<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

El doble estándar en seguridad, asignatura pendiente para los fabricantes de autos en Latinoamérica

Así quedó evidenciado tras las pruebas de seguridad de vehículos realizadas por la Global NCAP.

  • La Global NCAP presentó los resultados de la prueba “carro a carro”: chocar dos modelos de igual referencia de un mismo fabricante, pero destinados a mercados diferentes. FOTOS cortesía
    La Global NCAP presentó los resultados de la prueba “carro a carro”: chocar dos modelos de igual referencia de un mismo fabricante, pero destinados a mercados diferentes. FOTOS cortesía
  • La prueba de choque verifica la seguridad para el conductor. Foto Cortesía Global NCAP
    La prueba de choque verifica la seguridad para el conductor. Foto Cortesía Global NCAP
Por Juan Guillermo Moreno | Publicado el 02 de julio de 2022

Como antesala de la primera “Reunión de alto nivel de seguridad vial” en la Asamblea General de Naciones Unidas, realizada esta semana en Nueva York, Global NCAP presentó los resultados de una prueba “carro a carro” y dejó en evidencia el doble estándar en seguridad vehicular que se aplica según el mercado al que vaya dirigido un mismo automóvil.

Global NCAP, es el programa de seguridad automotriz del gobierno estadounidense y se encarga de evaluar el desempeño en incidentes viales de los automóviles que llegan al mercado mundial. Estos resultados se presentan mediante pruebas de choque que se realizan a determinadas velocidades y con base en el nivel de daños y afectaciones a los pasajeros, caracterizados por dummies.

Los autos que mayor protección presentan a los ocupantes después de someterlos a colisiones frontales, laterales y traseras, son premiados con estrellas. Entonces, mientras más estrellas NCAP tenga un carro, más seguro es. Estas pruebas se hacen en Estados Unidos (IIHS), Europa (Euro NCAP), China (C-NCAP) y America Latina (Latin NCAP) con autos destinados a cada una de estas regiones. Así, el consumidor se entera de qué tan seguro es su carro.

Diferentes en cada mercado

No es nueva la polémica sobre las diferentes “calidades” que tienen los vehículos de un mismo modelo dependiendo del mercado en el que se comercialicen. Este fenómeno se ha llamado “Doble estándar en seguridad vehicular”. Y para demostrarlo una vez más, Global NCAP decidió hacer una prueba denominada “auto a auto”, que consistió en chocar dos modelos de igual referencia producidos por el mismo fabricante, pero destinados a mercados diferentes, uno hacia Estados Unidos y otro hacia México y algunos países de Latinoamérica. La idea, comprobar que, según el mercado al que se envíe, un mismo carro puede ser más o menos seguro.

El fabricante elegido fue Hyundai y los modelos seleccionados fueron el Grand i10 Sedan, destinado desde India a México y el Accent, que va desde México para Estados Unidos. Son prácticamente el mismo carro, de hecho, los más baratos que vende la marca en estos mercados, pero con nombres y equipamientos distintos. El Accent, por ejemplo, se ofrece con seis bolsas de aire y control electrónico de estabilidad (ESC) como equipamiento estándar, mientras que el Grand i10 llega solo con dos bolsas de aire y sin ESC a los mercados emergentes.

¿Cómo les fue en el choque?

Según lo expresan los voceros de Global NCAP, la protección ofrecida por el Accent a su conductor durante la prueba de choque fue buena y el modelo mostró estructura estable. Las seis bolsas de aire actuaron bien y el parabrisas terminó intacto. El Grand i10 mostró estructura inestable y protección pobre para el conductor, con probabilidad alta de lesiones de riesgo de vida.

El auto vendido en México hubiese obtenido una calificación de cero estrellas en las pruebas de Latin NCAP porque la estructura de la carrocería se deformó más allá de lo tolerable, la puerta del conductor se bloqueó, el pilar que sostiene el parabrisas colapsó y el volante golpeó con el pecho del conductor. Dos bolsas de aire no son suficientes para garantizar la integridad de los pasajeros a bordo.

La prueba de choque verifica la seguridad para el conductor. Foto Cortesía Global NCAP
La prueba de choque verifica la seguridad para el conductor. Foto Cortesía Global NCAP

Reacciones

Según Alejandro Furas, Secretario General de Latin NCAP, “Esta prueba es una llamada de atención para los consumidores, los reguladores y los fabricantes de automóviles. Todos los consumidores, sin importar dónde vivan, tienen derecho a esperar el mismo nivel de seguridad en sus automóviles. La brecha de seguridad transfronteriza ya no debería existir. Hacemos un llamado a los fabricantes para que detengan las estrategias de doble estándar en el mundo”.

Stephan Brodziak, presidente de Latin NCAP, asegura que “Duele ser testigo una vez más del terrible doble rasero con el que opera parte de la industria automotriz en los países de América Latina y el Caribe. Esto inevitablemente nos obliga a pensar en el sufrimiento que estos autos, construidos bajo este esquema, terminan causando a nuestras familias, sociedades y economías.

David Ward, presidente ejecutivo de Towards Zero Foundation, una organización benéfica británica que trabaja por reducir a cero el número de muertes y lesiones graves en carretera dijo: “Es muy decepcionante ver tanta diferencia en la seguridad vehicular entre Latinoamérica y Estados Unidos. Una de las principales razones han sido los retrasos en la aplicación de las normas mínimas de seguridad de los vehículos en las pruebas de choque frontal, lateral y el control electrónico de estabilidad, además de una legislación más fuerte para la protección de peatones. Los dobles raseros en la seguridad de los vehículos son con demasiada frecuencia las acciones de mercado de la industria automotriz. Y es por eso que la Reunión de Alto Nivel de la ONU de esta semana en Nueva York debe enviar un mensaje claro a los fabricantes para que detengan sus tácticas dilatorias y apliquen las normas de seguridad vehicular más importantes en todo el mundo”

Otra de las grandes tareas pendientes para hacer madurar el mercado automotor latinoamericano es que haya una etiqueta de seguridad en todos los carros nuevos, que puede alertar a los consumidores sobre los riesgos de los autos de baja protección. Así, la industria se vuelve más competitiva y consciente, más allá el marco regulatorio que tenga un país.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto Términos y Condiciones Productos y Servicios Grupo EL COLOMBIANO
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS