<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Ratones arruinan sesión y paz en el Senado

  • El senador Álvaro Uribe Vélez subió a las barras para encontrar al autor del paracaídas con los cuatro ratones vivos. FOTO Colprensa
    El senador Álvaro Uribe Vélez subió a las barras para encontrar al autor del paracaídas con los cuatro ratones vivos. FOTO Colprensa
Por Julián Amorocho Becerra | Publicado el 12 de diciembre de 2018
en definitiva

Fue una plenaria sin precedentes, tanto por el acto entre Álvaro Uribe y Sandra Ramírez, como por el paquete con ratones que fue arrojado desde las barras instantes después.

Justo cuando en la Plenaria del Senado se había vivido un gesto de reconciliación sin precedentes entre Sandra Ramírez, senadora y viuda de Tirofijo, que le entregó como símbolo una planta al senador Álvaro Uribe Vélez, alguien arrojó desde las barras del capitolio un paquete con cuatro ratones blancos vivos envueltos en confeti.

El hecho produjo conmoción entre los congresistas y recién pasada una hora, sobre las 7:00 p.m., el presidente de la corporación, Ernesto Macías, decidió levantar la sesión y convocarla nuevamente para hoy, a las 3:00 p.m..

Cuando la senadora Ramírez inició el acto simbólico Uribe estaba fuera del recinto, pero decidió volver a su puesto para recibir de sus manos la pequeña planta, como parte de un acto de reconciliación convocado en el marco del Día de los Derechos Humanos.

Según la senadora y viuda del fundador de las Farc, esta planta simbolizaba la “construcción de una nueva patria” y por la connotación política, buscó al expresidente para entregársela personalmente.

“Aunque tengamos diferencias profundas en nuestra ideología podemos encontrarnos en lo que nos une”, aseguró tras entregar la mata.

Frente a ello, Uribe le respondió con cortesía: “Le agradezco la matica, no me podía negar a recibírsela, pero le ruego entender que hay unas diferencias”.

Corrían las 4:30 p.m. y aunque se anticipaba una plenaria tensa, por la acusación contra el magistrado Gustavo Malo por el cartel de la toga en el primer puesto del orden del día, para ese momento, el gesto entre Uribe y Ramírez relajó el ambiente.

El marco no podía ser mejor, previamente, Berta Fríes, una de las víctimas del atentado contra el Club El Nogal, había hablado de la reconciliación y del perdón a las Farc, autora de este episodio que dejó 36 muertos en 2003. Sin embargo, el paquete que lanzaron con roedores recordó, pese a las buenas intenciones, la polarización del país. Terceros, sin identificar, acabaron con el momento interesante para la construcción de la paz política.

Repercusiones

“Tomamos la determinación de terminar el semestre legislativo sin gente en las barras, no nos pueden acusar de legislar a las espaldas del país porque las sesiones son transmitidas por televisión o por streaming, además, quedan grabadas”, aseguró Macías.

Al cierre de esta edición no se conoce quién arrojó este paquete, que cayó sobre el senador Álvaro Uribe Vélez, quien personalmente subió hasta donde se sitúan los espectadores para encontrar al autor del paquete con ratones.

Según el senador del Centro Democrático Santiago Valencia lo que cayó fue un paracaídas que venía atado a una bolsa y adentro estaban los cuatro ratones blancos. Tres de ellos no se movieron y el restante saltó y cayó en las rendijas del pupitre.

No se trata de un hecho para pasar por alto. No existe en los registros del Senado un evento similar. Lo más parecido ocurrió en 2006, cuando el entonces senador Carlos Moreno de Caro llevó una rata de juguete a una plenaria, con la cual cuestionaba al gobierno y a sus propios compañeros.

“Habrá que tomar medidas para evitar que se repita este bochornoso acto”, aseguró el senador Carlos Fernando Motoa, de Cambio Radical.

“Tres ratones vivos, envueltos en confeti. En un evento de reconciliación, nos falta mucho como sociedad, La paz empieza por estos pequeños actos”, agregó a su vez Sandra Ortiz, parlamentaria del Partido Verde.

El agravió cambió completamente el ambiente de reconciliación, por lo que hoy se espera que la atención se centre en la acusación contra Malo.

Lo que se presentará

Acorde a la evaluación hecha Roosvelt Rodríguez, senador instructor, el magistrado Malo tendría responsabilidad individual y compartida por los delitos de cohecho propio, concierto para delinquir, prevaricato por acción y por omisión, y utilización de asunto sometido a secreto o reserva.

Será la Plenaria de esta corporación la que decida si le quita la dignidad de Malo como aforado, lo que le permitiría a la Corte Suprema de Justicia investigarlo penalmente.

Los hallazgos de Rodríguez se basan en el proceso realizado previamente por la Comisión de Acusación de la Cámara, que encontró que sí existe una participación del magistrado en un esquema organizado de corrupción para favorecer casos de aforados a cambio de dádivas.

Como principal prueba fáctica están los casos de los exsenadores Musa Besaile y Álvaro Ashton, de los que se descubrió que pagaron 2.000 millones y 1.200 millones de pesos, respectivamente, para que se hundieran las investigaciones en su contra que estaban en poder de Malo.

Acota el documento que sin su figura, no hubieran cesado las investigaciones contra Besaile y Ashton.

Por tanto, la conclusión es que “se recomienda dar viabilidad a la acusación ante la Corte Suprema de Justicia para adelantar investigaciones penales correspondientes por esos delitos y otros que sean encontrados”.

Contexto de la Noticia

Paréntesis Malo-Pretelt, casos paralelos

El caso de Malo está siguiendo los pasos del exmagistrado de la Corte Constitucional Jorge Pretelt, quien fue juzgado en la Corte Suprema de Justicia por corrupción.

A Pretelt lo acusaron del delito de concusión, relacionado con el supuesto trámite irregular de una tutela interpuesta por la empresa Fidupetrol. Tras hacer el tránsito por el Congreso, el caso terminó en la Corte Suprema, que el 17 de abril pasado celebró los alegatos de conclusión de las partes.

En ese entonces, se informó que el fallo se conocería recién a los 10 meses, por los que el desenlace de este proceso recién se conocería en febrero del próximo año.

Julián Amorocho Becerra

Periodista bumangués del área digital de El Colombiano. Busco historias que demuestren que la realidad siempre supera a la ficción.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección