Battle Angel, otra mirada de Cameron a la ciencia ficción

  • Alita es el personaje principal de la película, una joven cíborg en un escenario futurístico. Es interpretada por la actriz estadounidense Rosa Salazar. FOTO cortesía Colprensa.
    Alita es el personaje principal de la película, una joven cíborg en un escenario futurístico. Es interpretada por la actriz estadounidense Rosa Salazar. FOTO cortesía Colprensa.
Por Colprensa | Publicado el 18 de febrero de 2019
170

millones de dólares fue el presupuesto para poder crear Battle Angel.

en definitiva

La película cuenta con la colaboración de James Cameron como productor y Robert Rodríguez a cargo de la dirección. La trama tiene lugar en el año 2563 después de un ataque a la Tierra.

El cine no es ajeno a la creatividad de James Cameron, el director que parece romper una y otra vez los límites establecidos en el séptimo arte. Battle Angel: La Última Guerrera, que ya se estrenó en Colombia podría ser una nueva prueba de ello.

La película fue producida y escrita por Cameron, el mismo que con 35 años de trayectoria estrenó la primera entrega de Terminator en 1984 y que dos años después presentaría Aliens y El Abismo. En los noventa pasó a la posteridad con Titanic y en el 2009 inició una nueva visión del cine de ciencia ficción con Avatar.

Ha empujado los límites de la tecnología en el cine, con la creación de nuevos mundos y el surgimiento de emotivos personajes que han pasado a convertirse en los favoritos de los fanáticos, entre realidades de ensueño y escenarios de pesadilla.

Cuando conoció de la existencia de la clásica serie de manga de Yukito Kishiro, Battle Angel, Cameron de inmediato supo que era algo que podría usar para darle vida a una nueva experiencia cinematográfica.

Es la historia de una joven cíborg que fue descubierta y reconstruida por el científico que se convertirá en su figura paterna. El relato se ubica en el año 2563 en medio de un singular y futurista mundo dividido entre ricos y desposeídos. La trama, además, le brindó a Cameron la oportunidad de explorar uno de sus temas favoritos: un complejo personaje femenino cuya travesía emotiva lleva al espectador a través de un mundo aparentemente extraño.

Fueron varios años desarrollando la tecnología para poder darles vida a los complicados efectos visuales de la película, aplicando de nuevo las más innovadoras tecnologías para resolver problemas relativos al 3D y la captura de interpretaciones tal como lo hizo con Avatar. Pero irónicamente, fue esta cinta lo que eventualmente lo alejó de Battle Angel al darse cuenta que desarrollar una ambiciosa serie de entregas para el mundo y la gente de Pandora consumiría todo el tiempo que tenía disponible.

Así que Cameron y su socio en la producción, Jon Landau, fueron en busca de alguien para que asumiera las responsabilidades de la película. Esa persona era el escritor y director Robert Rodríguez, quien aceptó reunirse con ellos y pudo ver las animaciones y el trabajo artístico que habían producido.

“Cosas de gran acción, cosas que jamás has visto antes... construcciones de mundos realmente enormes pero con personajes y relatos que realmente te afectan. Había una gran historia de amor, una historia de hija y padre, y yo soy padre. Traté de asegurarme que todo eso se mantuviera en la versión más corta”, comentó Rodríguez.

A Cameron le encantó la visión de Rodríguez acerca del guión. Fue entonces un esfuerzo unido entre el equipo Lightstorm de Cameron con base en Los Ángeles, con muchos de los diseñadores y miembros del equipo de efectos especiales tomando un descanso del mundo de Avatar para trabajar en Battle Angel, y se le sumó también la unidad de filmación de Rodríguez en Texas, el lugar en donde sería filmada la película.

Detrás de la cíborg Alita (Rosa Salazar) hay una lucha por reconocerse a uno mismo y el lugar que habita. Este es apenas el inicio de una nueva trilogía de James Cameron.

Contexto de la Noticia

¿qué sigue? La construcción de un universo

Para crear Iron City, lugar donde se lleva a cabo la película, Rodríguez convirtió la mayor parte de su lote en los Estudios Troublemaker en un extenso set; tomando influencias de Ciudad de Panamá y de otras partes del mundo. “Diseñamos un set que pudiera funcionar como una ciudad entera, pero al conectar algunas calles y ser ingenioso con la manera en que filmabas usando distintos ángulos, uno podía hacer que se viera mucho más grande. Jamás pensé que vería algo con ese nivel de detalle y escala aquí en Texas”, dijo el director sobre el set.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección