<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Mattos y Tapia: dos cerebros corruptos que terminaron de amigos en la cárcel

Se trata del condenado Emilio Tapia y de Carlos Mattos, quien aceptó que pagó sobornos.

  • Carlos Mattos, quien confesó haber torcido a dos jueces, estando en La Picota formó una amistad con el contratista Emilio Tapia. FOTO Colprensa
    Carlos Mattos, quien confesó haber torcido a dos jueces, estando en La Picota formó una amistad con el contratista Emilio Tapia. FOTO Colprensa
Publicado el 18 de febrero de 2022

Las presuntas andanzas criminales de Emilio Tapia y Carlos Mattos, por las cuales ambos terminaron detenidos, llevaron a que al interior de la cárcel La Picota conformaran una amistad pasada, en los últimos días, por consejos judiciales y negocios entre ellos.

Durante tres semanas de noviembre de 2021, el presunto cerebro del escándalo de Centros Poblados, y el protagonista del caso Hyundai –respectivamente–, entablaron varias conversaciones cuando se encontraron en la Unidad de Medidas Especiales de dicha prisión ubicada en Bogotá, a la cual envían únicamente a presos de alto calibre.

Aunque Mattos días después fue trasladado al pabellón Ere Sur, la amistad entre los dos perdura hasta hoy, y en ella ha habido varias consultas por parte del empresario del sector automotor al contratista que habría timado $70.000 millones de MinTIC. Una de ellas se debe a los dos preacuerdos que Mattos logró con la Fiscalía, los cuales lo comprometen a resarcir a sus víctimas luego de la compra de dos jueces para favorecer a su emporio comercial.

Esa movida jurídica habría tenido por detrás el consejo de su amigo Emilio Tapia, quien le presentó a su abogado, Alejandro Sánchez, para que tramitara uno de los preacuerdos con el ente acusador.

El aterrizaje de Sánchez

En uno de los dos documentos, con fecha del 18 de febrero de 2022 y al que tuvo acceso EL COLOMBIANO, la cosa quedó así: Iván Cancino –también apoderado de Mattos– sale como su defensor principal, “y el doctor Alejandro Sánchez Cerón como defensor suplente para los efectos de la presente negociación”.

Este diario estableció con fuentes allegadas al proceso que el aterrizaje del último abogado del zar de la Hyundai en Colombia se dio exactamente el 2 de diciembre pasado. Desde ese día su función fue solo una: acercarse a la Fiscalía para solucionar el “ladrillo” en el que estaba metido su cliente. La tarea fue muy concreta: depurar qué información servía, cuál no, consultar con Mattos y presentarla al ente acusador.

Luego de varios días, el fichaje de Sánchez dio resultados, pues sus intervenciones ante los investigadores que llevan el caso terminarían por librar de varios años de cárcel al hoy detenido, ya que a cambio de algunos beneficios se comprometió a pagar 2 millones de dólares a la Rama Judicial y a la Fiscalía, las dos víctimas.

Así las cosas, y tras la recomendación, desde hace dos meses y medio, Sánchez lleva los procesos de los dos amigos: el de Tapia, por su posible fraude procesal y falsedad en documento privado; y el que pesa sobre Carlos Mattos, por cohecho por dar u ofrecer dádivas a jueces.

Dinero perdido en juego

Los $70.000 millones que no aparecen del anticipo a Centros Poblados –escándalo del que Tapia sería el principal cerebro–, habrían hecho parte de las últimas charlas de la amistad que se ha fortalecido con el tiempo.

De acuerdo a BluRadio, Mattos sería la persona que va a prestarle tal millonada a Tapia, para que así él se la devuelva al Estado. Ese dinero, tal como lo ha detallado EL COLOMBIANO, es parte fundamental del preacuerdo que aún busca la cabeza de Centros Poblados con la Fiscalía. Ese pacto aún puede concretarse, a pesar de que esta semana Tapia haya sido llamado a juicio junto a sus socios Juan José Laverde y Luis Fernando Duque.

Sin embargo, los intereses no desde ambos bandos no paran ahí. Además de la asesoría jurídica y del posible préstamo de los miles de millones, Tapia y Mattos comparten mucho más que sitio de reclusión.

Amistad tras las rejas

Antes de que el “daddy” de los carros hubiera sido trasladado al Ere Sur de La Picota, alcanzó a pasar junto a Tapia varios días en la Unidad de Medidas Especiales, la cual habrían amoblado a su gusto con diversas comodidades.

Allí habrían llegado a conversaciones personales y negocios que hoy los tendrían comunicándose por teléfono. Uno de esos es que Tapia es quien está ofreciendo con sus cercanos la venta del avión de Mattos, ofertas que no le han venido nada bien a los allegados de este último.

De hecho, este diario consultó con una de las personas al interior del caso, quien manifestó que a pesar de desconocer esa movida entre amigos –y considerarla como “torpe” si es cierta– no la negó.

En todo caso, el futuro judicial de esta amistad aún está por resolverse. Mattos está cerca de rendir interrogatorio para conocer de una vez por todo su condena; y Emilio Tapia intenta por todos lados llegar a un preacuerdo con la Fiscalía. Mientras tanto, ambos van a seguir compartiendo sitio de reclusión y mensajes a escondidas.

$70.000
millones serían el préstamo que Mattos le haría a su amigo Tapia.
Carlos López

Soy comunidador social y periodista. Me interesan, entre muchas cosas, temas de conflicto armado, medio ambiente y derechos humanos.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección