<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Así quedó el corazón de Hidroituango tras el paso del Cauca

  • Así quedó el corazón de Hidroituango tras el paso del Cauca
JUAN DIEGO ORTIZ JIMÉNEZ | Publicado el 09 de abril de 2019
Infografía
<p>El Cauca dejó herido el núcleo</p><p>de Hidroituango </p>
225

metros de altura tendrá la presa cuando sea terminada. Aún le faltan 17 metros.

49

metros de altura tiene la casa de máquinas, equivalente

a un edificio de 17 pisos.

78

kilómetros de longitud alcanzó el embalse, aguas arriba del sitio de presa.

en definitiva

Hasta que la Anla no avale el dictamen de un perito sobre la estabilidad de las obras principales del proyecto, EPM no podrá reanudar la construcción de las obras regulares de Hidroituango.

El sonido del poderoso caudal del río Cauca era ensordecedor, así pasara a 230 metros de profundidad, por los túneles de desviación rumbo a la casa de máquinas de Hidroituango. La escena desde hace dos meses es la contraria: el silencio y la quietud ahora gobiernan las cavernas del megaproyecto, en contingencia desde el 28 de abril.

Montañas de escombros, hierros retorcidos, tierra y palos están dispersos en la zona norte de la casa de máquinas. Lo único que altera el panorama es el agua que baja por los túneles de tránsito que llevan a las cavernas. La respiración con tapabocas, sumado al calor y a la humedad del sitio, hacen que la visión se empañe con cada bocanada de aire.

La divisa desde el balcón donde antes estaba el edificio de servicios auxiliares, el cual se desplomó por la presión ejercida por el Cauca durante 271 días, es de las unidades uno y dos (son ocho) perforadas y medio destruidas.

La pared que separa la casa de máquinas con la almenara también quedó derruida en su costado norte.

La presión del agua socavó parte de la pared de la almenara dos. Se aprecian varias rocas de gran tamaño. Fotos Juan Antonio Sánchez
La presión del agua socavó parte de la pared de la almenara dos. Se aprecian varias rocas de gran tamaño. Fotos Juan Antonio Sánchez

Sin embargo, William Giraldo Jiménez, vicepresidente de Proyectos de Generación de Energía de EPM, dijo que los techos de las cavernas están en buen estado, lo que permitirá recuperar el proyecto.

Lo mismo piensa John Maya Salazar, vicepresidente Ejecutivo de Gestión de Negocios de EPM, quien se esperanza en que la parte sur de la casa de máquinas esté llena de tierra y roca pero con mejores condiciones estructurales, “lo que nos dará más margen de trabajar”.

Resolución de la Anla

Giraldo recordó que la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla) impuso la resolución 820, en junio de 2018, la cual suspendió las actividades relacionadas con la etapa de construcción regular del proyecto. Esta medida no involucra la ejecución del plan de seguimiento y monitoreo ni las actividades, obras, trabajos y en general todas las medidas ambientales establecidas a partir de la contingencia.

La sanción se mantendrá, según la resolución, hasta tanto EPM contrate peritos que emitan un dictamen sobre las condiciones de estabilidad de las obras principales.

Ese dictamen debe ser emitido por expertos que no tengan ningún vínculo o subordinación con EPM, ni haya participado en etapas previas de estudios y diseños o construcción, intervención o supervisión de las obras asociadas.

“Estamos recuperando y estabilizando todas las cavernas y túneles, quitando material destruido porque eso puede generar consecuencias delicadas”, expresó Giraldo, quien añadió que cuando tengan un parte de tranquilidad, esperan que los expertos contratados rindan el informe solicitado por la Anla para levantar la restricción de la resolución.

Otro de los daños que dejó el cauce del río fue un socavón que unió la almenara con casa de máquinas. Fotos Juan Antonio Sánchez
Otro de los daños que dejó el cauce del río fue un socavón que unió la almenara con casa de máquinas. Fotos Juan Antonio Sánchez

Evaluación patológica

EPM contratará un estudio patológico para verificar el estado de las estructuras subterráneas, informe que será la base para el diseño de las reparaciones que se requieren. El diagnóstico será desarrollado a partir de la próxima semana por una firma internacional, la cual dirá qué zonas son seguras para entrar a trabajar y cuáles necesitan refuerzo y estabilización previa.

Asimismo, los operarios deben terminar de bombear los seis metros de inundación que quedan en la caverna, cuya altura es de 49 metros (como un edificio de 17 pisos).

Terminar de evacuar el agua posibilitará que continúe la inspección de zonas todavía no examinadas. “Así podemos retirar los escombros que faltan, tener certeza de los daños y estructurar un plan de estabilización”, añadió Giraldo.

Maya Salazar precisó que la limpieza debe hacerse con sumo cuidado, toda vez que si se acelera la obra civil se puede comprimir y afectar más. Por eso, a medida que se retiran los escombros, irán poniendo pernos para asegurar las estructuras.

3.500 trabajadores laboran en el proyecto para lograr la estabilización definitiva. Fotos Juan Antonio Sánchez
3.500 trabajadores laboran en el proyecto para lograr la estabilización definitiva. Fotos Juan Antonio Sánchez

Cinco hitos en julio

Los próximos tres meses serán claves en la estabilización final del proyecto. El frente de trabajo prioritario es el sellamiento de la Galería Auxiliar de Desviación (GAD) y del túnel derecho, el mismo que generó la creciente del pasado 12 de mayo que destruyó 70 casas y dejó 600 damnificados en Puerto Valdivia.

Para levantar la alerta roja aguas abajo, EPM debe sellar ambos túneles. En el derecho se avanza con perforaciones de 50 metros, desde otro túnel denominado Galería Intermedia, para inyectar concreto hasta que se forme un pretapón. Luego procederá la construcción del tapón definitivo de 22 metros de largo por 14 de ancho. En la Galería Auxiliar se trabaja en el reacomodo de las compuertas que se descarrilaron durante la crisis. Ambos procedimientos culminarían a mitad de año.

Otros dos hitos esperados a mediados de año tienen que ver con terminar los 17 metros que faltan de la presa —hoy está en la cota 418 metros sobre el nivel del mar y debe llegar a los 435 metros—.

Esto permitirá habilitar la vía que pasará por la cresta de la presa y conectará con el casco urbano de Ituango, con lo que terminarán las caravanas viales y los transbordos en planchón. El último logro que se espera en julio es la puesta en servicio de la vía que desde la presa lleva a Puerto Valdivia, la cual sufrió afectaciones durante la contingencia.

IMAGEN INÉDITA DEL ENORME SOCAVÓN

Image

El 3 de enero y, tras realizar una serie de perforaciones para airear el macizo rocoso, fue detectada una socavación que unía los túneles uno y dos de captación. El hallazgo aceleró el cronograma de cierre de las dos compuertas hacia casa de máquinas. En esta imagen se aprecia el gran hueco generado por la presión del agua, el cual tiene 80 metros de largo por 20 metros de ancho. Se requerirán 55.000 metros cúbicos de piedra menuda para taponarlo y, después, el macizo se asegurará con pernos. Este proceso tardará 20 meses.

Contexto de la Noticia

Paréntesis costo extra SERÍA DE $2,8 billones

El costo estimado del megaproyecto, antes de la emergencia, era de $11,4 billones. Con corte al 31 de diciembre pasado, según informó el gerente de EPM, Jorge Londoño De la Cuesta en la presentación del balance de 2018, se habían ejecutado $9,8 billones. Sin embargo, la contingencia disparó los costos de construcción de la futura central hidroeléctrica. El vicepresidente Maya Salazar informó el jueves que la obra terminaría valiendo $14,2 billones, es decir, $2,8 billones más de lo presupuestado. Asimismo, 2018 demandó una inyección de $1,4 billones, de los cuales, $123.310 millones fueron destinados a los componentes social y ambiental aguas abajo y aguas arriba del sitio de presa.

Del presupuesto de EPM para 2019, definido en $17,4 billones, $3,2 billones serán para inversiones. De este rubro $1,1 billones serán destinados para la recuperación y continuidad del proyecto hidroeléctrico Ituango.

Juan Diego Ortiz Jiménez

Redactor del Área Metro. Interesado en problemáticas sociales y transformaciones urbanas. Estudié derecho pero mi pasión es contar historias.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección