<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

“Passport Boy”: así es como los extranjeros buscan esposa en Medellín

Se trata de una práctica que tiene más de 15 años. Por medio de páginas webs y redes sociales, miles de hombres dan consejos para encontrar mujeres con “valores tradicionales” en Colombia.

  • Según comerciantes y trabajadores de la zona, la alcaldía plena cercar el Parque Lleras como medida contra la explotación sexual. Foto: Andrés Camilo Suárez Echeverry
    Según comerciantes y trabajadores de la zona, la alcaldía plena cercar el Parque Lleras como medida contra la explotación sexual. Foto: Andrés Camilo Suárez Echeverry
  • Uno de los consejos que dan para conocer “un trasero latino” es viajar a Medellin.
    Uno de los consejos que dan para conocer “un trasero latino” es viajar a Medellin.
25 de marzo de 2023
bookmark

El año pasado Medellín superó todos los récords en turismo; a la ciudad llegaron 1.400.000 personas desde muchas partes de Colombia y del planeta. Después de la pandemia, tantos salieron a conocer el mundo como si se tratara de un tesoro recién hecho. Las calles de El Poblado o Laureles las hemos visto llenas de extranjeros caminando en sandalias y pantaloneta; no faltan los grupos de hombres que buscan fiestas a cualquier hora. Muchas veces detrás de esos grupos hay más que la intención de pasar bien: se trata de hombres que buscan una pareja hecha a la medida de sus deseos.

Estos grupos se pueden encontrar fácilmente en Tik Tok, donde hay miles de videos con los hashtags #Passportbros, #passportboys o #passportkings, y no se trata de ningún grupo de rap o reguetón, es todo un movimiento de hombres que invitan a otros a sacar el pasaporte, cruzar el mar y buscar mujeres que sean de “valores más tradicionales”, similares a los que ellos tienen o con los que fueron criados. El objetivo no es buscar mujeres para una fiesta, buscan una mujer para la vida con la que se puedan casar y regresar a Estados Unidos.

Mientras se diseña una política para que el turismo reemplace al petróleo como la principal fuente económica del país, en ciudades como Medellín o Cartagena están creciendo comunidades de hombres de países como Estados Unidos, Italia o Francia que buscan apoyarse entre sí para dar “los mejores consejos”, advertencias y hasta guía para conseguir una mujer que se “acople” a ellos, que sean más “pudientes, tradicionales y cocinen rico”.

Como si fuera algún movimiento político y social, esta comunidad se oferta en la página de internet passportbros.store, allí se definen a sí mismos como los “hombres estadounidenses que buscan encontrar una esposa en otro país y mudarse allí como expatriados o llevar a su esposa de regreso a los EE. UU.”.

Uno de los consejos que dan para conocer “un trasero latino” es viajar a Medellin.
Uno de los consejos que dan para conocer “un trasero latino” es viajar a Medellin.

Antes de preparar sus salidas se informan por medio de grupos de Reddit y Facebook, donde otros miembros cuentan de sus experiencias. Suben videos a YouTube como si se tratará de algún tutorial o guía con títulos como 5 steps guide: How to get a big booty Latina, que quiere decir, como conseguir una latina de gran trasero en cinco pasos.

Como primer paso recomiendan comprar un vuelo a Medellín, anotarse en las clases de intercambios de idiomas que se realizan en Provenza. Lo describen así: en medio de cervezas, cigarrillos y con reguetón de fondo sucede el intercambio de idiomas, “así solo espera conseguir alguna chica bonita ‘latina”. También recomiendan los espacios para aprender a bailar salsa, bachata o merengue. Uno de los pasos más recomendados es llevar a esa mujer elegida a Cartagena: “Aunque creas que es caro, no lo es, Colombia es un país muy barato”, dice un tiktoker.

Aunque hoy en día tiene un nombre un poco más publicitario, no se trata de una práctica novedosa ni nueva. Con la herramienta WayBack Machine, que ofrece las versiones históricas de las páginas web, se encontró que hace más de 15 años están promocionando “tours” para hombres que quieran conocer un nuevo “amor”.

Para esto se inscriben en la página web “medellindating.com” o “loveme.com” donde les ofrecen un catálogo de mujeres con información detallada como la altura, el peso, las medidas en senos, cadera y nalgas, color de ojos, pelo, edad, hijos, religión, profesión y el signo zodiacal; todo más una breve descripción de qué buscan y qué quieren estas mujeres.

Según la página web, los usuarios pueden elegir a la mujer que les gusta y guardarla, todo a través de un número que reseña los datos. Eso sí, todo tiene un precio. Para contactarla, puede elegir si enviarle algún regalo como flores o cartas y realizar una videollamada, entre más pronto sea el pago, más rápido será el contacto.

Cada carta tiene un precio de 2.50 dólares y 9.99 dólares por su traducción. También está la opción de traductor en videollamada, que tiene un valor de 6 dólares por minuto, incluido el acceso a videos y perfiles ilimitadamente, sin contar la membresía que cuesta 95 dólares más la suscripción mensual de 29 dólares. Como quien dice: buscar esposa en Latinoamérica es toda una inversión, un negocio.

Ahora bien, de los acercamientos virtuales a las citas en Colombia hay todo un trecho. El contacto se hace unas semanas antes, cuando el cliente decide apartar cupo en algún tour, para el que tiene diferentes opciones: Cartagena, Barranquilla o Medellín, aunque todo puede ser individual, también existen los toures grupales en los que participan entre 10 y 15 hombres. Los precios van desde los 3.100 dólares a los 5.500 dólares. Lo destinos también pueden ser Perú (con ida Machu Picchu), Ucrania y Filipinas.

En los toures a Colombia también les ofrecen la opción de tener una “dama de compañía” para su aventura.

Aunque ya no lo ofrecen, esta empresa de viajes tenía un evento “Premium”, el “Miss Colombia Tour”. Entre 2002 y 2004 tuvo un valor de 900 dólares con los que el cliente podía asistir a la noche de elección y coronación de la Reinado de la Belleza Nacional, todo supuestamente en compañía de las reinas departamentales. La página ofrecía como pruebas las fotos de sus clientes dichosos en rumbas, en chivas, en corridas de toros con las reinas, incluso algunas de ellas hoy son modelos, actrices o presentadoras de noticias.

El próximo tour grupal en Medellín iniciará en junio con la opción de quedarse 14 días por 4.395 dólares, unos 21 millones de pesos aproximadamente. Por ese platal les ofrecen la opción de conocer hasta 50 mujeres en esta “aventura lejana”. Hay que aclarar que estas agencias no se encuentran en la base de datos del Registro Nacional de Turismo, por lo que no podrían realizar estas actividades en el país, sin embargo, tienen alianzas con hoteles ubicados en El Poblado y el Parque Lleras.

Este tema no es nuevo, EL COLOMBIANO denunció con anterioridad que ya existen paquetes “turísticos para extranjeros con harén de mujeres colombianas” hasta por $5000 dólares. Ya son más de 15 años en los que estas empresas practican esta forma de mercado sexual, disfrazado de nuevas experiencias o vendidos como viajes divertidísimos.

Un rastreo en redes sociales muestra cuáles son los países donde más hacen estas búsquedas de toures para encontrar mujeres en Colombia. El primero es Estados Unidos, exactamente en los estados de California y Texas, donde también estás registradas dichas páginas. También encontramos que estas prácticas tienen gran divulgación en TikTok, donde hay una cuenta que tiene más de 1.000.000 de seguidores, grupos en Facebook y Reddit con más de 15.000 miembros y cuentas en YouTube con más de 1.200.000 suscriptores.

Muchas de estas cuentas son frecuentadas por hombres afroamericanos, quienes aparecen en más 6.000 menciones en redes sociales defendiendo dicha práctica. Dicen que prefieren ir a países como Colombia, Filipinas o Brasil, porque en Estados Unidos “son vistos como los que roban, violan y matan”, mientras que en dichos países “somos tratados como reyes”.

Este es todo un debate que se comenta en varias cuentas de feminismo y Derechos Humanos; varios activistas ven estos viajes como un nuevo “colonialismo” y como una cortina de humo para tapar su verdadera intención: turismo sexual.

El debate sigue abierto, mientras ya en algunos países como Brasil muchos de estos hombres son judicializados por turismo sexual con menores y, a otros, les piden hacerse pruebas de enfermedades de transmisión sexual antes de volver a sus países.

Más que un “movimiento”, todo esto se trata de una tendencia sobre formas de buscar y ofertar el turismo sexual. Detrás de esa búsqueda de mujeres con “valores tradicionales” hay muchos dólares pagados, sigue siendo el mismo truco de comprar placer.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD