<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Se juntaron tres “Niñas” y 17 regiones están en alerta por lluvias

El sur del país lleva 72 horas incomunicado tras un deslizamiento ocasionado por las precipitaciones.

  • Las emergencias ocasionadas por el invierno en Colombia durante 2022 dejaron una cifra de fallecidos cercana a 200. FOTO CORTESÍA
    Las emergencias ocasionadas por el invierno en Colombia durante 2022 dejaron una cifra de fallecidos cercana a 200. FOTO CORTESÍA
12 de enero de 2023
bookmark

Tanto ha llovido en los once días de 2023, que el suroccidente del país está incomunicado por un derrumbe desatado por las precipitaciones y 17 departamentos están en máxima alerta y vigilancia por el riesgo de otros desprendimientos que bloqueen sus poblaciones. Se trata de una situación que no solo impacta en Colombia, pues gran parte del hemisferio está siendo golpeada por una situación excepcional en este siglo: el fenómeno de “La Niña” se extendió durante tres años (es como si se juntaran tres de estos episodios).

Por eso, el mapa de pronósticos y alertas del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) señala que el panorama desde Quibdó y Medellín –pasando por Bogotá, Meta y Guainía– hasta la mayor parte del sur, suroriente y suroccidente está pasado por agua.

Esta situación, que ha tenido a los colombianos sacando el paraguas todos los días, tiene a más de 50 municipios de 17 departamentos en alerta roja y naranja por deslizamientos, según el Ideam. Además de contabilizar en 2022 una cifra de muertos que rodea los 200.

Entre las poblaciones en alerta se encuentran Ituango (Antioquia), Guaduas (Cundinamarca), Salento (Quindío) y Bucaramanga (Santander), en la región Andina; Popayán (Cauca) y Pasto (Nariño), en la región Pacífico; Acacías y Villavicencio (Meta), en la Orinoquia, y Puerto Garzón (Putumayo), en la Amazonía.

Entre tanto, el más reciente Boletín Diario Situacional de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD) reportó dos emergencias (de tipo ambiental) reportadas en lo corrido de 2023.

La primera, ocurrida en Rosas (Cauca) el 9 de enero, en la que hubo un movimiento en masa (deslizamientos o derrumbes) que dejó como saldo el cierre total de la vía Panamericana, que sigue activa. Ante este cierre, se habilitó la vía alterna La Depresión–La Sierra–Rosas, pero no soportó la carga vehícular y este miércoles colapsó.

La segunda tuvo lugar en Jamundí (Valle) el mismo día de el episodio de Cauca, que derivó en otro movimiento en masa que causó la pérdida de banca en una vía secundaria de la zona (ver gráfico).

En total, la Unidad para la Gestión del Riesgo reporta 17 deslizamientos, cinco inundaciones y dos crecientes súbitas; así como 115 municipios con niveles de amenaza alta y moderada por deslizamientos, de los cuales 23 están en alerta roja y otros 27 que están en alerta roja hidrológica. La cuenca del río Murindó (límites entre Antioquia y Chocó), el Bajo San Jorge-La Mojana (Súcre), el Bajo Cauca (Antioquia) y la cuenca alta del río Porice (río Medellín) son botón de muestra de estas alarmas que tienen especial atención de la UNGRD.

¿Hasta cuándo irán las lluvias?

Salvo la zona norte, el país atraviesa por una temporada de lluvias constantes y de tormentas. En diálogo con EL COLOMBIANO, el jefe de Servicios de Pronósticos y Alertas del Ideam, Luis Alfonso López, aseguró que en esta temporada es “normal” que llueva, sobre todo en la región Pacífico y, con menos intensidad, en la región Andina; sin embargo, este año ha sido más intensa en esta última zona.

“Si bien el inicio de año suele ser de menos lluvias en esta región, tendremos algunos días con lluvias: alrededor de 10 y 12 días de precipitaciones, que no significa que sean consecutivos; es decir que de los 31 días del mes, llueve entre 10 o 12 días”, explicó López.

El funcionario dijo que esas condiciones climáticas “favorecen el incremento y las probabilidades de que se presenten deslizamientos de tierra en regiones como el Pacífico, en el centro y el norte de la región Andina, el occidente de la Orinoquia y en la Amazonia”.

El “triple episodio” de La Niña

El fenómeno de La Niña se caracteriza por ser la fase fría del ciclo natural del clima llamado El Niño-Oscilación del Sur que afecta a varios continentes, entre ellos América.

Colombia no es ajena al fenómeno, que, según la Organización Meteorológica Mundial (OMM), se extendió más de lo normal este año debido a que permaneció hasta noviembre de 2022 e irá disminuyendo a lo largo de los primeros meses de 2023. Los expertos lo llaman “triple episodio de La Niña”, pues empezó en septiembre de 2020 y coronó tres inviernos (finales de 2020, 2021 y 2022) a su paso. Esto explicaría las lluvias del inicio de año y, según el Ideam, “son fenómenos que se intensifican por meses y afectan el planeta. En Colombia se presenta con el aumento en la humedad con una incidencia del invierno en Estados Unidos”.

La Defensa Civil advirtió que por cuenta de estos fenómenos climatológicos han realizado actuaciones en 871 municipios “en donde hemos activado las seccionales para hacer apoyo en las comunidades afectadas”, dijo el jefe del Grupo de Prevención y Acción Integral, coronel Ricardo Coronado.

Sin ir más lejos, el principiante 2023 estará acompañado de agua. Solo esta semana, ciudades como Medellín, Bogotá, Pasto y Popayán estarán marcados por lluvias fuertes y tormentas, según el Ideam.

Por ahora, los organismos de prevención seguirán con la guardia arriba para atender la vigilancia en las poblaciones que están en alerta ante una ola invernal que no da tregua y deja en evidencia la importancia de la prevención.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD