<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Cambiar el tablero por la pantalla?

  • Desde antes de la pandemia ya se brindaba una oferta académica dual, tanto presencial como virtual. FOTO SSTOCK
    Desde antes de la pandemia ya se brindaba una oferta académica dual, tanto presencial como virtual. FOTO SSTOCK
Por carolina pérez | Publicado el 29 de enero de 2021

Si hay un sector que se adelanta a las necesidades de la sociedad, prevé cambios y se proyecta para ellos, es la academia. Por eso, que en época de confinamiento fueran las universidades las primeras en mostrar ejemplos de cómo se puede desarrollar la educación virtual, flexible y de calidad, fue un logro apenas lógico.

No siempre fue la pandemia. Antes existió la necesidad de facilitar el acceso a la formación, especialmente de posgrados, a personas a quienes su vida laboral les impedía acercarse a la aulas en horarios regulares; y mucho antes, el problema fue la infraestructura y el beneficio de no requerir sedes físicas para que estudiantes de municipios apartados pudieran recibir conocimientos.

Así por lo menos lo explica el presbítero Diego Luis Rendón, rector de la Universidad Católica del Norte, una institución pionera en educación virtual que ya en 1996 tenía registrados ante el Ministerio de Educación dos pregrados virtuales y en 2003 ofertó posgrados con el aval del Gobierno Nacional.

Desde ese entonces aprendieron a desarrollar material didáctico que se pudiera descargar fácil, para que los estudiantes puedan acceder a este cuando no se disponga de una conexión a internet y que se cumplan objetivos de la formación sin tener que desplazarse hasta una sede de la universidad.

Adelantados a su época

Luis David Prieto, vicerrector de la Universidad Javeriana, explica que en esta universidad se implementó desde 2014 un modelo de desarrollo de oferta académica que les permitió anticipar necesidades del contexto y adaptarse a la situación de salud pública, especialmente en cuanto a posgrados (especialidades, maestrías y doctorados), todo con “innovación pedagógica que garantiza experiencias y ambientes de aprendizaje innovadores e interdisciplinarios”, señala el vicerrector.

Ahora los esfuerzos de las universidades están enfocados en capacitar a los profesores y estudiantes para que se apropien de las plataformas de educación, entendiendo que las TICs permiten otras dinámicas educativas, disminuyendo así la deserción y adaptarse a la nueva realidad

80%
es el nivel de cobertura de programas virtuales en países de ingreso alto, según la ONU.

Contexto de la Noticia

radiografía UN VERDADERO caso de éxito

Un buen termómetro para medir la aceptación de los posgrados virtuales es la que tienen en universidades que hasta hace poco solo ofrecían cursos presenciales. Por ejemplo, Sandra Isabel Arango, profesora líder de educación virtual y TICs de U. de M., cita el caso de la Especialización de Contratación Estatal, que es el posgrado con mayor número de estudiantes entre todas las que se ofertan. “Las personas antes tenían susto para ingresar a posgrados cien por ciento virtuales y ya lo han perdido”, puntualiza la docente.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección