada año, o si definitivamente hay que hacer una revisión de fondo no solo del sistema de atención y prevención de desastres, sino también de los planes de ordenamiento territorial.

Simón Gaviria, director del Departamento Nacional de Planeación, DNP, aseguró que desde el ordenamiento territorial se pueden prevenir los desastres al saber identificar las amenazas y si se utiliza de manera adecuada el territorio, de acuerdo a su vocación.

“Uno de los principales retos que afronta el país es realizar la revisión de los Planes de Ordenación y Manejo de Cuencas y de los Planes de Ordenamiento Territorial, incluyendo en ello el análisis de riesgo de desastres. Esto permitirá identificar las intervenciones urgentes a realizar por parte de las alcaldías, las corporaciones Autónomas Regionales, así como el Gobierno Nacional y los diferentes sectores para reducir la vulnerabilidad del país frente a la ocurrencia de desastres de origen natural”, explicó Gaviria.

Recordó que a nivel nacional, las entidades competentes para establecer las características que debe tener ese ordenamiento son el Ministerio de Ambiente, que define el ordenamiento ambiental, y el Ministerio de Vivienda, que define los lineamientos de política para el ordenamiento municipal. Gaviria destacó, en este sentido, que en nueve años, de los cerca de 48 millones de colombianos, la cuarta parte ha resultado damnificada con cerca de 12 millones de personas que han sufrido algún tipo de calamidad.

“Las inundaciones son la primera causa de muerte por fenómenos hidrometeorológicos, como se conocen a los generados por la acción violenta de los fenómenos atmosféricos, siguiendo los procesos de la climatología y del ciclo hidrológico”, afirmó Gaviria.

Recordó que quienes implementan finalmente las directrices del Gobierno Nacional en relación con el ordenamiento territorial son los niveles regional, y local, en el marco de sus respectivas competencias, al advertir que el Gobierno Nacional es corresponsable, “pero los alcaldes son los directos responsables del ordenamiento territorial en sus municipios”.

Por último, de acuerdo con el Plan Estratégico Institucional de la Ungrd 2014-2018, todas estas emergencias han llevado a que Colombia sea pionera en América Latina en el desarrollo de una visión integral frente a la gestión de los riesgos y desastres, “permitiendo una disminución de las pérdidas de vidas. Sin embargo, los daños en la propiedad, la infraestructura y los medios de subsistencia evidencian que los desastres no son eventos de la naturaleza per se, sino el resultado de la aplicación de modelos inapropiados carentes del análisis de la relación sociedad-naturaleza”.

Este plan, revela que en Colombia y de manera acumulativa, durante los últimos 40 años los desastres han ocasionado pérdidas que alcanzan los US$ 7.100 millones, es decir, un promedio de pérdidas anuales de US$ 177 millones .

Infográfico
en definitiva

El DNP depuró la información de emergencias en el período 2006-2014 y encontró, entre otras cosas, que los años 2012 y 2013 fueron en donde más se han reportado emergencias con un total de 7.918.

Contexto de la Noticia

PARA SABER MÁS fortalecer la gestión del riesgo

De acuerdo con la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo, Ungrd, y su plan estratégico, entre 1970 y el 2011 se registraron cerca de 28.000 eventos desastrosos, de los cuales cerca del 60 por ciento, se reportan desde la década de 1990. Además, durante el 2010 y el 2011, en tan sólo 15 meses, se alcanzó una cifra equivalente a la cuarta parte de los registros y los muertos de la década anterior. Hay un evidente incremento en la ocurrencia de eventos calamitosos, pasando de 5.657 registros entre 1970 y 1979, a 9.270 hechos entre el 2000 y el 2009, lo cual está relacionado con la disponibilidad de información y con el aumento de la población. La Ungrd buscará, según dicho plan, fortalecer los procesos de la gestión del riesgo, al igual que fortalecer la planificación del desarrollo con criterios de adaptación al cambio climático.

Si quiere más información:

María Victoria Correa Escobar

Soy periodista y magíster en Humanidades. Me gusta el periodismo que se hace caminando. El Chocó, la infraestructura y el vallenato son mi ruta.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Análisis

Más que en atención, se debe invertir en prevención
Ricardo Lozano
Exdirector del Ideam

Estas cifras que presenta Planeación Nacional no me sorprenden porque hay que recordar el desastre de 2010-2011 que tuvimos en Colombia, cuando superamos los niveles de precipitaciones y los niveles de exposición de nuestra infraestructura, de las comunidades, de la vivienda, de los servicios. Esa es...

Análisis

Disminuir la afectación de vías con prevención
José F. Villegas
Dir. Ejecutivo Cámara Colombiana de la Infraestructura Antioquia

Antioquia no aparece en el ranking con vías destruidas por desastres naturales aunque, obviamente, las vías nuestras son muy vulnerables porque son construidas hace mucho tiempo con un concepto que era válido hace algunos años en donde hacíamos carreteras de montaña y media ladera, que son muy vulnerables...

Notas de la sección