<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Un sueño que la nieve no cubrió

  • El esquí de fondo es una disciplina que combina escalada y descenso en una sola prueba, contra el reloj.
    El esquí de fondo es una disciplina que combina escalada y descenso en una sola prueba, contra el reloj.
  • Sebastián con su familia, sus hijos Matías, Tomás, Valeria, Sofía y su esposa Catalina de La Torre.
    Sebastián con su familia, sus hijos Matías, Tomás, Valeria, Sofía y su esposa Catalina de La Torre.
  • Uprimny durante la competencia que se realizó en Bogotá, la parada de roller ski.
    Uprimny durante la competencia que se realizó en Bogotá, la parada de roller ski.
  • Fotos cortesía-sebastián uprimny
    Fotos cortesía-sebastián uprimny
Por luz élida molina marín | Publicado el 24 de enero de 2018

¡Uy papá, te falta mucho!, fueron las palabras que Matías, su hijo de 9 años, le dijo a Sebastián Uprimny Ponce de León el primer día que practicó esquí de fondo.

La frase lo impactó pero sabía que era lo más honesto que había escuchado y, por ello, sacó valor para entrenar fuerte en busca de alcanzar el sueño de representar a Colombia en los Juegos Olímpicos de Invierno.

Un sueño loco, pues Sebastián no es el típico deportista que se forma desde muy pequeño con la mente puesta en la gran meta. Es más, confiesa que aunque siempre tuvo esa inquietud fue hace solo dos años cuando decidió enfocarse en lograrlo. Por eso empezó a trabajar lo más fuerte posible, aprovechando las características climáticas de su lugar de residencia, Salt Lake City, Estados Unidos, donde la nieve es parte del paisaje durante buena parte del año.

Este colombiano que nació en Francia, cuando sus padres (estudiantes) residían allí, se formó en Bogotá, donde vivió desde los dos años y hasta los 26, cuando decidió irse a Estados Unidos a estudiar inglés sin pensar que Salt Lake City sería su nuevo hogar por siempre.

En 2002, cuando llegó a esa ciudad, el destino le tendría una sorpresa, pues a un mes de los Juegos Olímpicos de Invierno, la empresa Euro Sport llamó a la puerta del lugar de trabajo de Sebastián para pedir un joven que dominara inglés y francés y conociera la ciudad.

“Esa vacante tenía mi nombre y apellido”, reconoce, en medio de risas, este colombiano que en dos semanas estará junto a Pedro Causil y Michel Poettoz portando el uniforme tricolor como únicos representantes de un país tropical en el que la nieve ya se está perdiendo hasta de los picos de los nevados.

Y recuerda que ese año, en 2002 fue su primer acercamiento al esquí de fondo y desde entonces se enamoró de esta disciplina, exigente pero accesible. Pero como el deporte no era su prioridad, pasaron muchas cosas, se casó, fundó una empresa, tuvo hijos (4) y luego así en medio de sus compromisos como padre, esposo y empresario sacó tiempo para competir y buscar la clasificación, la cual fue en tres etapas.

La primera en marzo de 2017 cuando viajó a Finlandia para analizar en qué nivel estaba. No le fue tan mal. Entonces se concentró en seguir mejorando su técnica y tiempos. Ya con la idea de estar en los Olímpicos tocó puertas y gracias al apoyo del Comité Olímpico Colombiano realizó en Bogotá una parada del roller ski (noviembre de 2017) en la que sumó el 50% de los puntos que necesitaba para estar en las justas de Pyeongchang, Corea del Sur en febrero venidero.

Con la mitad del camino recorrido, viajó en diciembre a Turquía, donde compitió en tres pruebas y recibió su regalo de Niño Dios, pues en la última competencia alcanzó el puntaje y el cupo para representar a Colombia.

Así es la historia de este hombre, que logró no solo construir una hermosa familia sino dejarle a sus hijos el mejor legado. “Les he demostrado que con disciplina y decisión se pueden hacer realidad los sueños”, dice orgulloso, este atleta que se prepara para viajar a Corea para representar al país.

Claro que no lo hará solo pues su esposa, sus hijos, su hermano y su mamá estarán con él. No promete medallas, pero sí que dará todo para dejar en alto el nombre del país.

Tras las justas su otro sueño es fomentar en Colombia el roller ski, crear clubes, conformar la Federación y empezar, así como lo han hecho en Brasil, el proceso que busca formar a los chicos para que luego vayan a la nieve y sean competitivos en deportes de invierno.

El 16 de febrero será el día de la competencia y Sebastián espera darlo todo por .Colombia

Contexto de la Noticia

Luz Élida Molina Marín

Periodista de la Universidad del Quindío. Cuyabra hasta los huesos y mamá de un milagro llamado Mariana, amante de la salsa y apasionada por el deporte.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS