<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Así es la vida ahora de las hermanas Dávalos, las famosas modelos de los cuadernos de los 2000

Ahora viven otra etapa en sus vidas: son mamás. Mariana además es emprendedora y Camila se dedica a la docencia.

  • Las hermanas Dávalos, Camila y Mariana (derecha), fueron durante 20 años dos referentes importantes del modelaje en Antioquia y Colombia. FOTO Carlos Velásquez
    Las hermanas Dávalos, Camila y Mariana (derecha), fueron durante 20 años dos referentes importantes del modelaje en Antioquia y Colombia. FOTO Carlos Velásquez
  • Camila y Mariana, las hermanas Dávalos, siguen vinculadas a la industria de la moda pero desde otros campos. FOTO Carlos Velásquez
    Camila y Mariana, las hermanas Dávalos, siguen vinculadas a la industria de la moda pero desde otros campos. FOTO Carlos Velásquez
  • Así lucían las hermanas Dávalos en las portadas de los cuadernos. FOTOS Carlos Velásquez y Cortesía
    Así lucían las hermanas Dávalos en las portadas de los cuadernos. FOTOS Carlos Velásquez y Cortesía
01 de febrero de 2024
bookmark

Las hermanas Dávalos, Mariana y Camila, fueron de las modelos más cotizadas en Colombia en los 2000. En vallas publicitarias, catálogos de ropa, ferias de moda y portadas de revistas y cuadernos estaban ellas, las gemelas de los ojos bonitos.

En la actualidad están un poco alejadas del modelaje y sus vidas se fueron encaminando por otros lados. Aunque las dos comenzaron estudios de Administración de Empresas Ganaderas, nunca terminaron la carrera porque ser modelo les exigía tiempo completo y era lo que les apasionaba desde niñas. Tienen 35 años y viven en Medellín.

Mariana es madre de tres hijos (11, 8 y 3 años) y además es emprendedora: hace poco lanzó su propia marca de vestidos de baño y ropa de playa llamada Uhmana con la que busca que las mujeres sientan libertad frente a los estereotipos. “En este proyecto me acompaña una diseñadora que me apoya en todos los diseños, yo me dejo guiar mucho por lo que visualmente funciona y mis gustos, además Cami me asesora mucho”, dijo.

Y agregó: “En esta nueva faceta he aprendido a valorar mucho más el esfuerzo de las marcas, porque ahora ya conozco desde cero todo lo que hay detrás para hacer un vestido de baño, hay sufrimiento, felicidad, errores”.

Por su parte, Camila, luego de estar radicada un tiempo en Miami, regresó a la ciudad y se formó en temas de estilismo y color, también hizo un diplomado en negocios de moda en el Instituto Marangoni de Italia. Tiene dos hijos (19 y 9 años), asesora de imagen y docente. “Con toda la seguridad del mundo podemos decir que estamos trabajando en lo que nos apasiona, lo que se ha convertido en un motor todos los días”.

Camila y Mariana, las hermanas Dávalos, siguen vinculadas a la industria de la moda pero desde otros campos. FOTO Carlos Velásquez
Camila y Mariana, las hermanas Dávalos, siguen vinculadas a la industria de la moda pero desde otros campos. FOTO Carlos Velásquez

Fueron casi dos décadas de las Dávalos trabajando con importantes firmas de ropa interior, vestidos de baño y jeans. La primera pasarela que tuvieron en Colombiamoda fue con Leonisa. También durante tres años acompañaron a los estudiantes colombianos en las portadas de los cuadernos. “Todavía tenemos varias copias de los cuadernos guardados, son como nuestro tesorito”.

En ese tiempo, en el mercado estaban además otras modelos en las tapas de los cuadernos: Cristina Hurtado, Laura Acuña, Jessica Cediel. Y antes aparecieron también Natalia París y Ana Sofía Henao. “Eran fotos cuidadas para que no se viera demasiado sugestivo, organizaban todo perfecto porque al final la decisión, de la gran mayoría de las compras, la tenía la mamá”, dijeron.

Así lucían las hermanas Dávalos en las portadas de los cuadernos. FOTOS Carlos Velásquez y Cortesía
Así lucían las hermanas Dávalos en las portadas de los cuadernos. FOTOS Carlos Velásquez y Cortesía

Cuando salen a la calle, la gente las identifica de inmediato, dicen. Las recuerdan como las gemelas de los cuadernos. “Contamos con la suerte que la gente nos recuerda de una manera muy bonita, nos hacen comentarios muy lindos y ahí es donde decimos que hicimos muy bien el trabajo”.

Hace dos años fue la última pasarela en la que participaron: estuvieron en la colección de Santísimas que reunió a varias modelos icónicas de los 2000. En diciembre pasado las dos fueron la imagen de una marca de buzos junto a la hija menor de Mariana.

https://www.elcolombiano.com/entretenimiento/moda/colaboracion-de-christian-colorado-con-las-maletas-abc-para-la-semana-de-la-moda-de-nueva-york-AM23587236

Entre las anécdotas que más recuerda Mariana está la vez que le tocó ponerse 200 fajas para un catálogo completo. “Las manos me sangraban, las uñas se me reventaron por subirme esa cantidad de fajas durante dos días de fotos. Subirse una faja es complejo”. A esto se suman las experiencias con los zapatos, comentó Camila. Hubo momentos en los que les tocó posar con tacones hasta dos tallas por debajo.

La relación de hermanas que llevan está perfectamente sincronizada. Camila dijo que es algo que pocas personas entienden porque “nosotras somos una, literal”. Incluso comparten varios gustos, entre ellos el musical: son fanáticas de Feid. Mariana y Camila están en contacto todo el día, se saben leer las miradas, se cuidan, se entienden. Cuando se encuentran se nota el amor tan grande que se tienen la una por la otra.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*