<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Frida, la perra rescatista héroe del terremoto en México

  • FOTOS REUTERS
    FOTOS REUTERS
Reuters y AFP | Publicado el 23 de septiembre de 2017

Para un país en duelo y contando a sus muertos por el devastador terremoto del martes, Frida, la perra de rescate de la Marina ha surgido como una fuente de inspiración y orgullo en la búsqueda de sobrevivientes.

Conocida por sus gafas y botas hechas a medida, el can de raza Labrador y siete años de edad se ha convertido en una estrella de los medios de comunicación y algunos han exagerado sus hazañas.

Esta labrador color miel, “la consentida” de muchos rescatistas humanos, se ha vuelto ícono del heroísmo en México. Es tan aclamada entre sus colegas como en las redes sociales y los medios de comunicación. Incluso un hombre de Tamaulipas (noreste) se hizo tatuar la imagen del can en el brazo.

Image

Elemento clave de la manada de la Unidad Canina de la Marina Armada de México, Frida fue asignada a la delicada misión de rescate en la escuela Enrique Rebsamen, una primaria y secundaria del sur de Ciudad de México que se desplomó con el sismo de 7,1 grados.

“Frida es especialista en detección de personas vivas en escombros”, y en su carrera -que incluye el devastador terremoto en Ecuador del año pasado- ha salvado a 12 personas, presume ante la AFP su entrenador, el tercer maestro de Infantería de Marina Israel Arauz.

Cuando Frida irrumpe en el destacamento portando su arnés militar, muchos uniformados dejan la rigidez castrense y corren a acariciar y abrazar a la perrita para tomarse una foto con ella.

“Nos da alegría, ternura y esperanza. Y los civiles la saludan y aplauden en la calle”, comenta un soldado bajo el anonimato, mientras le rasca la barriga.

Frida, “de personalidad muy gentil pero temperamento fuerte”, espera jubilarse el año próximo a los ocho años, comenta Arauz enfundado en uniforme de camuflaje.

“Para mi es un honor manejarla en estas misiones”, dice orgulloso.

En su carrera, Frida ha localizado 12 personas vivas debajo de los escombros y más de 40 muertos, más que cualquier otro perro de rescate mexicano, dijo la Marina.

Ella ha trabajado en desastres como un terremoto en Ecuador del año pasado, otro en el sur de México hace dos semanas, un deslizamiento de tierra en Guatemala en 2015 y una explosión en la torre de la estatal Pemex en 2013.

Image

Sus créditos para el desastre más reciente aún no se han registrado, dijo el capitán Armando Segura, porque sigue ocupada tratando de salvar vidas.

Como una de las instituciones más confiables del país, la Marina tiene un papel más amplio que la mayoría de las armadas, incluyendo una unidad canina que tiene otros dos perros, un par de pastores belgas de 18 meses, Echo y Evil.

Image

El Ejército también tiene perros de rescate que excavan entre las ruinas de edificios dañados, y un perro llamado Maya del Gobierno del estado Jalisco fue acreditado con la búsqueda de dos cadáveres el jueves. Estados Unidos y Chile también han enviado perros de rescate al terremoto mexicano.

Pero ninguno puede igualar la fama de Frida.

“Es una fuente de orgullo trabajar con Frida, es un perro muy especial”, dijo Israel Arauz, su manejador durante los últimos dos años.

“Vinimos a apoyar a la brigada de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México) para detectar personas y poderlas rescatar”, dice Jean Louis Zúñiga, un entrenador amateur de perros que acudió a uno de los peores derrumbes de la capital, acompañado de un entusiasta Labrador, un Border Collie blanco y negro, un tímido Boxer y un Pitbull atigrado.

Pero los personajes de cuatro patas y narices húmedas no solo son héroes del sismo. Numerosos perros de todos tamaños, razas y colores se suman a la lista de víctimas del sismo, ya sea porque quedaron atrapados entre los derrumbes, perdieron a su amo en el caos, o resultaron heridos.

Muchos fueron rescatados de entre las ruinas de los edificios por autoridades y voluntarios, que los ataban a cuerdas para salvarlos a través de ventanas.

Además, por toda la ciudad pululan unidades médicas de atención gratuita para animales heridos y centros de acopio de comida y medicamentos caninos.

“Estoy desesperada, busco a mi Candy”, clama Cecilia Vega, una estudiante universitaria que recorre incansablemente los centros de acopio preguntando, fotografía en mano, por su Chihuahua extraviado tras el sismo.

Como Candy, muchos perros se quedaron sin dueño y sus fotografías empezaron a aparecer en cuentas de Twitter, Facebook e Instagram, creadas especialmente para perros damnificados por el sismo.

“Se llama Precios y se perdió durante el sismo. Tiene problemas para respirar y es muy asustadiza”, dice uno de los muchos anuncios de la cuenta twitter @MascotasSismo, sobre la fotografía de un perro blanco con la lengua fuera.

“¡Ya con sus dueños!”, celebra otro anuncio del mismo sitio, mostrando a Brook, un Pitbull color plata.

Image

Contexto de la Noticia

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Notas de la sección