<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Reportan casos de cáncer asociados a implante de seno

  • Examen de seno. Foto US Aire Force
    Examen de seno. Foto US Aire Force
Por Ramiro Velásquez Gómez | Publicado el 19 de octubre de 2017

Los casos de una rara forma de cáncer debida a implantes en el seno parecen estar en aumento dice un estudio publicado en Jama Surgery.

Se trata del denominado linfoma anaplásico de células grandes asociado a implantes de seno, BIA-ALCL, no es estrictamente un cáncer de seno sino un linfoma o cáncer del sistema inmunitario.

Algunos estimativos sugieren que afecta a 1 de cada 4.000 mujeres con implantes, otros que a 1 en 30.000, aunque los autores del estudio sugieren que la primera cifra es más ajustada.

“Estamos viendo que este cáncer está siendo poco reportado, y a medida que se obtiene más información sobre él, el número de casos probablemente aumentará en los años venideros”, explica el autor senior, Dino Ravnic, profesor de cirugía en el Colegio de Medicina de Pennsylvania State University.

En marzo, la Oficina de Alimentos y Drogas de Estados Unidos (FDA) anunció que reconocería el vínculo entre los implantes de seno y aquel linfoma. De junio de 2010 a febrero de 2017 esa agencia recibió más de 350 reportes de casos, con 9 muertes.

En casi todos los casos conocidos de BIA-ALCL, las mujeres tenían implantes de textura, distintos a los de superficie lisa. Aquellos son más utilizados en implantes ‘anatómicamente’ moldeados.

Son implantes introducidos en los años 80, que tuvieron auge en los 90. El primer caso de ese linfoma se reportó en 1997. Y antes de su introducción no se habían reportado casos de BIA-ALCL.

Mientras todos los fabricantes de los implantes texturizados han tenido casos vinculados al ese linfoma, no se han visto en los implantes lisos, algo que sugiere una relación causal.

Para los expertos, es posible que el linfoma sea provocado por una inflamación del seno que rodea el implante, y cuando el tejido del seno crece hacia los pequeños agujeros en el implante con texturas, se prolonga la inflamación. Se sabe que la inflamación crónica causa linfoma.

En la revisión los investigadores encontraron que en promedio las mujeres son diagnosticadas con el linfoma unos 10 años después del implante. La edad promedio del diagnóstico, 51 años, pero 46 para recibieron el implante por motivos cosméticos, 57 para quienes fueron implantadas con propósito reconstructivo

En el estudio se encontró que la tasa de mujeres que reciben implantes de seno crece cada año.

Y aunque el riesgo es bajo de acuerdo con la FDA, es importante que los médicos los reconozcan y estén pendientes de cualquier síntoma para detectar a tiempo el linfoma.

Contexto de la Noticia

Ramiro Velásquez Gómez

Los temas de la ciencia, la astronomía y el medio ambiente con énfasis en cambio climático son mis campos de acción periodística. Con vocación por el mundo de los pequeños felinos y la defensa animal.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección