<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Oriente Medio, los actores de la disputa

  • Cientos de personas salieron ayer a las calles de Teherán, Irán, para repudiar la muerte de Qasem Soleimani. FOTO AFP
    Cientos de personas salieron ayer a las calles de Teherán, Irán, para repudiar la muerte de Qasem Soleimani. FOTO AFP
Por Sergio Andrés Correa y Juan Manuel Flórez Arias | Publicado el 04 de enero de 2020
Infografía
<p>Oriente Medio, los actores de </p><p>la disputa</p>
3.500

soldados adicionales fueron desplegados por EE. UU. en Bagdad este viernes.

en definitiva

Aunque se prevén ataques aislados por parte de Irán a objetivos estratégicos estadounidenses, expertos descartan la posibilidad de una nueva guerra entre ambos países y sus aliados.

La muerte del general Qasem Soleimani, comandante de la fuerza Quds (milicia revolucionaria) y segundo al mando del Ejército iraní, acaba de convertirse en el símbolo del sentimiento antiestadounidense que pulula en Medio Oriente. El militar era pieza clave para la estrategia del régimen iraní, que prometió “venganza”.

Expectante, el mundo entero sigue con los ojos puestos en lo que pueda ocurrir en la región tras la escalada violenta entre Irán y Estados Unidos, que tiene como escenario Bagdad, la capital iraquí, y que alcanzó su punto más álgido en la madrugada de este jueves con el ataque con drones de precisión efectuado por fuerzas estadounidenses sobre el aeropuerto de Bagdad, en el que murieron Soleimani y otras siete personas; y luego el viernes, cuando un nuevo ataque aéreo segó la vida de siete personas, entre ellas el líder religioso Hamid al Jazairi.

El hecho devela los hilos que desde el final de los años 70 se entretejen en una zona clave para los intereses geoestratégicos de Estados Unidos e Israel, aliados históricos, que han suscitado frecuentes uniones y rupturas entre países, según el enemigo de turno (ver recuadros).

¿Una nueva guerra?

El cruce de ataques a bases estadounidenses y proiraníes en territorio de Irak, la toma a la embajada de Estados Unidos en Bagdad por parte de milicianos y la posterior ofensiva del Gobierno de Donald Trump contra militares iraníes, todo en menos de una semana, mostró lo impredecibles que pueden ser las acciones de los países implicados en el momento de alta tensión que atraviesa la región.

Mientras el líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei anunció una “severa venganza”, Trump sentenció en Twitter que “Irán ha ganado negociaciones, pero nunca una guerra”.

Sin embargo, analistas consideran poco probable que los países se embarquen en una guerra. El profesor de Medio Oriente de la U. Externado, Felipe Medina, señala que el régimen iraní ha sido cauto: “Le han hecho atentados en el Parlamento y han matado a varios científicos de su programa nuclear. En ese entonces también prometieron venganza, pero no pasó nada”.

Medina añade que esa actitud está estrechamente ligada al concepto islámico del martirio, pues “quienes mueren por estas causas quedan en la memoria. Un mártir es bien visto. Eso potencializa el discurso popular”.

Algo similar considera el doctor en Seguridad Internacional y profesor de la Universidad del Norte, Janiel David Melamed, para quien “una confrontación armada, es decir, una guerra convencional no está tan cercana, pero no puede descartarse”.

El experto explica que “el escenario más probable es una retaliación iraní de caracter asimétrico, a través de sus múltiples organizaciones delegadas en la región, algunas de ellas con alcance operativo global, que intente golpear objetivos estratégicos nortamericanos. Porque militarmente hablando no creo que sea la intención de Irán irse en una confrontación abierta de sus fuerzas militares contra las de EE. UU”.

Para Melamed, además, “en varias oportunidades Trump se ha mesurado frente a otros actos de hostilidad provenientes de Irán. Es el caso del ataque a los barcos petroleros en el estrecho de Ormuz el año pasado”.

Amenaza al petróleo

Según analistas, uno de los efectos prácticos de la tensión y quizá el único que podría sentirse en Colombia es el incremento del precio del petróleo, pues una hipótesis que toma fuerza es que Irán podría intentar golpear a Estados Unidos y sus aliados cerrando el estrecho de Ormuz, sección del Golfo Pérsico por donde debe cruzar todo el crudo que se extrae en Oriente Medio.

De hecho, en 2019 Irán fue acusado de haber atacado embarcaciones frente a la costa de Arabia Saudita y plantas petroleras en ese país. “Irán ha demostrado que puede atacar instalaciones, bloquear buques. ¿Es posible un bloqueo?”, cuestionó Jean-Charles Brisard, presidente del Centro de Análisis de Terrorismo (CAT) de París.

Pero para Janiel David Melamed la respuesta es no: “Por el estrecho transcurre día a día el 30 % del petróleo que se consume en el ámbito global. Cerrarlo sería entrar en confrontación directa. Una cosa es que cierren Ormuz momentáneamente y otra la opinión que tenga sobre ese hecho la Quinta Flota Naval de Estados Unidos, desplegada en esa zona precisamente para mantenerlo abierto. Irán lo puede cerrar, pero mantenerlo así indefinidamente no puede” .

Contexto de la Noticia

Irán: el gobierno religioso que influencia la región

Como explica Felipe Medina Gutiérrez, profesor de Medio Oriente de la U. Externado, Irán no siempre fue el enemigo de Estados Unidos en esa región. Durante gran parte del siglo XX, bajo el mandato del sah Mohammad Reza Pahleví, fue de hecho un aliado incondicional. El escenario cambió con el triunfo de la llamada revolución islámica en 1979. Desde ese momento EE. UU. impuso sanciones económicas, pero la ruptura se profundizó en la década de 1980 con la guerra entre Irán e Irak, en la que EE. UU. influyó a favor de este último país con el fin de debilitar la revolución. Esto devino en un cambio de política exterior de Irán que lo convirtió en enemigo de EE. UU. y sus aliados en la región, en especial Israel. El gobierno iraní ha influido en los principales conflictos de Medio Oriente, respaldando a movimientos propalestinos, combatiendo al grupo terrorista paramilitar Estado Islámico (EI), entre otros movimientos, y ha fortalecido su vínculo con Rusia y China, rivales geopolíticos de EE. UU.

Irak: aliado en medio del fuego cruzado

Actualmente, Irak funge como una especie campo de batalla entre dos de sus aliados, Irán y Estados Unidos, pero en su momento llegó a ser enemigo de ambos. Bajo el mando de Sadam Husein, Irak se enfrentó a Irán en la década de 1980. 10 años más tarde, durante la guerra del Golfo, Husein se convirtió en enemigo acérrimo de EE. UU. y en 2003, por influencia de ese país fue derrocado. Desde entonces, como explica Felipe Medina Gutiérrez, experto en Medio Oriente de la U. Externado, ha habido una seguidilla de gobiernos proiraníes en Irak. El vacío de poder dejado por la invasión de EE. UU. en Irak fue llenado por distintas fuerzas, entre ellas, milicias a favor de Irán. Esa inestabilidad fue terreno fértil para el surgimiento de EI en 2014, el cual, curiosamente, se convirtió en un enemigo común para EE. UU. e Irán. Las milicias iraníes, tanto en Irak como en Siria, fueron un actor importante para la derrota de EI.

Israel: Enclave estadounidense en medio de enemigos

Por su rol como principal aliado de Estados Unidos en Medio Oriente, el riesgo inmediato de la confrontación con Irán recae sobre Israel, que ya cerró varios de sus sitios turísticos y puso sus fuerzas armadas en alerta. Como señala Medina, este Estado ha sido clave para EE. UU. desde su creación, en 1948. Pese a seguir contando con múltiples enemigos en la zona, como el propio Irán, Catar o Siria, Israel ha venido estableciendo vínculos con algunos países árabes a los que se enfrentó en el pasado, como es el caso de Egipto. También ha fortalecido su relación con otros aliados de EE. UU. en la región como Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudí. Más allá del rol económico, la importancia de Israel para EE. UU. sigue siendo geoestratégica y se ha fortalecido con la llegada de Donald Trump a la presidencia, quien ha tomado decisiones como el traslado de la embajada de su país a Jerusalén, una ciudad en disputa con Palestina.

Estados Unidos: Una potencia con historial de intervenciones

Los gobiernos norteamericanos han colaborado con prácticamente la totalidad de sus enemigos en Medio Oriente. En la década de 1980, respaldo a Sadam Husein en la guerra entre Iraq e Irán. Durante la guerra entre la Unión Soviética y Afganistán, entre 1978 y 1992, prestó apoyo a las facciones antisoviéticas, entre las que estaba Osama Bin Laden. Recientemente, en Siria, combatió junto a los kurdos y a facciones iraníes al Estado Islámico. La tensión con Irán, aunque presente desde el triunfo de la revolución islámica, volvió a escalar tras la retirada del presidente Donald Trump del pacto nuclear con ese país en 2015. Como explica Felipe Medina una vez derrotado el Estado Islámico, las milicias proiraníes en Irán se convirtieron en un objetivo para Trump.

Juan Manuel Flórez Arias

Periodista de la Universidad de Antioquia. Creo que es bello dedicarse a leer el mundo, a buscar los trazos que dan forma a esa figura punteada. Creo en los párrafos borrados, en las conversaciones obsesivas, en las palabras que buscamos y, a veces, encontramos.

Sergio Andrés Correa

Tengo la maleta siempre hecha y mi brújula, que por lo general apunta al sur, me trajo al periodismo para aclarar mi voz. Busco la pluralidad y no le temo a la diferencia.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Notas de la sección