<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

A financiar un déficit en el presupuesto de $8 billones

  • Ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, presentó su primer plan para el presupuesto del próximo año. FOTO Colprensa
    Ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, presentó su primer plan para el presupuesto del próximo año. FOTO Colprensa
Por Natalia Cubillos Murcia | Publicado el 01 de agosto de 2019
15

reformas tributarias se han realizado en los últimos 25 años en el país.

Aunque la ley Orgánica de Presupuesto admite una aprobación en “desequilibrio” de este proyecto, parece de no creer que el Presupuesto General de la Nación (PGN) para el próximo año vuelva a estar desfinanciado, esta vez por 8 billones de pesos, de un total de 271,7 billones propuestos por el Gobierno (ver Informe).

Así lo confirmó el Ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, a la Comisión IV del Senado el lunes 30 de julio en un debate de control político.

“Sí existe una necesidad de encontrar unos recursos para terminar de financiar plenamente el presupuesto. Esos recursos son aproximadamente unos ocho billones de pesos”, referenció Blu Radio.

La aprobación con esta condición (estar desfinanciado), se debe dar “siempre y cuando antes de que inicie su vigencia se obtengan los recursos que hacen falta”, explicó el vicerrector administrativo de la Universidad de la Salle, Luis Fernando Ramírez.

El problema es que tras una Ley de Financiamiento o reforma tributaria que se mostraba como la “salvación” para el Gobierno el año pasado, hoy no se tengan los recursos suficientes para sufragar los gastos del Estado. Cabe resaltar que la propuesta inicial de esta modificación era la de conseguir 14 billones de pesos, pero al final solo se consiguió la mitad de esos recursos.

¿De dónde saldrán?

La situación prende aún más las alertas, para Ramírez, en un contexto en el que el PGN ya contempla un 30 % de recursos vía deuda, lo que implica que el faltante deberá suplirse a través de la venta de “activos productivos”, entre otras razones porque ya agotaron nuevos recursos vía tributación, por ahora.

Carrasquilla aclaró al Congreso que se tienen que dar unos “márgenes de maniobra” porque hay necesidades de financiar “iniciativas de inversión y gasto social que hacen indispensable comparar el uso que se le dan a esos recursos o los alternativos, que son los faltantes de 2020, respecto de los programas que quisiéramos llevar a cabo”.

Sobre los activos a enajenar, Carrasquilla aclaró que es prematuro saber cuáles son, pues estos procesos llevan tiempo y puede haber unos cambios de precio y otros escenarios.

Para Adriana Francisca Salinas, asesora de Gasto Público del Observatorio Fiscal de la Pontificia Universidad Javeriana, en un panorama de falta de transparencia presupuestal en el país “vender activos no es una buena propuesta pues son patrimonio de todos los colombianos y no es claro qué se quiere financiar con estos 8 billones”.

La explicación más profunda señala que “para tapar esos 8 billones de pesos vamos a vender una empresa, pero eso nos va a generar después otro faltante, porque ya no vas a contar con las ganancias de esta. Entonces, te va a entrar una inyección de liquidez, pero en el largo plazo es un muy mal negocio”, afirmó.

El debate también pasa por analizar cuál es la estructura óptima de tributación, el control de la evasión y la transparencia presupuestal. Al final, concluyó la experta, el país terminará con la necesidad de una nueva reforma tributaria que corrija las inconsistencias que generan estos “huecos” de financiación constantes del país; un aspecto que no sería necesario, si por ejemplo no se perdieran tantos recursos por corrupción, que la Contraloría General de la República ha valorado en 50 billones de pesos.

Finalmente, Colombia volverá a su promedio en el que se realiza una reforma tributaria cada 1,7 años, de acuerdo con la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (Andi) .

Contexto de la Noticia

informe claves de gasto del próximo año

· El presupuesto del próximo año es 4,9 % mayor que el de 2019, el cual fue de 258,9 billones de pesos.

· Uno de los sectores con más aumento fue el social, el cual pasó de 108,8 billones de pesos a 118,2 billones, un incremento del 8,7 % para trabajo, inclusión social, salud y educación.

· La asignación para las actividades del sector agropecuario se redujo 21,6 %, pasó de 2,2 billones de pesos a 1,7 billones de pesos.

· Ciencia, Tecnología e Innovación pasó de 322.000 millones a 393.000 millones de pesos, aumentó 22 %.

Natalia Cubillos Murcia

Editora de Economía de El Colombiano. Amante de las buenas y nutridas conversaciones, la música y los viajes.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Notas de la sección