<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Una obra teatral sobre Hemingway retrata “los claroscuros” de su vida

La historia narra al ser humano que existe cuando se deshace el mito, en sus debilidades y vulnerabilidad.

  • Ernest Hemingway fue un escritor y periodista estadounidense que tuvo una gran influencia en el género de ficción en el siglo XX. FOTO: GETTY
    Ernest Hemingway fue un escritor y periodista estadounidense que tuvo una gran influencia en el género de ficción en el siglo XX. FOTO: GETTY
07 de febrero de 2023
bookmark

Cuando se cumplen cien años de la primera visita de Ernest Hemingway a la ciudad española de Pamplona (norte) famosa por los Sanfermines, el Teatro Gayarre de esa ciudad acoge una obra teatral que retrata los “claroscuros” de la vida del célebre autor estadounidense.

Escrita por la dramaturga peruana Maritza Núñez, dirigida por el pamplonés Patxi Larrea y protagonizada por Julio Alonso, “Hemingway“, se trata de una obra que narra la juventud del escritor que llegó a Pamplonael 6 de julio de 1923 con 24 años para ser reportero del diario “Toronto Star”, en busca de material para sus reportajes periodísticos.

El hombre sobrevivió a tres guerras, siempre jugando con la muerte cercana y derrochó pasión y vida sin límite alguno en todo lo que hizo. Tal y como ha descrito la autora, su vida fue un gran “encierro”, como se denomina en España a las carreras de toros bravos por pueblos y ciudades, lo que hace que le llamen la atención las famosas fiestas de Pamplona, los Sanfermines, donde esos encierros son los protagonistas.

La obra adentra al público en el ser humano que hay cuando se deshace el mito, en sus debilidades, su vulnerabilidad, cuando las heridas de guerras y viajes e intensa vida periodística y literaria han hecho de él una sombra de lo que fue.

Le puede interesar: Cartas a puño y reja, un libro que le da voz a mujeres presas

En los últimos meses de su vida, ingresado en una clínica psiquiátrica y sometido a electroshock para cortar sus impulsos suicidas, entablará con su enfermero un diálogo en el que se mezclan los recuerdos reales, como impactos de bala, con las distorsiones oníricas provocadas por su estado mental. El enfermero que comparte sus últimos días con él será su testigo privilegiado, a la vez que su conciencia y el único que parece romper su soledad final.

A lo largo de la representación se abordan temáticas relacionadas con la salud mental, tales como las relaciones familiares conflictivas, los traumas tras las pérdidas de seres queridos, las huellas de la guerra y el suicidio.

La muerte está permanentemente en el texto, tanto de forma literal al final, como de manera metafórica, refiriéndose a la incapacidad de crear, de mantenerse, de ser en el fondo todo lo que la figura de Hemingway era.

Según señaló la autora peruana, para Hemingway —nacido en 1899 en Oak Park (Illinois, EEUU)— Pamplona es “la euforia de la juventud” y añoraba esos momentos en sus últimos días antes de quitarse la vida en 1961 en Ketchum, Idaho, en Estados Unidos.

Para saber más: Ha vuelto Salman Rushdie: el novelista da la cara tras el atentado en su contra

El actor Julio Alonso narró cómo su comentado parecido físico con el autor estadounidense, ganador del Premio Nobel en 1954, le hizo interesarse por lo que se había escrito de él, y encontró la obra de Maritza Núñez, con quien conectó de inmediato con tal “pasión” que el texto terminó siendo una realidad sobre el escenario.

El director Patxi Larrea no conocía en profundidad la vida del escritor y tenía una imagen de Heminwgay que ha “cambiado” después de la obra. “El público va a darse cuenta de lo que realmente fue la vida del escritor estadounidense igual que me pasó a mí“, afirmó.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD