<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

La obesidad podría ser un trastorno del neurodesarrollo, según estudio

Un factor determinante del riesgo de obesidad puede estar asociado a mecanismos moleculares de desarrollo del cerebro durante los primeros años de vida, sugiere un estudio realizado con ratones y publicado en Sience Advances.

  • Los genes más asociados a la obesidad se expresan en el cerebro durante el desarrollo. FOTO: PIXABAY
    Los genes más asociados a la obesidad se expresan en el cerebro durante el desarrollo. FOTO: PIXABAY
EFE | Publicado el 29 de septiembre de 2022

La investigación encabezada por la Facultad de Medicina de Baylor (Estados Unidos) estudió una región del cerebro de los roedores llamada núcleo arcuato del hipotálamo, que es un regulador de la ingesta de alimentos, la actividad física y el metabolismo.

“Décadas de investigación en humanos y modelos animales han demostrado que las influencias ambientales durante períodos críticos del desarrollo tienen un gran impacto a largo plazo en la salud y la enfermedad”, indicó Robert Waterland, uno de los firmantes del estudio.

La regulación del peso corporal es, además, muy sensible a esa “programación del desarrollo”, pero aún se desconoce cómo funciona exactamente y estudios anteriores en humanos han sugerido que los genes más asociados a la obesidad se expresan en el cerebro en desarrollo.

El equipo se centró también en el desarrollo epigenético, un sistema de marcación molecular que determina qué genes se utilizarán o no en diferentes tipos de células.

Los investigadores vieron que el núcleo arcuato experimenta una amplia maduración epigenética durante la vida posnatal temprana.

Le puede interesar: ¿Por qué hacer ejercicio no trae los mismos beneficios a todas las personas?

“Ese es un periodo muy sensible a la programación del desarrollo de la regulación del peso corporal, lo que sugiere que estos efectos podrían ser consecuencia de una maduración epigenética desregulada”, apuntó Waterland.

La comparación de los datos epigenéticos en ratones con datos de personas de grandes estudios indicaron que las regiones genómicas objeto de maduración epigenética en el núcleo arcuato de los ratones coincidían, en gran medida, con las humanas asociadas al índice de masa corporal.

“Estas asociaciones sugieren que el riesgo de obesidad en humanos está determinado, en parte, por el desarrollo epigenético en el núcleo arcuato”, estimó Harrry MacKay, otro de los firmantes de la investigación.

Le recomendamos: Paro cardíaco y ejercicio, todo lo que debe saber

El experto estimó que los resultados aportan nuevas pruebas de que la epigenética del desarrollo “está probablemente implicada en las influencias ambientales y genéticas tempranas del riesgo de obesidad”.

Por ello, consideró que los esfuerzos de prevención dirigidos a estos procesos de desarrollo podrían ser la clave para detener la epidemia mundial de obesidad.

Si quiere más información:


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección